La inversión en energía limpia crece un 16% en 2014

0

Los datos anuales publicados por Bloomberg New Energy Finance, muestran que la inversión global en energía limpia fue de 310.000 millones de dólares el pasado año. Esta cifra es un 16% mayor que la registrada en 2013, de 268.100 millones de dólares, y más de cinco veces la que se consiguió una década antes, los 60.200 millones del año 2004, quedando aun así un 2% por debajo del récord de 317.500 millones establecido en 2011.

El aumento de las inversiones en 2014 reflejó grandes rendimientos en varios de los principales centros de despliegue de energía limpia, con un aumento del 32%, hasta los 89.500 millones de dólares en China, un 8% hasta 51.800 millones en EEUU, un 12% en Japón, llegando a los 41.300 millones, en Canadá subió un 26%, hasta 9.000 millones, un gran aumento en Brasil, del 88% hasta 7.900 millones, un incremento del 14% en India hasta 7.900 millones y en Sudáfrica se llegó a 5.500 millones, lo que supone un aumento del 5%. En Europa, a pesar de la gran inversión en eólica offshore, no se alcanzó un crecimiento acorde con el resto de regiones, rozando el 1% con respecto al año anterior y llegando a 66.000 millones.

FuturENERGY
Por categorías de inversión, la financiación de activos de proyectos de energía renovable fue la mayor, 170.700 millones de dólares, cerca de un 10% por encima de la de 2013. Al menos 7 proyectos europeos de eólica offshore que superan los 1.000 millones de dólares alcanzaron la etapa de “decisión final de inversión”, incluyendo el conjunto Gemini, de 600 MW y 3.800 millones de dólares, en Países Bajos (el mayor proyecto de energía renovable “no hidroeléctrica” registrado, en términos monetarios), el proyecto Dudgeon, de 402 MW y 2.600 millones, en aguas del Reino Unido y Wikinger, de 350 MW y 1.700 millones, que se está llevando a cabo en aguas alemanas del mar Báltico.
En 2014 se financiaron también numerosos proyectos de energía solar a gran escala y eólica en tierra. Entre ellos se encuentran el mega proyecto fotovoltáico Setouchi, en Japón, con una inversión estimada de 1.100 millones de dólares y capacidad de 250MW, la planta termo solar Xina Solar One en Sudáfrica, de 1.000 millones para 100MW, el proyecto eólico Lake Turkana de 859 millones de dólares y 310.5 MW en Kenia y el complejo eólico K2 en Ontario, Canadá, de 728 millones de dólares y 270MW.

La segunda categoría con mayor inversión fueron los proyectos distribuidos de baja capacidad, de menos de 1 MW, sobre todo los paneles solares en los tejados. Se firmaron hasta 73.500 millones de dólares en 2014, aumentando un 34%. La investigación y desarrollo por parte de gobiernos y empresas alcanzó los 29.000 millones, cerca de un 2% más que en 2013, mientras que la financiación de activos de tecnologías energéticas inteligentes como contadores inteligentes llegó hasta 16.800 millones, subiendo un 8%.

El nuevo capital obtenido por las empresas de energía limpia en los mercados públicos alcanzó su máximo en 7 años en 2014, en 18.700 millones de dólares, un aumento anual del 52%. El fabricante de coches Tesla Motors consiguió 2.300 millones de dólares a través de emisiones convertibles, y un conjunto de “yield cos” americanas y británicas y fondos de proyectos atrajeron inversiones por un total de 3.900 millones.

El capital de riesgo y la inversión privada en capital de energía limpia fue de 4.800 millones en 2014, subiendo un 16% en el año, pero muy por debajo del récord establecido en 2008 de 12.300 millones de dólares.

La energía solar supuso prácticamente la mitad de la inversión total en energía limpia en 2014, su mayor porcentaje hasta la fecha. El pasado año, se firmaron 149.600 millones para energía solar, un 25% superior a 2013. La inversión en eólica aumentó un 11% para llegar a un récord de 99.500 millones. El tercer mayor sector fueron las tecnologías energéticas inteligenes, incluyendo redes inteligentes, almacenamiento energético, eficiencia energética y vehículos eléctricos, con 37.100 millones de dólares, una inversión que aumentó un 10%. La inversión en biocombustible fue de 5.100 millones en 2014, bajando un 7% y en biomasa y energía a partir de residuos fue de 8.400 millones, cayendo un 10%. La geotérmica atrajo 2.700 millones, subiendo un 23% respecto a 2013, mientras que los proyectos de pequeña hidráulica (de menos de 50MW) bajaron un 17% hasta 4.500 millones de dólares.