Tags Posts tagged with "energía eólica marina"

energía eólica marina

ABB ha recibido varios pedidos por un valor superior a los 150 M$ de la empresa energética danesa Ørsted (antes Dong Energy) para proporcionar una serie de tecnologías que permitan integrar y transmitir energía eólica renovable desde Hornsea Project Two y que podría ser el mayor parque eólico marino del mundo. Los pedidos se efectuaron durante el segundo trimestre de 2018 y constituyen el primer paso de un acuerdo marco global de cinco años para el suministro de equipos eléctricos y de automatización destinados a la conexión e integración de energía eólica marina y terrestre con la red eléctrica.

Hornsea Two es un proyecto de 1.400 MW para el desarrollo de recursos eólicos en el Mar del Norte, a unos 100 km de la costa de Yorkshire. Una vez finalizado, podrá abastecer suficiente energía eléctrica limpia para satisfacer las necesidades de más de 1,3 millones de hogares al año. Este suministro eléctrico adicional potenciará el crecimiento económico de la región británica de Humber y permitirá al Reino Unido cumplir su objetivo de generar el 15% de sus necesidades energéticas con recursos naturales en 2020.

abb_svcABB suministrará su puntera tecnología de Compensadores Estáticos de Potencia (SVC Light) con sistemas de control ABB Ability™ MACH, subestaciones de alta tensión aisladas en gas (GIS), transformadores, reactores y filtros de armónicos. ABB también se ocupará de la ingeniería, el suministro, la gestión del proyecto y la puesta en marcha de los sistemas digitales de control y protección de la subestación terrestre y de las dos subestaciones de la plataforma en alta mar.

El flujo de energía eléctrica del parque Hornsea Two estará protegido y controlado por el mayor sistema de compensación estática (STATCOM) jamás construido para una aplicación eólica marina. STATCOM permitirá incrementar la capacidad de transferencia de energía de los aerogeneradores marinos, mejorar la calidad de la energía e intensificar la estabilidad de la red, con un suministro eléctrico eficiente y fiable. El cerebro de STATCOM es el sistema de control, protección y monitorización ABB Ability MACH, que permite gestionar esta sofisticada tecnología supervisando miles de operaciones en tiempo real para garantizar la fiabilidad y la eficiencia energética.

Como parte del alcance del proyecto, el sistema MicroSCADA de ABB Ability™ se utilizará para monitorizar la red eléctrica y recabar datos de Dispositivos Electrónicos Inteligentes (IEDs) Relion® y Unidades Terminales Remotas (RTUs) para garantizar la seguridad y fiabilidad de las operaciones de los sistemas de integración en red. También se empleará tecnología avanzada de misión crítica para la comunicación entre las plataformas marinas y la subestación terrestre.

Alemania ha anunciado los resultados de su última subasta eólica marina. Seis proyectos ganaron. Tienen una potencia total conjunta de 1,6 GW y se dividen en partes iguales entre el Mar del Norte y el Mar Báltico.

La oferta ganadora más baja fue de 0 €/MWh por encima del precio de la energía al por mayor y la más alta fue de 98,30 €/MWh (precio total que incluye la prima y el precio mayorista). Los precios no incluyen los costes de la conexión a la red. El estado alemán paga por eso. El precio promedio de los seis precios ganadores fue de 46,6 €/MWh.

Ørsted ofertó a 0 €/MWh para desarrollar el parque eólico Borkum Riffgrund West 1 de 420 MW en el Mar del Norte. Innogy ganó con el parque eólico Kaskasi de 325 MW e Iberdrola ganó dos proyectos en el Mar Báltico.

El consejero delegado de WindEurope, Giles Dickson, dijo: “Estos resultados muestran que las ofertas a prima cero son posibles para algunos promotores en algunos mercados bajo ciertas condiciones, pero que no son la norma. Pero también muestran que la energía eólica marina está manteniendo los bajos costes que ha logrado en los últimos dos años“.

Alemania apunta a 15 GW de energía eólica marina para 2030. Pero para cumplir su objetivo para 2030 de un 65% de electricidad renovable, necesitará más energía eólica marina que esa. Y estos resultados muestran que puede darse el lujo de obtener 20 GW. Tendrán que cumplir con sus planes de expansión de la red para acomodar estos mayores volúmenes a largo plazo. Pero los seis parques eólicos que ganaron esta última subasta pueden acomodarse dentro de la red existente“.

Es bueno ver una mayor expansión de la eólica marina en el Mar Báltico. El Báltico tiene vientos fuertes y estables, olas bajas, aguas poco profundas y distancias cercanas a la costa“.

Iberdrola aplicará en su parque Wikinger el proyecto ROMEO, una de las iniciativas de I+D más ambiciosas del momento en la mejora de la eficiencia en el sector de la energía eólica marina.

Wikinger será el escenario de pruebas de uno de los tres proyectos piloto que se desarrollarán en el marco de esta iniciativa, que está siendo financiada por el Programa Horizonte2020 de la Unión Europea y liderada por Iberdrola.

El parque de Wikinger, con un total de 350 MW de potencia instalada, será capaz de suministrar energía renovable a unos 350.000 hogares, cuyo consumo equivale a más del 20% de la demanda de energía del estado de Mecklemburgo-Pomerania Occidental, donde está ubicado el parque.

Con una inversión cercana a los 1.400 millones de euros, Wikinger evitará emitir a la atmósfera casi 600.000 toneladas de CO2 al año. Durante la construcción del parque se fijaron al lecho marino 280 pilotes construidos por la empresa asturiana Windar. Asimismo, los 70 jackets (cimentaciones) fueron fabricados por la española Navantia, en los astilleros de Fene, en Coruña y por el empresa danesa Bladt, en Lindo, Dinamarca. En cuanto a las turbinas, de 5 MW de potencia unitaria, modelo AD 5-135, fueron desarrolladas por Siemens Gamesa en sus plantas de Bremerhaven y Stade en Alemania.

Una apuesta por la energía eólica marina

El proyecto ROMEO, que arrancó en junio de 2017, tiene como misión reducir los costes de operación y mantenimiento en los parques eólicos marinos (offshore) por medio de estrategias y sistemas de monitorización avanzadas, así como analizar el comportamiento de las turbinas eólicas en tiempo real.
El consorcio del proyecto, compuesto por compañías y entidades europeas, que cubren toda la cadena de valor del sector, trabaja en el desarrollo de una plataforma analítica y de gestión que permitirá mejorar el proceso de toma de decisiones con el fin de facilitar la evolución de las estrategias actuales de Operación y Mantenimiento (O&M) basadas en correctivos a novedosas estrategias basadas en el estado real y de degradación de los componentes de las principales estructuras del parque.

Asimismo, Romeo desarrollará una plataforma centrada en la nube y el Internet de las Cosas que albergará modelos para diagnosticar y predecir los fallos de los sistemas. Esta plataforma permitirá comprender mejor el comportamiento en tiempo real de los principales componentes de los aerogeneradores en operación y su estado actual. Con este sistema se podrá extender su vida útil y se reducirán sus costes de operación y mantenimiento.

Las innovaciones del proyecto serán probadas también en los parques eólicos de Teeside, ya en funcionamiento y en East Anglia 1, este último propiedad también de Iberdrola.

El proyecto ROMEO, que finalizará en el año 2022, está constituido por un consorcio compuesto por 12 entidades, procedentes de 6 estados miembros de la UE y un país asociado. Además de Iberdrola Renovables Energía, que lidera el proyecto, el consorcio incluye a grandes empresas (Electricité De France, ADWEN, Siemens Gamesa, RAMBOLL, IBM Research Zurich, INDRA, BACHMANN Monitoring), pymes (LAULAGUN Bearings, UPTIME Engineering, ZABALA Innovation Consulting), y la Universidad de Cranfield.

2017 fue un año récord para la energía eólica marina en Europa según las estadísticas publicadas por WindEurope. Europa instaló 3,1 GW de nueva eólica marina, marcando un nuevo récord: dos veces más que en 2016 y un 4% más alto que el récord anterior de 2015. Europa ahora tiene una potencia eólica marina total instalada de 15.780 MW. Esto corresponde a 4.149 aerogeneradores marinos conectados a la red en 11 países.

Europa añadió (netos) 560 nuevos aerogeneradores marinos en 17 parques eólicos marinos. Se completaron 14 nuevos parques eólicos marinos, incluido el primer parque eólico marino flotante del mundo, Hywind Scotland. Reino Unido y Alemania representaron la mayoría de ellos, instalando 1,7 GW y 1,3 GW respectivamente y se está trabajando en otros 11 proyectos en Alemania y Reino Unido.

El tamaño promedio de los nuevos aerogeneradores marinos instalados fue de 5,9 MW, un aumento del 23% respecto a 2016. Y el tamaño promedio de los nuevos parques eólicos marinos fue de 493 MW, un aumento del 34% respecto a 2016. La profundidad media en las zonas de instalación de los parques eólicos completa o parcialmente completados en 2017 fue de 27,5 m y la distancia promedio a la costa fue de 41 km.

Los factores de capacidad también están aumentando, los factores de carga anual de todos los parques eólicos marinos en Europa oscilan entre el 29% y el 48%. Hay proyectos en Europa que ya operan con factores de capacidad del 54% (Anholt 1, Dinamarca) o incluso del 65% (Dudgeon, Reino Unido).

Los monopilotes son la subestructura dominante con el 87% de la cuota de mercado. Las estructuras tipo jacket y de gravedad representan respectivamente el 9% y el 2% del total de las subestructuras instaladas. En 2017, se instaló el primer parque eólico marino flotante, lo que permitió a las subestructuras de boya flotante hacer su entrada al mercado.

Otros 11 parques eólicos marinos están actualmente en construcción y agregarán otros 2,9 GW. La cartera de proyectos debería darnos un total de 25 GW en 2020. Pero la energía eólica marina en Europa sigue estando muy concentrada en un pequeño número de países: el 98% se encuentra en Reino Unido, Alemania, Dinamarca, Holanda y Bélgica.

2017 también vio decisiones finales de inversión (FID) para seis nuevos proyectos eólicos marinos que se instalarán en los próximos años, con una potencia adicional de 2,5 GW. Estas inversiones suponen un total de 7.500 M€, y son inferiores a las inversiones en 2016, aunque reflejan el descenso de los costes. Además del hecho de que las nuevas inversiones aún podían recibir tarifas de alimentación en 2016. La transición al apoyo basado en el mercado (subastas) ha ralentizado las nuevas inversiones, entre otras cosas, hay un desfase entre ganar una subasta y confirmar una inversión. Las subastas realizadas en 2016 y 2017 deberían traducirse en decisiones finales de inversión por valor de 9.000 M€ en 2018.

Más allá de 2020, las cosas están menos claras. Mucho depende de los volúmenes eólicos marinos a los que se comprometerán los gobiernos en los Planes de Acción Nacionales de Energía y Clima para 2030 (NECAP).

Enfrentarse a los problemas de corrosión y desarrollar nuevos materiales en los sectores eólico marino y mareomotriz en toda Europa podría ahorrar hasta 84.000 M€ para los desarrolladores y crear hasta 82.000 M€ en oportunidades para la cadena de suministro para 2050, según dos nuevos informes.

Encargados por el Proyecto NeSSIE, los informes investigaron el potencial económico de las soluciones anticorrosión y el desarrollo de nuevos materiales en el mercado de las energías renovables en alta mar.

La corrosión es una preocupación importante para los desarrolladores de energía marina. Todas las estructuras marinas se enfrentan a problemas de corrosión que afectan a los costes de operación y mantenimiento (O&M) a lo largo del ciclo de vida global. En el caso de los parques eólicos marinos, los costes de operación y mantenimiento son típicamente de alrededor del 15 al 30% del ciclo de vida total, y los problemas de corrosión son un factor importante en estos costes.

Los informes descubrieron que según las estimaciones del despliegue renovable en el mar, las soluciones anticorrosión y los nuevos materiales podrían potenciar que los desarrolladores ahorren más de 16.000 M€ para proyectos de energía de las mareas y olas y más de 68.000 M€ de ahorro para proyectos eólicos marinos. Para la cadena de suministro anticorrosión, los mercados de energía de las mareas y olas podrían llevar a más de 25.000 M€s de proyectos en toda la UE para 2050 y más de 57.000 M€ para proyectos eólicos marinos.

Jan Reid, líder del equipo de energía y tecnologías limpias dentro de Scottish Enterprise, dijo: “Este trabajo inicial es realmente alentador. Podemos ver que hay un tremendo premio económico para la cadena de suministro extraterritorial de la UE al abordar este desafío y apoyar a la UE a descarbonizar el sector energético. La clave para desbloquear esta oportunidad es desarrollar proyectos de demostración en los que invertir y que demuestren las soluciones tecnológicas. Trabajando en conjunto con las partes interesadas, en NeSSIE estamos entusiasmados de participar en el desarrollo de proyectos de demostración de soluciones anticorrosión.”

Los informes contribuyen al objetivo general de NeSSIE de desarrollar tres proyectos de demostración de energías renovables marinas centrados en la corrosión y los materiales. Los proyectos utilizarán la cadena de suministro submarina existente de la UE y su conocimiento para desarrollar soluciones comerciales.

Con una potencia total de más de 5,3 GW, los aerogeneradores marinos contribuyen cada vez más a la seguridad de suministro energético de Alemania. Entregan energía limpia casi durante todo el día, todos los días del año; así lo explicaron representantes de la industria de AGOW, BWE, la Fundación Alemana de Energía Eólica Marina, VDMA Power Systems y WAB en Berlín durante la presentación de las últimas cifras de expansión de la energía eólica marina.

Según un análisis de Deutsche WindGuard, un total de 1.169 aerogeneradores con una potencia instalada de 5.387 MW estaban conectados a la red eléctrica a 31 de diciembre de 2017. Según las cifras de AG Energiebilanzen, los aerogeneradores marinos aumentaron su generación de energía a 18,3 TWh en 2017 . Eso es casi un 50% más que en 2016 (12,3 TWh).

Dos parques eólicos marinos con una potencia de 780 MW se encuentran actualmente en construcción. Para otros cinco proyectos con una potencia de 1,5 GW, ya está disponible el plan de inversión final. Hasta 2020, es posible la extensión legal de la energía eólica marina hasta una potencia de 7,7 GW.

Sin embargo, la reducción de la ruta de expansión de la energía eólica marina, como se prevé en la normativa alemana de energías renovables (EEG) en 2017, particularmente a principios de 2020, está frenando este desarrollo positivo de la industria eólica marina en Alemania. Por tanto, Cuxhavener Appell, iniciado por los estados costeros de Alemania, los sindicatos y la industria eólica marina en septiembre de 2017, solicitó una expansión del objetivo eólico marino de al menos 20 GW para 2030 y 30 GW para 2035. Solo una mayor ampliación de los volúmenes en Alemania y en toda Europa garantizará reducciones de costes adicionales y permanentes, así como innovaciones en el desarrollo tecnológico. Además, las capacidades de conversión gratuitas que surgirán después de los resultados de la licitación en Alemania en la primavera de 2018 se deben utilizar con prontitud. Los resultados hasta la fecha de las conversaciones exploratorias entre las partes CDU, CSU y SPD también hacen que este sea un curso de acción lógico. Las reducciones masivas de costes de las energías renovables abren un nuevo potencial, y muestran claramente que las tecnologías relativamente jóvenes son en gran medida competitivas frente a otras formas de generación de energía.

También es necesaria una mayor expansión de las energías renovables desde una perspectiva de política climática. Para lograr sus objetivos climáticos nacionales e internacionales, el nuevo gobierno federal debe crear un marco político, que limite la generación de energía intensiva en emisiones, al tiempo que garantiza un mayor volumen de expansión para las energías renovables, y por lo tanto una adaptación acorde del sistema energético. 

Mayor volumen de expansión para una mayor creación de valor y empleo

Además, un mayor volumen de expansión en el sector de la energía eólica marina es muy importante para generar más empleo y crear valor en Alemania como ubicación industrial. La industria eólica marina alemana da empleo a alrededor de 20.000 personas actualmente, con una facturación anual de aproximadamente 2.000 M€. Alemania representa aproximadamente el 40% de todos los empleos de la industria eólica marina en toda Europa. Aunque la producción final de los fabricantes aerogeneradores tiene lugar predominantemente en el norte de Alemania, la industria de suministro se extiende a todos los estados federales, en particular en Renania del Norte-Westfalia, Baden-Württemberg y Baviera. Muchas empresas en el este de Alemania también son proveedores importantes de la industria eólica.

Por tanto, los fabricantes y proveedores necesitan la perspectiva de que sus capacidades de producción se utilicen para retener y agregar empleos industriales. Un mercado interno estable y sostenible es la base para expandir las exportaciones de tecnologías eólicas europeas. Los fabricantes de aerogeneradores actualmente tienen una cuota de exportación de más del 70%. Junto a Alemania, Gran Bretaña y Holanda también están mostrando nuevas tecnologías y son mercados atractivos para las tecnologías offshore. Y el progreso continúa: los fabricantes ya están trabajando en aerogeneradores de la clase de 10 MW y más. Por tanto, es importante implementar planes para un campo de prueba para prototipos en aguas alemanas lo antes posible.

Alemania solo puede mantener su liderazgo tecnológico en el campo de la energía eólica marina mediante esfuerzos intensificados en I+D. La política energética futura no debe orientarse hacia el conocimiento tecnológico actual, debe estar abierta a la innovación.

Prioridad para la expansión de la red y el acoplamiento del sector

Además de la expansión de las energías renovables, el éxito de la transición energética en Alemania también depende en gran medida de la expansión de la red y del progreso dentro del acoplamiento sectorial. Por tanto, el nuevo gobierno federal debe hacer que la expansión de las grandes redes de transmisión sea una prioridad. Es vital evitar más retrasos. Además, todas las posibilidades técnicas deben ser utilizadas para evitar temporal o permanentemente cuellos de botella en la red. Esto incluye medidas para mejorar la capacidad de la red existente. También es importante verificar las capacidades necesarias para la estabilidad del sistema.

Por otra parte, los obstáculos normativos para un mayor acoplamiento de los sectores energéticos deben eliminarse lo antes posible. Las soluciones de movilidad del futuro deben estar demostrablemente basadas en fuentes renovables. Además, es necesario mejorar el acceso a las redes térmicas y eliminar las barreras para la entrega directa a la industria.

Hay algunas buenas noticias sobre la Directiva de Energías Renovables. Los 28 Estados miembros acordaron dar una visibilidad de tres años sobre el volumen y el presupuesto de los planes de ayuda pública para las energías renovables, que es clave para la planificación industrial en la cadena de suministro. Los Estados miembros también podrán seguir realizando subastas «específicas de la tecnología», lo que es importante para una mayor reducción de costes en la energía eólica marina y la forma más eficaz de planificar la transición energética.

Como era de esperar, el Consejo respaldó el objetivo del 27% de energías renovables propuesto por la Comisión para 2030. El Consejo ha diluido el Reglamento de Gobernanza, pero los países al menos acordaron ayer establecer tres puntos de referencia indicativos. Para 2023, deberían alcanzar el 24% tanto del objetivo del 27% como de los objetivos nacionales. Para 2025, el progreso debería ser del 40% y del 60% en 2027. Junto con los planes nacionales detallados, los puntos de referencia mejorarán la visibilidad de la cadena de suministro de energía eólica, incluidos los sectores químico, siderúrgico, de la construcción y otros; cada 1.000 euros invertidos en energía eólica, generará un valor de 250€ para ellos.

En cuanto al diseño del mercado de la energía, el resultado del Consejo tuvo algunos puntos buenos. Mantiene el despacho prioritario a la red para las energías renovables existentes, lo que protege las inversiones existentes. Pero sigue existiendo el riesgo de que las energías renovables existentes puedan estar expuestas a un equilibrio de responsabilidad antes de tener un acceso adecuado a los mercados de equilibrio.

También hay un movimiento alentador sobre la seguridad del suministro: los pagos de capacidad nacional ahora deberán abordar los desafíos reales de la oferta. Esto significa que siempre se deberá tener en cuenta el papel de los interconectores de red, la respuesta a la demanda y las energías renovables para la seguridad energética. Sin embargo, la metodología para “evaluaciones de la adecuación del sistema” y los criterios para asignar los pagos de capacidad todavía son demasiado nacionales y no están suficientemente coordinados a nivel regional o europeo. Esto corre el riesgo de costar a los consumidores. La cooperación en inversiones de capacidad podría ahorrar hasta 4.800 millones de euros en facturas de energía anuales para 2030.

En cuanto al Estándar de Desempeño de Emisiones de las centrales eléctricas existentes y futuras, el Consejo suavizó las propuestas originales de la Comisión. Acordaron fechas posteriores para plantas nuevas y existentes: 2025 y 2030, respectivamente.

El consejero delegado de WindEurope, Giles Dickson, dijo: “Nos sentimos alentados por algunos de los avances que el Consejo ha realizado en una serie de cuestiones en el paquete de energía limpia. Es bueno que hayan respaldado las propuestas de la Comisión sobre: ​​el requisito de visibilidad de 3 años para las políticas de energías renovables; la necesidad de eliminar las barreras a las PPA corporativas; y la plantilla vinculante para los Planes Nacionales de Energía. Esto será clave si queremos mantener la fuerte base industrial de la industria eólica en Europa después de 2020: la eólica contribuyó con € 36 mil millones al PIB de la UE en 2016 y emplea a 263,000 personas. Pero, crucialmente, el fracaso del Consejo hasta el momento para avanzar hacia el apoyo del Parlamento a un objetivo de energías renovables del 35% para 2030 -a pesar de los mejores esfuerzos de Dinamarca y Portugal- es profundamente decepcionante desde una perspectiva económica. El costo de la no ambición en energías renovables -la diferencia entre un objetivo del 27% y el 35% – es de 92.000 millones de euros, inversiones no realizadas y 132.000 empleos no creados, más la idea de que Europa sea número  1 en renovables.”

En el primer semestre de 2017, 108 aerogeneradores marinos con una potencia combinada de 626 MW inyectaron energía a la red alemana por primera vez. Por tanto, a 30 de junio de 2017, un total de 1.055 aerogeneradores marinos con una potencia total de 4.749 MW están en red. Estas cifras son alentadoras para el semestre, según Arbeitsgemeinschaft Offshore-Windenergie (AGOW), Bundesverband WindEnergie (BWE), Stiftung OFFSHORE-WINDENERGIE, VDMA Power Systems y WAB e.V.

La industria espera un aumento total de aproximadamente 900 MW para 2017 en su conjunto. En la primera mitad de 2017, la energía eólica marina produjo 8.480 GWh de electricidad, ya aproximadamente el 70% de la producción total del año pasado.

 

Aprovechar el potencial de reducciones de costes, en Alemania y Europa

Los resultados de la licitación en Alemania subrayan el potencial de los avances innovadores y la reducción de costes en la industria eólica marina. Por primera vez, se propusieron proyectos de energías renovables que se espera que operen sin subsidios EEG a mediados de los años 2020 y que puedan ser refinanciados a través del mercado eléctrico. Los costes de producción de electricidad han disminuido considerablemente gracias a aerogeneradores marinos más nuevos, fiables y potentes, con diámetros de rotor más grandes, al aumento general de la escala de los proyectos de parques eólicos, a las innovaciones en las estructuras de cimentación, y a los mejores programas de explotación y mantenimiento.

Como resultado de este cambio de paradigma, el próximo gobierno federal tendrá nuevas oportunidades para explotar los beneficios potenciales de la energía eólica marina para la política industrial y el sector energético, específicamente elevando los objetivos de potencia mínima a 20 GW para 2030 y a 30 GW para 2035. Todavía existen las condiciones políticas y tecnológicas para promover la expansión de la red necesaria. La limitación de la expansión de la energía eólica marina a 15 GW (antigua meta: 25 GW) en el marco del EEG 2014 tiene como objetivo primordial reducir los costes de la transición energética.

A nivel europeo, la industria eólica marina emitió en junio de 2017 una “Declaración Conjunta” que exigía una expansión más ambiciosa para 2030. La declaración reafirmó el compromiso de la industria de aumentar la capacidad eólica marina a 6 GW/año hasta 2030. Se requiere al menos una expansión anual de al menos 4 GW para reducir costes. En el comunicado, los representantes gubernamentales belga, danés y alemán reconocieron las reducciones de costes ya alcanzadas y abogaron por una significativa expansión para 2030. También anunciaron su intención de mejorar las condiciones para la inversión europea en proyectos, redes e infraestructuras extraterritoriales.

Reforzar la posición de Alemania como líder tecnológico

Los actuales objetivos de expansión del gobierno federal, que exigen aumentos anuales de capacidad de 500 a 840 MW durante la década de 2020, frenarían el crecimiento de la industria eólica marina en Alemania. Un fuerte mercado interno, un marco de política estable y una expansión significativa son necesarios si la industria eólica marina alemana quiere mantener su liderazgo tecnológico y explotar las economías de escala para reducir los costes. La industria, que emplea actualmente a 20.000 personas, sólo puede crear nuevos empleos si las empresas alemanas siguen participando en la expansión internacional de la energía eólica marina y compiten exitosamente en los mercados de exportación. A corto plazo, se deben proporcionar instalaciones adicionales para ensayar prototipos y componentes innovadores en proyectos eólicos marinos en aguas alemanas. Los reglamentos deben adaptarse para apoyar estos nuevos desarrollos. Sólo mediante la inversión en I+D y la expansión agresiva de su volumen de mercado puede Alemania fortalecer su posición como un líder tecnológico.

Expansión de la red y acoplamiento del sector: lograr una transición energética exitosa

El éxito de la transición energética alemana depende, además, de un mayor uso de las energías renovables, de la expansión del sistema de red y de la promoción del acoplamiento sectorial. Esto significa una transformación completa del sistema energético entero, estableciendo rápidamente una nueva infraestructura de red y reduciendo los combustibles fósiles con alto contenido de carbono en los sectores de la calefacción y la movilidad.

Deben implementarse diversos enfoques tecnológicos para superar temporalmente o permanentemente los cuellos de botella en la red terrestre. Estos deben incluir medidas para mejorar la utilización de la red. Además, deben revisarse las capacidades necesarias de ejecución obligatoria. También debería considerarse el aumento de la transparencia y la intensificación de la competencia en las conexiones a red en el mar (por ejemplo, mediante licitaciones de reducción de costes).

Los primeros proyectos sin subvenciones aumentan la presión para ampliar la red, la oferta más alta a 6.0 cent€/kWh

El Bundesnetzagentur publicó el pasado 13 de abril de 2017, los resultados de su primera subasta para proyectos de energía eólica marina. El precio medio ponderado de la adjudicación de 0,44 cent€/kWh está muy por debajo de las expectativas. Los precios tan reducidos de estas ofertas, con un máximo de 6 cent€/kWh, reflejan principalmente la rápida caída de los costes en la industria, resultado de la industrialización y una curva de aprendizaje más pronunciada. La mayoría de los proyectos elegidos se realizarán sin subvención alguna; la oferta más baja seleccionada fue de 0 cent€/kWh.

La primera subasta cubrió una capacidad total de 1.550 MW para parques eólicos marinos en el mar Báltico y Mar del Norte, que se pondrán en servicio entre 2021 y 2025, a partir de 2023 estarán disponibles las conexiones a red para los parques eólicos del Mar del Norte. Un total de 23 proyectos fueron elegibles para participar en esta ronda de subastas. A diferencia de otros países de la UE, donde diferentes empresas presentan ofertas para un proyecto en un sitio determinado, el gobierno federal alemán ha introducido un sistema provisional en el que compiten entre sí varios proyectos pre-desarrollados en diferentes emplazamientos. Bajo este sistema, que funciona como un paso intermedio hacia un modelo de subasta central con la primera subasta planeada para 2021, se eligen varias ofertas de precios diferentes dentro de una ronda de subastas.

 

A diferencia del procedimiento aplicado para otras tecnologías de energía renovable, el gobierno federal ha introducido este sistema provisional para dar cuenta de las inversiones iniciales a gran escala y los horizontes de planificación a largo plazo requeridos para los parques eólicos marinos. Este sistema provisional tenía por objeto evitar desincentivar completamente un proceso de desarrollo que dura varios años y es muy costoso.

Segunda subasta en 2018

La segunda subasta de proyectos de parques eólicos marinos se llevará a cabo el 1 de abril de 2018. El volumen subastado será de 1,550 MW, más los 60 MW no adjudicados en la primera subasta. Por lo tanto, el volumen total disponible en la segunda subasta será de 1.610 MW. Esto incluye un mínimo de 500 MW para ser adjudicado como requiere la Ley de Energía Eólica Marina para parques eólicos marinos en el Mar Báltico. En la segunda subasta se puede volver pujar para colocar proyectos no adjudicados en la primera subasta.

DONG Energy se adjudica tres proyectos

En esta primera de dos rondas de subastas en Alemania, el Bundesnetzagentur ha otorgado a DONG Energy el derecho de construir tres proyectos eólicos marinos en el Mar del Norte alemán. DONG Energy presentó seis proyectos en la licitación y ganó con los siguientes tres proyectos, que tienen una capacidad total de 590 MW: OWP West (240 MW), Borkum Riffgrund West 2 (240 MW) y Gode Wind 3 (110 MW). Los tres proyectos están programados para ser puestos en marcha en 2024, sujetos a la Decisión Final de Inversión de DONG Energy en 2021.

DONG Energy será responsable de las aerogeneradores, cables de red y subestación en alta mar, mientras que el operador de red TenneT será responsable de la construcción, operación y propiedad de la subestación en tierra y el cable de exportación.

Para dos de los proyectos – OWP West y Borkum Riffgrund West 2 – DONG Energy hizo ofertas a 0 €/MWh, es decir, estos proyectos no recibirán ningún subsidio por encima del precio de electricidad al por mayor. El proyecto Gode Wind 3 fue adjudicado en base a un precio de oferta de 60 €/MWh.

Factores de coste que permiten la oferta a subsidio cero

  • Cambio de plataforma: en 2024 habrá en el mercado aerogeneradores de mayor tamaño, probablemente de 13-15 MW. Con aerogeneradores más grandes, el promotor puede aumentar la producción de electricidad y, al mismo tiempo, reducir el número de posiciones de aerogeneradores. Esto contribuye significativamente a reducciones de costes durante la construcción (menos torres y cables de red, y menos costes de buques de instalación y mano de obra), así como durante toda la vida de operación y mantenimiento.
  • Escala: OWP West y Borkum Riffgrund West 2 se combinarán en un proyecto a gran escala, con opción de agregar volumen adicional en la subasta del próximo año para aumentar aún más el tamaño total del proyecto.
  • Ubicación: Los proyectos se benefician de una velocidad media del viento de más de 10 m/s, que es una de las mayores velocidades del viento medidas en toda la cartera de parques eólicos de DONG Energy. Además, los proyectos se encuentran junto a Borkum Riffgrund 1 & 2 de DONG Energy, lo que significa que las operaciones y el mantenimiento pueden realizarse desde el centro de O&M de DONG Energy en Norddeich.
  • Vida útil prolongada: las autoridades alemanas han aprobado la posibilidad de extender la vida operativa del activo de 25 a 30 años.
  • Alcance no completo: Los promotores no pujaron por la conexión a red en la subasta alemana, lo que significa que la conexión a la red no está incluida en el precio de la oferta.

LM Wind Power ha anunciado que abrirá una nueva fábrica de palas de aerogeneradores dedicada al mercado eólico marino en Cherbourg, Normandía, Francia. La fábrica se construirá en un sitio desarrollado por Ports Normands Associés (PNA), una autoridad portuaria que incluye la región de Normandía y el Departamento de la Mancha. La construcción de esta innovadora planta se iniciará en marzo de 2017 y se espera que la producción comience a partir de junio de 2018. En última instancia, la compañía espera emplear a más de 550 personas, y crear 2.000 puestos de trabajo indirectos en la zona.

La planta atenderá a todos los clientes del mercado mundial de palas de aerogeneradores marinos; pero la decisión de LM Wind Power de iniciar la construcción ha sido enormemente facilitada por la firma simultánea de un acuerdo con GE para el suministro de palas para su aerogenerador marino Haliade.

 

El Gobierno francés otorgó dos licitaciones en 2012 y 2014 para la instalación de 3 GW de energía eólica marina. Más recientemente, la Ministra de Medioambiente, Energía y Asuntos Marinos, Ségolène Royal, ha anunciado dos proyectos más, ambos en la costa francesa. Los grandes aerogeneradores y palas para la producción de energía eólica marina requieren una ubicación costera y los fabricantes necesitan acceso a un puerto moderno y eficiente, que es claramente el caso de Cherbourg.

Este proyecto de fábrica de palas para el mercado de la eólica marina en Cherbourg goza de un fuerte apoyo de las autoridades de Normandía. Ports Normand Associés (PNA) ha invertido mucho en la preparación del puerto para acoger empresas industriales como LM Wind Power para el desarrollo de energías renovables marinas. Esta fábrica se convertirá en una base para atender el creciente mercado eólico marino europeo.

COMEVAL