México sienta las bases para promover el uso de vehículos eléctricos e híbridos

A pesar de que los vehículos eléctricos e híbridos se ofertan desde hace más de 10 años en el mercado internacional, en México apenas circulan 222 unidades, contra las 290.000 de Estados Unidos o las cerca 44.000 que circulan por las carreteras de Noruega. Con el objeto de promover la movilidad eléctrica en el país, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) han firmado un convenio de colaboración para promover el uso de vehículos eléctricos e híbridos, así como la instalación estratégica de infraestructuras de recarga de vehículos eléctricos (electrolinera). En el marco de este convenio, la CFE y AMIA trabajarán unidas para fomentar la movilidad sostenible y para mantener un diálogo abierto con las diversas marcas de automóviles para promover el crecimiento del mercado de vehículos eléctricos e híbridos en México.

Los primeros pasos para impulsar el sector en México ya se están dando, concretamente en el caso de las infraestructuras de recarga. Para ello la CFE y AMIA han llegado a un acuerdo para poder contar con la infraestructura requerida tanto pública (estaciones de recarga o electrolineras) como privada (contadores independientes) que demanda este tipo de tecnología.

FuturENERGY
Los contadores exclusivos o contadores independientes que la CFE instalará en aquellos hogares mexicanos que lo demanden para la recarga de vehículos eléctricos, tienen un gran importancia en la promoción de la movilidad eléctrica en el país. Estos contadores exclusivos tiene como finalidad separar el consumo de los hogares del consumo que representa la recarga de las baterías de los vehículos eléctricos, que de acuerdo con las cifras de la CFE puede representar entre 8.000 y 10.000 pesos (entre 500 y 625 € aproximadamente). Con los nuevos contadores se evitará que las recargas afecten los recibos de luz de los usuarios domésticos.

Artículo publicado en: FuturENERGY Abril 2015