La fabricación mundial de fotovoltaica se ralentiza en los últimos años

El crecimiento en la producción de módulos fotovoltaicos se ha desacelerado en los últimos años al 4% anual desde 2011 hasta 2013 después de haber aumentado una media del 78% entre 2006 y 2011. Además ha crecido, la brecha entre la capacidad de fabricación y la producción mundial de módulos fotovoltaicos, lo que lleva a tasas de utilización inferiores de las instalaciones de fabricación. El nuevo informe “Today in Energy” de la Administración de Información de Energía de Estados Unidos analiza la desaceleración de la tasa de crecimiento de la producción mundial de módulos fotovoltaicos.

Las tasas de utilización de las instalaciones de fabricación de módulos fotovoltaicos (en términos de producción real como porcentaje de la producción máxima) alcanzaron su punto máximo en 2011, cuando la producción era de 36,6 GW y la capacidad era de 52 GW, dando una tasa de utilización del 70%. En 2013, aunque la producción y la capacidad aumentaron ligeramente, la tasa de utilización de las instalaciones de fabricación se redujo al 66%.

FuturENERGY
Las ventas de paneles solares fotovoltaicos fabricados en China en los mercados norteamericano y europeo a precios extremadamente bajos, han dado lugar a denuncias de prácticas desleales de comercio. En base a una investigación que encontró que los módulos fotovoltaicos solares chinos estaban siendo objeto de dumping o subsidiados en el mercado de Estados Unidos, el Departamento de Comercio de Estados Unidos estableció derechos antidumping y antisubvención para los módulos fotovoltaicos procedentes de China. En Europa, la Comisión Europea y los principales fabricantes chinos llegaron a un acuerdo sobre precios mínimos y volúmenes de envío.

El mercado está reaccionando al lento crecimiento de la fabricación de módulos y la utilización reducida de la capacidad de fabricación fotovoltaica, reduciendo y consolidando a las empresas de fabricación fotovoltaica. Por ejemplo, Alemania informó a la Agencia Internacional de la Energía que había un total de 11.000 empleados que trabajan en 40 empresas fotovoltaicas que operaban en Alemania a finales de 2013, en comparación con los 32.000 empleados en 62 compañías registrados a finales de 2008. Se han reportado tendencias similares en China, donde los fabricantes de módulos y células fotovoltaicos han descendido de 300 a menos de 100 empresas.

grafico_pv_eiaA pesar de la consolidación de los fabricantes chinos, China sigue siendo el mayor productor de módulos fotovoltaicos, fabricando 23 GW en 2012 y 26 GW en 2013, lo que representa más del 60% de la producción mundial anual de módulos fotovoltaicos en esos años, sobre todo para servir a los mercados de exportación . China ocupa, justo por delante de los Estados Unidos, el sexto lugar en cuanto a instalación de energía solar fotovoltaica. Sin embargo, China ha anunciado un objetivo de instalar 100 GW en 2020, casi tanto como los objetivos para 2020 de Alemania, Italia y Japón combinados.

La demanda futura de energía solar fotovoltaica se verá afectada por los objetivos de los principales países en materia de capacidad solar instalada. Más de 50 países han establecido objetivos nacionales de energía solar que ascienden a más de 350 GW para el año 2020. Los actuales seis principales países en términos de capacidad fotovoltaica total instalada -Alemania, Italia, Japón, España, Francia y China-representaron el 76% de la capacidad instalada en 2012, pero sólo el 61% del objetivo mundial total para 2020. Alcanzar 350 GW para 2020 requeriría cuotas anuales promedio de 40 GW a partir de 2013 hasta el 2020, lo que equivale a la capacidad de fabricación en 2013 y está en consonancia con la actual capacidad de fabricación de 60 GW por año.

En algunos casos, los objetivos nacionales no son indicativos de un futuro mercado de la energía solar fotovoltaica de un país. Por ejemplo, los Estados Unidos no tiene un objetivo nacional. En cambio, varios estados han establecido estándares de cartera de renovables, algunos con objetivos separados explícitamente para la solar. Además, los países tienden a ajustar sus objetivos. Por ejemplo, la India aumentó recientemente su objetivo de solar desde 20 GW a 100 GW en 2022.