La UE dependía de las importaciones energéticas para poco más de la mitad de su consumo en 2014

La dependencia energética en su punto más bajo en 9 estados miembros.  La dependencia energética de la Unión Europea  se situó en 2014 en el 53,4%, lo que significa que la UE necesitó importar más de la mitad de la energía que se consumió en el 2014.

La dependencia energética de la UE fue mayor en 2014 que en 1990, pero ligeramente inferior a su punto más alto registrado, en 2008. La evolución de la dependencia energética de la UE no ha sido constante entre 1990 y 2014, sin embargo, se ha mantenido constantemente por encima del 50% desde 2004 .

La dependencia energética varía ampliamente entre los estados miembros, con la mitad de ellos dependiendo principalmente de las importaciones para su consumo en 2014, mientras que para la otra mitad, la tasa de dependencia energética se situó por debajo del 50%.baja2

Estas cifras han sido publicadas por Eurostat, la oficina estadística de la Unión Europea, junto con la publicación de los resultados detallados anuales de 2014 sobre el suministro, transformación y consumo de energía en la UE. Estos se complementan además con una publicación sobre el ahorro de energía en la UE.