La eólica marina podría crecer más del 650% hasta 2030, convirtiéndose en una tecnología clave de generación de energía, según la Agencia Internacional de la Energía Renovable (IRENA, por sus siglas en inglés). En un nuevo análisis publicado por IRENA, Innovation Outlook: Offshore Wind, la energía eólica marina tiene potencial para crecer de los 13 GW en 2015, a unos 100 GW en 2030.

De acuerdo con la agencia energética, el informe ofrece un vistazo de los desarrollos futuros que conducirán al auge de la energía eólica marina, incluyendo los avances tecnológicos y mayores descensos en los costes.

FuturENERGY
 

Adnan Z. Amin, director general de IRENA comentó: “La energía eólica marina está preparada para convertirse en una tecnología de generación de energía principal en una economía global descarbonizada. Ahora que la energía eólica en tierra es competitiva con las tecnologías de generación de energía convencional, la atención se está desplazando a aplicaciones en alta mar, caracterizadas por el alto potencial técnico de generación de energía.”

El informe apunta que los avances tecnológicos en el sector impulsarán el auge de la eólica marina. Este informe destaca las próximas innovaciones que permitirán el desarrollo del sector, incluyendo aerogeneradores de próxima generación con palas más grandes y aerogeneradores flotantes, que abrirán nuevos mercados en aguas más profundas. Estos avances, junto con otras novedades del sector, reducirán los costes medios de la electricidad generada por parques eólicos marinos en un 57% a lo largo del tiempo – de 170 $/MWh en 2015 a 74 $/MWh en 2045.