Valoración de UNEF del acuerdo sobre la Directiva de Energías Renovables

El trílogo Comisión Europea, Parlamento Europeo y Consejo Europeo ha cerrado las negociaciones sobre la Directiva de Energías Renovables, cuya versión final representa un buen resultado para el sector de las energías renovables. Entre los puntos más destacados de esta negociación final, que más benefician al sector fotovoltaico, y que supondrá un impulso al desarrollo del mercado, está el establecimiento del porcentaje de renovables sobre la energía final en un 32% a 2030. Este objetivo, que será revisable al alza en el año 2023, representa una mejora respecto de la propuesta inicial del Consejo de la Unión Europea y de la Comisión del 27%.

En este sentido, UNEF espera que esta revisión se produzca, para que a nivel europeo se pueda seguir impulsando la descarbonización y avanzar, en este sentido, en el cumplimiento de los objetivos acordados en el Acuerdo de París. El establecimiento de los principios de seguridad jurídica y de no retroactividad en el texto final de la Directiva es otro elemento central, ya que permite establecer un marco estable para las inversiones y prohíbe la implementación de medidas de recorte retroactivas que, en años pasados, han supuesto una parálisis para el sector fotovoltaico español. Este cambio representa un paso adelante en la normalización del sector y demuestra un claro reconocimiento de su importancia.

Por lo que se refiere al autoconsumo, UNEF considera una victoria el reconocimiento del derecho de los ciudadanos a generar y consumir energía limpia sin cargos hasta 2026, y con ello beneficiarse de un importante ahorro energético trasladado a su factura, así como contribuir a la lucha contra el cambio climático.

A partir de 2027, los Estados miembro podrán revisar este aspecto solamente en el caso de que puedan demostrar, con un análisis coste-beneficio, el impacto negativo en el sistema eléctrico de la exención de los peajes. Esta posible futura revisión no afectará a las instalaciones de autoconsumo de menos de 25 kW, que seguirán exentas del peaje de respaldo. Este blindaje permite establecer una senda de crecimiento sostenido.

Desde UNEF, esperamos que el desarrollo del autoconsumo, que supone el abaratamiento del coste de la energía para todos los consumidores y la generación de empleo y riqueza, unido a la progresiva reducción de los costes de la tecnología fotovoltaica, anime al Gobierno en vigencia en ese momento a seguir apoyando el sector como motor clave del desarrollo de nuestra economía y de la transición energética.

Desde UNEF, queremos extender nuestro agradecimiento al importante esfuerzo realizado por José Blanco, Ponente de la Directiva de Energías Renovables, Miguel Arias Cañete, Comisario de Energía y Medio Ambiente, y por todos los miembros de la Comisión.