Deep Green, la planta de energía marina del Norte de Irlanda, ya produce electricidad

DEEP GREEN, LA PLANTA DE ENERGÍA MARINA DEL NORTE DE IRLANDA, YA PRODUCE ELECTRICIDAD

La central eléctrica Deep Green ha atraído últimamente mucha atención de la industria de la energía marina y de los medios de comunicación. La cometa submarina, como es conocida, produce ya electricidad en aguas de Irlanda del Norte. Las pruebas que se están llevando a cabo en el océano, verifican la posibilidad de desbloquear a las corrientes marinas como una fuente de energía renovable comercialmente viable.

Inventado por un ingeniero del constructor aeronáutico sueco Saab en 2001, y traspasado a la energía marina por la compañía nórdica Minesto desde 2007, Deep Green ha dado un paso más hacia la comercialización, al empezar a producir electricidad fuera de la costa de Strangford Lough, en Irlanda del Norte.

FuturENERGY
La central eléctrica Deep Green, en las aguas de Irlanda del Norte, se compone de un ala y una turbina, que está fijada al fondo del mar con una correa de sujeción y se mueve a alta velocidad siguiendo una trayectoria en forma de 8 en las mareas y corrientes marinas, alcanzando una velocidad diez veces mayor que la velocidad de las corrientes del océano. La capacidad única para aumentar el flujo relativo en un factor de 10 hace posible la producción de electricidad a partir de bajas velocidades de las mareas y corrientes marinas, de 1,2 a 2,5 m/s, un margen en el que ninguna otra tecnología conocida opera de manera rentable. La energía producida podría potencialmente incrementarse en un factor de 1.000 puesto que la velocidad y la energía tiene una relación cúbica.

Artículo publicado en: FuturENERGY Julio-Agosto 2014