Un edifico eco-tecnológico para una empresa de tecnología punta

Un edifico eco-tecnológico para una empresa de tecnología punta

El grupo internacional de ingeniería y tecnología SENER ha inaugurado su nuevo edificio corporativo en Cerdanyola del Vallès (Barcelona), que alberga su sede en Cataluña. La alcaldesa de Cerdanyola del Vallès, Carme Carmona, ha presidido el acto de inauguración, que ha tenido lugar en la mañana del martes 13 de mayo, y en el que también han estado presentes, entre otros invitados, el secretario de Empresa y Competitividad de la Generalitat de Cataluña, Pere Torres, el presidente de SENER, Jorge Sendagorta y el director de SENER en Cataluña, Òscar Julià.

El edificio ha sido diseñado por el equipo de arquitectos e ingenieros de SENER para cumplir con las exigencias de alta tecnología del grupo. En los más de 20 años de actividad, SENER en Cataluña se ha convertido en un centro de excelencia en las disciplinas de aeronáutica, sistemas ferroviarios, tecnologías hidráulicas, acústica, ingeniería de puertos y costas, estructuras civiles, sistemas avanzados de fabricación y ensayo, instrumentación y electrónica para ciencia y experimentación del espacio, mecatrónica de precisión para astronomía y grandes instalaciones científicas, y tecnología sanitaria. Esta nueva sede, por tanto, albergará a los cerca de 300 profesionales, entre ingenieros, arquitectos, matemáticos, físicos y médicos que componen su equipo multidisciplinar. El inmueble se ha proyectado, además, para acometer futuras ampliaciones y poder seguir creciendo en personas, innovaciones y proyectos.

FuturENERGY
La nueva sede ocupa una parcela de 7.500 m2 de suelo y 16.000 m2 de techo sobre rasante, con una capacidad extra de ampliación de 4.000 m2 más, y cuenta con oficinas técnicas, dos salas blancas, entre ellas una sala limpia de altas prestaciones (clase 10.000), un laboratorio de electrónica con capacidades de soldadura SMD (Superficial Mounted Devices) y convencional, dos salas de integración de hardware y talleres mecánicos de precisión capaces de albergar grandes proyectos. Recientemente, estos talleres han acogido, por ejemplo, un proyecto llave en mano para el montaje del modelo de avión C-Series, de Bombardier, o la integración del dispositivo médico AUTOPLAK. La inversión total del grupo en este proyecto ha sido de 25 millones de euros.

Desde el principio, el proyecto de diseño y construcción ha puesto especial atención en todos los aspectos de sostenibilidad, siguiendo la metodología de la Certificación Verde que concede Green Building Council en España, GBCe. Desde el diseño, con una adecuada implantación y que incorpora soluciones pasivas y energéticamente eficientes, hasta la construcción, donde el Plan de Gestión Medioambiental contemplaba, entre otras medidas, el reciclaje de los materiales desechados en la obra o la adquisición de los mismos entre suministradores locales en un radio de 100 km de distancia. Además, en el propio diseño del inmueble se ha tenido en cuenta la eficiencia térmica de todo el complejo y el uso de las energías renovables, con elementos tan representativos como la pérgola fotovoltaica: más de 1.162 m2 de placas fotovoltaicas cubren el edificio a modo de umbráculo y suman una potencia instalada de 215 kWp, con lo que se puede abastecer el 43,5 % de la demanda eléctrica anual de las instalaciones.

También se ha escogido un sistema de climatización mediante conexión a un District Heating and Cooling y otras medidas de eficiencia energética, referidas tanto a la envolvente del edificio como a la orientación del inmueble. El patio interior ajardinado también contribuye a aumentar la inercia térmica. Se han tenido en cuenta además el adecuado uso de los recursos hídricos, la calidad del ambiente interior y la calidad del servicio, así como los aspectos sociales y económicos. El análisis del edificio se ha llevado a cabo teniendo en cuenta el ciclo de vida completo del mismo. Por último, hay que apuntar que el edificio cuenta también con un sistema de recarga de vehículos eléctricos en el aparcamiento subterráneo.

En total, la nueva sede presenta un consumo de energía notablemente bajo, que no supera los 145 kWh/m2 al año. En cuanto a las emisiones de CO2, se reducen a 32 kg/m². Gracias a ello, ha obtenido la categoría A en la escala de Certificación Energética para edificios que ha validado el Instituto Catalán de Energía de la Generalitat de Barcelona, que cataloga al edificio como el más eficiente. Además, está pendiente de recibir la ya mencionada Certificación Verde que evalúa la reducción del impacto medioambiental de los edificios.

Estas instalaciones de tecnología punta y respetuosas con el medio ambiente son un ejemplo más de la excelencia con la que SENER ejecuta todo sus proyectos. De hecho, durante el acto de inauguración, los invitados han podido conocer de primera mano tanto este edificio como algunos de los principales proyectos del grupo, especialmente los más representativos de la División de Cataluña: desde componentes y sistemas de fabricación para los aviones Airbus A350XWB, Airbus A400M y Boeing 787; hasta la planta de regasificación Gate terminal en el puerto de Róterdam (Holanda); la línea 9 del metro de Barcelona; la conexión ferroviaria transfronteriza de alta velocidad Figueras-Perpiñán (España-Francia); el tren de pasajeros Toluca – Valle de México, en México; el nuevo puerto energético de Jorf Lasfar, en Marruecos; el sistema MARES, situado en la Estación Espacial Internacional; la planta de tratamiento de purines de Tracjusa, en Lérida; la tercera pista del aeropuerto de El Prat de Llobregat; el dispositivo automático de sembrado de placas de laboratorio AUTOPLAK; los telescopios VLT GRAAL y E-ELT M5FU; el diseño de buques a partir del Sistema FORAN, en naval; y la instalación sincrotrón ALBA.