Bosch presenta sus innovadoras soluciones de interoperabilidad para la recarga de vehículos eléctricos en VEM 2016

Bosch ha estado presente en VEM 2016, celebrado en la madrileña Plaza de Colón, del 3 al 5 de junio pasados, con una carpa interactiva en la que mostró sus innovadores servicios y productos dirigidos a facilitar los servicios de recarga de los vehículos eléctricos y la interoperabilidad de la infraestructura de recarga.

Las Apps de recarga permiten a los conductores de coches eléctricos encontrar rápidamente los puntos de recarga disponibles en su área y pagar por su uso mediante un solo clic de aceptación. Trabajando en conjunto con varios fabricantes de automóviles, Bosch Software Innovations ofrece la descarga de aplicaciones junto con la infraestructura de usuario final. Las Apps están actualmente disponibles en Alemania para las marcas Smart y Mercedes-Benz, y próximamente, lo estará para Renault. Las aplicaciones de recarga forman parte de la estrategia de conectividad global de Bosch.

FuturENERGY
Una ventaja clave de las Apps de recarga de Bosch radica en su amplio alcance. Cerca de 3.700 puntos de recarga pública en Alemania han sido ya habilitados a través de internet con estas Apps. Además de la ejecución técnica, que cuenta con servicios tales como la plataforma “intercharge eRoaming”, Bosch Software Innovations también ha firmado contratos con un gran número de operadores de puntos de recarga. Esto significa que los usuarios de estas aplicaciones pueden utilizar las estaciones de recarga sin tener que disponer de dinero en efectivo, ni tener que resolver complejos problemas técnicos o contractuales antes de recargar. Todo lo que se necesita es una cuenta de PayPal y registrarse previamente en la aplicación. El proceso de pago se completa dentro de la aplicación de un modo práctico y seguro.

Los fabricantes de automóviles están utilizando estas aplicaciones en un esfuerzo por facilitar las recargas de sus clientes de automóviles eléctricos. Esto es porque un procedimiento de recarga directa juega un papel crítico en el avance continuado hacia la electromovilidad. Los operadores de las estaciones de recarga también se benefician de ello, al ayudar estas aplicaciones a aumentar la utilización de sus puntos de recarga.

Estaciones de recarga conectadas – una aplicación ideal de IoT

Las aplicaciones de recarga son un ejemplo ideal del denominado Internet de las Cosas en el que los objetos inteligentes – en este caso – las estaciones de recarga están conectadas entre sí. Con su tecnología, Bosch Software Innovations sienta las bases para reunir en una sola plataforma de software a diferentes actores, tales como fabricantes de automóviles, operadores de puntos de recarga, suministradores de energía, distribuidores y conductores de coches eléctricos. El paquete de software, basado en la nube “Bosch IoT Suite”, y habilitado para el desarrollo de aplicaciones IoT forma la base tecnológica para las aplicaciones de recarga. Incorpora un amplio número de operadores y puntos de recarga, además de la plataforma “intercharge eRoaming” y los servicios asociados que aseguran una cómoda funcionalidad del pago del servicio.

Además de los numerosos proyectos de movilidad eléctrica y de su participación en el organismo de normalización eMI3, la contribución de Bosch a la movilidad eléctrica también incluye su participación como un socio del consorcio, socio de sistemas IoT y suministrador de la plataforma para el operador de eRoaming, “Hubject GmbH” de Berlín. Esta empresa conjunta reúne regularmente a los principales actores en el mercado de la electromovilidad para tratar temas de movilidad eléctrica y de infraestructura de recarga.

El eRoaming facilita la recarga de vehículos eléctricos entre diferentes gestores de carga

Conducir un coche eléctrico de una ciudad a otra, o incluso dentro de la misma ciudad, puede resultar un desafío para los conductores, debido a problemas en el proceso de carga. Cada gestor de cargas opera su red de puntos de recarga bajo su propio sistema informático, y éste es independiente del resto, lo que complica la recarga al conductor del coche eléctrico. Actualmente el usuario debe darse de alta como cliente en cada gestor de cargas para poder recargar en su red de puntos de recarga, y al utilizar las estaciones de recarga, usar en cada estación la tarjeta del gestor de cargas correspondiente. Los protocolos de interfaz abierta se convierten así en la mejor vía para resolver este problema.

El eRoaming está configurado para extender la movilidad eléctrica más allá de las fronteras y de los gestores de cargas. Esto permitirá a los conductores de un vehículo eléctrico recargarlo en cualquier punto de recarga, no solo en los de su propio operador. El eRoaming hace que el uso de la infraestructura de recarga sea lo suficientemente sencilla como para que ésta se convierta en parte de la vida cotidiana, lo que permitirá el nacimiento de nuevos modelos de negocio relacionados con la electromovilidad.