SolarReserve recibe aprobación ambiental para una planta termosolar de 260 MW en Chile

0

SolarReserve ha recibido la aprobación ambiental del gobierno chileno para desarrollar uno de los mayores proyectos del mundo de energía termosolar con almacenamiento de energía. Utilizando la tecnología propia de SolarReserve de almacenamiento de energía solar térmica, el Proyecto Solar Copiapó, está programado para entrar en operación comercial en 2019, entregará 260 MW de energía fiable, limpia, no intermitente, en carga base las 24 horas del día a los consumidores del SIC. La tecnología del proyecto se basa en el éxito del proyecto termosolar de SolarReserve Crescent Dunes en EE.UU., cuya construcción ha concluido y se encuentra actualmente en proceso de puesta en marcha definitiva.

Como parte del desarrollo del proyecto de SolarReserve y del proceso de licitación para el proyecto de Copiapó, la empresa colabora con las partes interesadas y las comunidades locales para asegurar el mínimo impacto ambiental. Este proceso incluye una cuidadosa selección del emplazamiento, sistemas de bajo consumo de agua, y extensos estudios ambientales antes de comenzar la construcción. El proyecto Copiapó se sometió a evaluación ambiental integral bajo el sistema chileno de Evaluación de Impacto (Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental – SEIA), administrado por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), y como resultado fue galardonado con éxito con la Resolución de Calificación Ambiental (RCA), que es el nombre de la licencia ambiental chilena.

FuturENERGY
El proyecto de Copiapó, ubicado en la Región de Atacama, se compone de la tecnología termosolar de torre de SolarReserve con almacenamiento de energía térmica en sales fundidas en combinación con paneles solares fotovoltaicos. Este concepto híbrido maximizará la producción de la instalación, entregando más de 1.800 GWh al año, mientras que proporciona un precio de la energía altamente competitivo. Producirá hasta 260 MW de energía en carga base firme de que es fundamental para el sector industrial de Chile, en particular las empresas mineras; operando a factor de capacidad y con un porcentaje de disponibilidad iguales a los de una central de carbón. Ninguna otra tecnología probada de energía renovable puede proporcionar esta solución de energía competitiva en coste para satisfacer las necesidades de las industrias más grandes e importantes de Chile.