La cifra de negocio de DF alcanza hasta septiembre los 608 M€

0
CTCC San Martín (Argentina). Foto cortesía de DF-Duro Felguera

DF cerró el tercer trimestre del ejercicio con un crecimiento significativo de las ventas que no se vio reflejado en la evolución del resultado ya que éste se redujo a consecuencia del ajuste en los márgenes. En paralelo, la compañía mantuvo una posición favorable de balance, con una tesorería bruta de 384 M€ e incrementando su caja neta hasta los 181 M€. Las ventas a 30 de septiembre alcanzaron los 608,4 M€ (+10,7%), destacando el aumento de la facturación internacional en un 12%, hasta superar el 88% de la cifra de negocio total del grupo, así como la mejora en la línea de negocio de Mining & Handling.


Pese al crecimiento de la facturación, el resultado neto consolidado (29 M€) fue sensiblemente inferior al del pasado ejercicio, consecuencia del progresivo ajuste de márgenes que se viene registrando en los proyectos energéticos e industriales llave en mano que ejecuta la compañía, hasta situarse en niveles próximos a la media del sector, aunque manteniéndose todavía por encima de la misma.

El EBITDA a 30 de septiembre alcanzó los 41,8 M€, lo que representa un 6,9% sobre ventas, frente al 14,2% en el mismo periodo del ejercicio anterior.

La contratación actual de DF se sitúa en 287 M€, destacando en el área de Energía la firma del contrato para la construcción del Proyecto de Ampliación de la Central Termoeléctrica Chilca Uno (100 MW), en Perú, así como diversos proyectos en el negocio de Oil & Gas que la compañía viene potenciando estratégicamente en los últimos ejercicios, sobre todo en Colombia y Perú, y en el área de Servicios, con adjudicaciones principalmente en el mercado europeo.

La cifra de contratación al término del tercer trimestre fue inferior a la que se registraba un año antes, debido en gran medida a la ralentización en los procesos de adjudicación de proyectos. No obstante, las expectativas para los últimos meses del año son más positivas de acuerdo al pipeline de ofertas, con oportunidades en Bielorrusia para Oil & Gas; Dubai, Chile y Brasil, en centrales de generación de energía; Panamá para Oil & Gas y Energía, y Perú para la de Servicios.

Al cierre del tercer trimestre la cartera de trabajo ascendía a 1.628 M€, lo que da una visibilidad del negocio para cerca de dos años, tomando como base las ventas de 2013. La composición de la cartera mantiene un equilibrio similar a 31 de diciembre de 2013 tanto por líneas de negocio como por áreas geográficas. África y Oriente Medio representan un 37%, LATAM el 26%, repartiéndose el resto entre Europa (17%) y Asia Pacífico (20%). En total un 96,8% de la cartera corresponde a proyectos contratados en los mercados exteriores.

En términos de balance, DF muestra una posición favorable registrando una tesorería bruta de 384 M€ y una caja neta de 181 M€, una vez deducida la deuda bancaria, que incluye 21,4 M€ de leasing por la adquisición de una nueva sede en Madrid. La compañía mantiene, además, el 10% de su capital en autocartera, que valorado a cotización de 30 de septiembre de 2014 equivaldría a 60,3 M€.