REE y Siemens finalizan con éxito el mantenimiento de la autopista eléctrica del Mediterráneo

Interior de la estación conversora de Santa Ponsa (Mallorca)

REE y Siemens han finalizado con éxito su intervención planificada de mantenimiento preventivo en la interconexión eléctrica que une la Península y Mallorca. Esta autopista eléctrica del Mediterráneo propiedad de REE une dos subestaciones ubicadas en Sagunto y Santa Ponsa, situada ésta cerca de la capital de Palma de Mallorca. Gracias a su tecnología HDVC, el enlace permite la transmisión en alta tensión y corriente continua de energía eléctrica a través de un cable submarino de 244 km.

Durante tres semanas del pasado mes de mayo, se realizaron de manera satisfactoria los trabajos de mantenimiento en los elementos clave de ambas estaciones conversoras. Se revisaron, entre otros aspectos, la sala de válvulas y electrónica asociada, el sistema de refrigeración de válvulas, los sistemas de control y protección y los filtros de corriente alterna, transformadores de potencia convertidores, etc. Siemens ha empleado a un equipo de 14 personas, 7 por cada estación conversora y REE, por su parte, ha destinado de 4 a 7 personas por estación conversora, para llevar a cabo esta minuciosa parada de mantenimiento, la primera que se realiza desde que las subestaciones se entregaron a REE en 2012.

FuturENERGY
La interconexión lleva más de tres años transportando electricidad entre la Península y las Islas Baleares de manera satisfactoria y se ha convertido en una infraestructura de carácter estratégico porque, según Siemens, proporciona el equivalente al 25 por ciento de la demanda de las islas de una manera segura, fiable y con gran calidad de suministro.

Las paradas han durado siete días en uno de los polos, cinco días en el otro y tres días más en ambos polos. La próxima intervención global se llevará a cabo en 2017 y, al igual que la recientemente finalizada, involucrará al personal técnico propio del cliente REE y Siemens.

La estrecha relación entre REE y Siemens en este terreno dará un nuevo salto de calidad, este año, cuando se ponga en marcha la interconexión eléctrica a través de los Pirineos, en la que se emplea por primera vez el sistema de transmisión más potente del mundo, el HDVC Plus (tecnología VSC). Ambas interconexiones forman parte del mercado único de energía europeo por el que apuesta la Comisión Europea. Para ello no sólo se necesitan redes estables con alto grado de fiabilidad en el suministro, sino conexiones transnacionales, resultado de una perfecta coordinación entre los países que eviten los cuellos de botella en la transmisión de la energía eléctrica.