Monthly Archives: octubre 2018

Italia obtuvo la mayor parte de su electricidad de la energía térmica en 2017, con una contribución del 50,7% de su potencia instalada, y el gas natural solo representó el 41%, según GlobalData. Un reciente informe de la compañía, Italy Power Market Outlook to 2030, Update 2018 – Market Trends, Regulations, and Competitive Landscape revela que la política del gobierno está orientada a eliminar la potencia basada en carbón entre 2025 y 2030, mientras que las subastas de energía renovable, que se iniciarán en 2020, ayudarán a compensar esta pérdida.

La energía renovable es la fuente de energía de más rápido crecimiento en Italia, debido al referéndum de 2011 que cerró cualquier opción para que el gobierno reinicie la generación nuclear, y la creciente necesidad de garantizar la seguridad energética. La energía solar fotovoltaica y eólica son las principales fuentes renovables.

La potencia renovable no hidroeléctrica instalada aumentó de 1,7 GW en 2000 a 34,5 GW en 2017. Italia registró un progreso notable con respecto al desarrollo de la potencia solar instalada, que pasó de 19 MW en 2000 a alrededor de 19,7 GW en 2017. El mercado eólico terrestre también creció exponencialmente, de 364 MW a 9,8 GW, debido al fuerte apoyo de las políticas del gobierno en forma de tarifas de inyección a red. De 2018 a 2030, se espera que la potencia renovable instalada aumente a 63,4 GW en 2030.

Las continuas modificaciones a los esquemas de apoyo disuaden a la planificación de inversiones a largo plazo y dificultan el acceso a la financiación y las reglas fiscales poco claras también son una barrera importante, especialmente para los biocombustibles.

El informe de GlobalData también encuentra que se espera que las potencias a base de gas y petróleo se mantengan estables en el país, y se espera que parte de su capacidad a base de petróleo se convierta en gas. Se espera que la capacidad basada en carbón desaparezca a partir de 2024, debido a la clausura de las centrales eléctricas existentes basadas en el carbón.

La potencia térmica instalada aumentó de 53,5 GW en 2000 a 58,8 GW en 2017 con una CAGR del 0,6%. La potencia térmica representó el 50,7% de la potencia instalada en 2017, de la cual el gas contribuyó con el 41%, mientras que el carbón y el petróleo contribuyeron con sus cuotas respectivas del 7,5% y 2,2%. De 2018 a 2030, se espera que la capacidad térmica instalada disminuya a 51.1 GW, con un CAGR negativo de 1.1%.

Italia importa más del 90% de sus necesidades de carbón desde Sudáfrica, Australia, Indonesia, Colombia y EE.UU. Posee pequeños depósitos de reservas de carbón, la mayoría de los cuales se encuentran en el sur de Cerdeña. También importa gas, principalmente de Argelia y Rusia. Aunque posee reservas de gas económicamente accesibles, desde mediados de la década de 1990 se observa una tendencia a la baja en la producción de gas, causada por políticas energéticas nacionales formuladas por el gobierno que no apoyan la producción de gas. Sin embargo, el gobierno está aumentando la proporción de fuentes de energía renovables por las preocupaciones sobre la seguridad energética.

Se espera que la participación de la energía térmica se vea eclipsada por la energía renovable no hidroeléctrica, y su participación en la potencia instalada disminuya al 36,9%. Se espera que la proporción de la potencia renovable no hidráulica aumente al 45,8% para 2030.

Soltec ha comenzado a instalar sus equipos en una planta fotovoltaica de 84,7 MW en España. Otros proyectos en el país están en el horizonte cercano, debido a que la Directiva Europea de energías renovables establece para 2020 que un 20% del consumo final de energía proveniente de fuentes renovables, meta que España cumplirá o superará.

Ubicada en la Región de Murcia, la planta de energía fotovoltaica se beneficiará de la alta irradiación solar y las condiciones climáticas óptimas. Agregando valor al proyecto se encuentran la sede central de Soltec y el centro de logística Solhub, que están localizados a pocos kilómetros del lugar de construcción. Se instalarán en total 2.900 unidades del seguidor solar a un eje SF7 de Soltec.

La Responsabilidad Social Corporativa está teniendo un papel importante en este proyecto. Soltec ha formado a personal local en construcción de plantas solares, y además personas con discapacidad llevarán a cabo tareas adecuadas.

El cableado será subterráneo y habrá un corredor ecológico para el paso de animales, medidas que minimizarán el impacto ambiental de la planta.

Nuestro seguidor solar está diseñado para disminuir el tiempo de instalación y el material. Además, las características estándar del SF7 reducen la nivelación de tierra y emisiones durante la construcción. SF7 tiene menos piezas, requiere menos operaciones de instalación y tiene una mayor tolerancia de las variables de construcción, entre otras ventajas” explica Raúl Morales, CEO de Soltec.

MAN Energy Solutions se ha adjudicado un contrato EPC para construir una planta de cogeneración de alta eficiencia para Progressive Energy, el brazo energético del Grupo ElcaTex en Choloma, Honduras. La planta estará conformada por tres motores MAN 18V51/60 con una potencia total de 54,8 MW, y generará electricidad y vapor para una fábrica textil cercana.

MAN Energy Solutions asumirá un rol de EPC (ingeniería, adquisiciones y construcción) en el proyecto y será responsable de la construcción de toda la planta.

Para la fabricación de productos textiles, el vapor es tan importante como la electricidad, por lo que Elcatex Group buscaba una solución para producir electricidad y vapor de manera eficiente para impulsar su huella de fabricación. Gracias a la nueva planta, la compañía podrá aumentar su eficiencia energética al tiempo que se volverá más autónoma en su cadena de suministro de vapor.

Aunque los motores MAN 51/60 funcionarán con fuel oil pesado (HFO) una vez que se abra la nueva planta, Progressive Energy planea convertirlos a gas tan pronto como esté disponible un suministro seguro de LNG (Gas Natural Licuado, LNG). El cambio a gas reducirá aún más las emisiones de la planta.

WEG ha anunciado recientemente la disponibilidad de la línea WGM20 de motores eléctricos refrigerados por agua. Diseñado para entornos adversos de escaso espacio y optimizado para cumplir los requisitos exigentes de eficiencia, el motor WGM20 es el resultado de intensos trabajos de I+D y estudios técnicos realizados por el equipo de ingeniería de WEG, incluyendo análisis numéricos, estáticos, dinámicos, térmicos y electromagnéticos, que han permitido optimizar el diseño de cada componente y su interacción mutua. Como parte del nuevo diseño, el agua y el aire pasan a través de la carcasa del motor, un concepto que elimina la necesidad de un intercambiador de calor separado y posibilita un tamaño total compacto.

El motor cuenta con un avanzado sistema de refrigeración por agua, que consiste en canales longitudinales de refrigeración en los que el agua fluye en un circuito en zigzag por toda la carcasa. El sistema de refrigeración ofrece un alto grado de protección, por lo que es apto para entornos adversos caracterizados por escaso espacio y altas temperaturas. Además, el intercambio térmico del motor no depende del entorno y permite varias combinaciones de velocidad y par del motor.

El diseño del sistema de refrigeración facilita los trabajos de inspección y limpieza de los conductos de circulación de agua, lo que se traduce en una reducción de los costes de mantenimiento en general. Cabe destacar que los conductos de refrigeración son aptos para el servicio con agua tratada de acuerdo con la mayoría de las especificaciones de la industria. Además, la flexibilidad de diseño y la robustez de los motores WGM20 permiten el funcionamiento con diferentes temperaturas del agua de entrada y múltiples tipos de aditivos, tales como líquidos anticongelantes y anticorrosivos.

Los motores compactos WGM20 de WEG se han desarrollado de tal manera que emiten un nivel de ruido muy bajo y están provistos de una estructura de carcasa resistente para asegurar excelentes niveles de rendimiento en un rango de temperaturas de entre –20°C y 50°C, con una disipación térmica mínima al medio ambiente. De forma estándar, el motor se suministra totalmente apto para el funcionamiento con convertidores de frecuencia. Entre las aplicaciones típicas figuran ventiladores, bombas, compresores, laminadores, propulsores y montacargas.

Gracias a su reducido tamaño, la carcasa es ideal para la instalación en entornos con poco espacio, como por ejemplo los barcos. De hecho, se puede suministrar el motor con certificación marina, incluyendo Lloyds, Bureau Veritas, ABS y DNV. Más allá del sector marino, hay otras industrias que se beneficiarán del nuevo motor, entre las que se incluyen la del cemento, la minería, la de celulosa y papel, la petroquímica, la del suministro de agua y tratamiento de aguas residuales, la metalurgia, la azucarera y la del petróleo y gas.

Aunque los accesorios se instalan en el interior del motor para mayor protección, se puede acceder fácilmente a ellos para su mantenimiento. Otras ventajas para simplificar el mantenimiento son el nuevo sistema de lubricación de cojinetes y la caja de bornes, que se puede girar fácilmente.

El nuevo WGM20 de WEG con tecnología de refrigeración por agua está disponible con potencias de salida de 200 kWh a 2.800 kW (motor horizontal) o de 200 kWh a 2.000 kW (motor vertical) y opciones de tensión de 400 V a 4.160 V, de 4 a 8 polos y frecuencias de 50 Hz o 60 Hz.

De izquierda a derecha: Manuel Chicote, investigador del Cartif; José Manuel Cubillo, responsable de ingeniería de climatización de Metro; Lyesse Laloui, profesor de la EPFL, Luis de Cepeda, Eneres; Eduardo Catalán, Sistemas Avanzados Sostenibles; Armando Uriarte, gerente de Madrid Subterra; Javier Martínez, periodista ambiental.

Aumentan en Madrid los proyectos que aprovechan las energías sostenibles del subsuelo urbano. Esta es una las conclusiones que se extraen del III Congreso Internacional Madrid Subterra, celebrado el pasado 25 de octubre, en el que se presentaron algunos de los proyectos que se desarrollarán próximamente en la ciudad y que aprovechan los recursos energéticos, limpios y renovables, procedentes del subsuelo urbano.

Entre ellos, Metro de Madrid tiene proyectado implantar en dos de sus edificios más singulares sistemas geotérmicos: la sede social y administrativa que se ubica en plaza de Castilla y que también albergará el Centro Coordinador de Transportes, un museo y el Centro Tecnológico Operativo; y las nuevas cocheras de Cuatro Caminos. Dos proyectos que expuso el responsable de la ingeniería de climatización de Metro, José Manuel Cubillo, durante el Congreso Madrid Subterra.

A estas dos obras hay que sumar otras iniciativas en fase de estudio para refrigerar las estaciones del suburbano, haciendo uso del agua de escorrentía, de la geotermia o de otras posibilidades de aprovechamiento energético de las infraestructuras subterráneas. Sobre las potencialidades de explotación de energía en la red del suburbano habló también Luis de Cepeda de la empresa Eneres, socia fundadora de Madrid Subterra, que recordó las cifras de una tesis doctoral en la que se sostenía que Metro de Madrid podría recuperar “fácilmente” cerca del 50% de la energía que consume al año.

El demostrador del Metro de Bucarest

En el suburbano de la capital rumana, a través del programa europeo ReUseHeat, se está llevando a cabo un proyecto demostrador que utiliza como solución técnica una bomba para recuperar el calor de las estaciones y con esa energía alimentar consumidores finales. En este caso concreto, el calor residual se emplea para cubrir las necesidades de calefacción y agua caliente sanitaria (ACS) de un hotel cercano. Manuel Andrés Chicote, investigador del Centro Tecnológico Cartif fue el responsable de explicar este proyecto financiado con el programa Horizonte2020.

Durante el Congreso se habló mucho de las redes de Metro y se demostró el enorme potencial energético, aún sin explotar, de estas infraestructuras de transporte propias de las ciudades. Pero existen otras. Por ejemplo, los aparcamientos construidos bajo rasante. Sobre ellos habló Eduardo Catalán de Ocón, responsable de la empresa SAS, Sistemas Avanzados Sostenibles, que reclamó una mayor anticipación a la hora de proyectar estas infraestructuras y aprovechar su ejecución para integrar dispositivos de intercambio geotérmico que permitan ahorrar costes.

El encuentro contó con la participación destacada del profesor Lyesse Laloui que fue el encargado de la ponencia inaugural. El suizo, experto en geoingeniería y mecánica de suelos intervino en el foro para hablar de las geoestructuras energéticas en las infraestructuras subterráneas urbanas. Durante su intervención Laloui puso en valor la energía procedente de las geoestructuras porque -dijo- “es muy competitiva, limpia, local y no dependemos de importar de ningún sitio”. El profesor y fundador de la empresa Geoeg, spin off de la École Polytechnique Fédérale de Lausanne (EPFL) se refirió en su ponencia a los muros de energía, un ejemplo de geoestructura energética utilizado en muchas infraestructuras subterráneas de transporte como Metro de Londres, París, Ginebra, Lausana y otras infraestructuras construidas en Mónaco o Corea

De izq. a dcha.: Eliseo Salcedo, director de marketing de Tubos Reunidos; Ángel Landabaso, asesor del Gobierno Vasco y funcionario internacional de la Comisión Europea; Alberto Barragán, jefe de la Oficina en España del Banco Europeo de Inversiones (BEI); Ann Westman consejera económica de la Representación de la Comisión Europea en España; Rosario Casero, directora general de Negocios de Instituto de Crédito Oficial (ICO); Francisco Javier Arnaez Arrecigor, director de Política Financiera del Departamento de Hacienda y Economía del Gobierno Vasco; José Vicente Reyes Martín, subdelegado del Gobierno en Bizkaia; Iñigo Ansola, director general del Ente Vasco de Energía (EVE) y Kerman Osoro, director de desarrollo de negocio de CIE Automotive.

¿Cómo financiar un proyecto en el sector de la energía en España? La Comisión Europea, el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y el Instituto de Crédito Oficial (ICO) han dado la respuesta este jueves 25 de octubre en el Museo Marítimo de Bilbao: El Plan de Inversiones para Europa, que ya ha destinado un 21% de financiación a proyectos en el ámbito de la energía, es la gran oportunidad para invertir y crecer, según han destacado los representantes de las citadas instituciones, en el transcurso del seminario que también contó con la participación del EVE (Ente Vasco de Energía) y representantes del Gobierno español y del Gobierno vasco.

Llenamos Bilbao de energía. Plan de Inversiones para Europa es el lema bajo el que se han reunido hoy en Bilbao instituciones, empresas y entidades relacionadas con la energía, un sector clave en el País Vasco y en España. “El Plan de Inversiones para Europa es la oportunidad para invertir en sectores estratégicos como el de energía que están contribuyendo a los objetivos de creación de empleo y de desarrollo sostenible de Europa”, ha dicho durante el encuentro Ann Westman, consejera económica de la Representación de la Comisión Europea en España.

En el acto informativo han participado, junto a Westman, Alberto Barragán, jefe de la Oficina en España del Banco Europeo de Inversiones (BEI) y Rosario Casero, directora general de Negocios de Instituto de Crédito Oficial (ICO). Los expertos han detallado la evolución y el alcance de #InvestEU y las ventajas competitivas que supone para el desarrollo económico y la creación de empleo en nuestro país, uno de los más beneficiados por esta iniciativa.

Junto a los expertos financieros del Plan de Inversiones para Europa, han participado el director general del Ente Vasco de la Energía (EVE), Iñigo Ansola, acompañado por el subdelegado del Gobierno en Bizkaia, José Vicente Reyes Martín, y el director de Política Financiera del Departamento de Hacienda y Economía del Gobierno Vasco, Francisco Javier Arnaez.

El seminario ha contado con el testimonio de representantes de empresas beneficiadas por el Plan de Inversiones para Europa, como CIE Automotive y Tubos Reunidos, que han explicado su experiencia con proyectos financiados; y Ángel Landabaso, asesor del Gobierno vasco y funcionario internacional de la Comisión Europea.

España entre los países más beneficiados

Desde su lanzamiento en julio de 2015, el BEI ha aprobado en España más de 100 operaciones por un volumen de financiación superior a los 7.600 M€ con los que se espera movilizar alrededor de 38.800 M€ en inversiones adicionales para apoyar proyectos que estimulen la innovación, la generación de empleo y el crecimiento sostenible.

En el País Vasco son varias las empresas que han recibido financiación del ‘Plan Juncker’. En 2017, la empresa de ingeniería Sener accedió a un volumen de financiación de 110 M€ que le permitió contribuir de forma muy relevante al desarrollo de la tecnología espacial europea y al diseño de nuevos y punteros servicios en el sector de las energías renovables.

En los últimos meses, la bilbaína CIE Automotive ha recibido un préstamo de 80 M€ que destinará al desarrollo de técnicas para reducir el peso de los automóviles y producir de forma más eficiente y menos contaminante. Asimismo, el grupo industrial Velatia utilizará la financiación de 32,5 M€ del BEI para incorporar nuevas tecnologías digitales a los productos que desarrolla para las redes de distribución de energía eléctrica y telecomunicaciones. De este modo, la empresa vasca podrá adecuar dichas redes para implantar un mix energético renovable y distribuido, así como la electrificación del transporte.

A nivel europeo y por sectores, el 31% de la financiación facilitada por el BEI bajo el Plan de Inversiones para Europa se ha dirigido a pymes; el 21% a energía, mismo porcentaje que a I+D+i; un 11% a proyectos digitales; el 8% a transporte; el 4% a infraestructuras sociales y también el 4% a medioambiente y eficiencia energética.

Con la aprobación hasta la fecha de un total de 950 operaciones en los 28 Estados miembros, el Plan de Inversiones para Europa ha superado el objetivo de inversiones inicial de 315.000 M€ movilizados que se estableció en sus inicios, en julio de 2015, y espera movilizar más de 345.000 M€ en inversiones. Debido al éxito alcanzado, se ha ampliado su capacidad de financiación, con el objetivo de movilizar 500.000 M€ hasta mediados de 2020.

0 0

Ingeteam ha anunciado que ha recibido la certificación “Shop Approval in Renewable Energy” (Aprobación de planta producción en energía renovable) de DNV GL por la planta de fabricación de convertidores eólicos que la empresa ha construido en la región de Tamil Nadu. La nueva planta de Ingeteam es la primera fábrica de convertidores eólicos que recibe dicha certificación en India. La certificación Shop Approval de DNV GL se concede tras superar con éxito una exhaustiva auditoría, y permitirá a Ingeteam simplificar las inspecciones de calidad posteriores, o incluso, en algunos casos, eximir a la empresa y a sus clientes de auditorías durante un período de tres años.

La certificación Shop Approval de DNV GL garantiza que una planta productiva funciona en un entorno de fabricación de alta calidad, y que personal cualificado despliega sistemáticamente los métodos y procedimientos de trabajo adecuados. Es independiente de la certificación de componentes, tipo o proyecto, y siempre es específica para cada planta. Con este programa, DNV GL ofrece el siguiente nivel de certificación y estandarización, que va más allá de los módulos y los elementos para incluir todos los aspectos técnicos que se establecen en las normas y las prácticas recomendadas.

Nos enorgullecemos de ser el primer fabricante que recibe esta importante certificación para una instalación de fabricación de convertidores eólicos en India. Se trata de una auditoría amplia y rigurosa que garantiza que Ingeteam fabrica productos con el mismo compromiso de calidad en cualquier lugar del mundo. Además, permitirá a Ingeteam y a sus clientes minimizar el número de inspecciones de planta por parte de DNV GL durante tres años, reduciendo así el tiempo y el coste para los futuros equipos que se fabriquen en nuestra planta. Es una importante garantía de competitividad en la fabricación que ofrecemos a los clientes”, explica Ion Etxarri Sangüesa, responsable del equipo de Calidad de I+D de Ingeteam Wind Energy.

Se prevé que la nueva planta de aerogeneradores construida en India, cerca de Chennai, sea un centro de fabricación estratégico para el negocio de Ingeteam en el país. Permitirá a la empresa incrementar el suministro de componentes de calidad para los fabricantes de aerogeneradores en este mercado en auge y extremadamente competitivo. Esta planta, de 3.500 m2, está equipada con una tecnología de producción de última generación y fabricará componentes eléctricos siguiendo las mismas normas y procesos que rigen en el sector, igual que las demás instalaciones de producción de Ingeteam en todo el mundo.

Foto cortesía: China Solar

De acuerdo con GlobalData, el movimiento de China en mayo de este año para reducir los subsidios a los proyectos domésticos de solar fotovoltaica a escala comercial beneficiará en última instancia a los promotores solares de EE.UU. que dependen de módulos fotovoltaicos importados para reactivar proyectos y empleos.

Los promotores solares de EE.UU. han tenido problemas desde principios de 2018 debido a dos decisiones políticas independientes entre sí anunciadas en EE.UU. y China. En enero de 2018, el gobierno de EE.UU. impuso aranceles del 30% a las importaciones de productos solares para salvaguardar los intereses de los fabricantes locales.

Afectados por los mayores costes de importación, muchos promotores anunciaron la cancelación de sus proyectos, por ejemplo, los promotores Cypress Creek Renewables, LLC y Southern Current cancelaron o aplazaron proyectos por un valor de más de 2.500 M$. Algunos promotores incluso iniciaron negociaciones para reestructurar sus acuerdos de compra de energía debido a los mayores costes derivados de las tarifas.

Según la Administración de Información de Energía (EIA) de EE.UU., la industria solar estadounidense emplea a más de 250.000 personas, aproximadamente el 40% en el sector de la instalación y el 20% en el sector manufacturero. Dado que la mayoría de ellos estaban empleados por promotores de proyectos, la industria comenzó a presenciar recortes de empleos después de la implementación de los aranceles de importación.

Por otro lado, en mayo de 2018, China, que ha estado luchando para construir infraestructura para conectar los proyectos solares a la red, anunció un recorte de las tarifas de inyección a red, para frenar el aumento de las instalaciones solares. El recorte de los subsidios en China han resultado en una menor demanda de productos solares dentro del país, por lo que los fabricantes chinos ahora están buscando exportar más módulos, lo que resultará en un exceso de oferta en el mercado mundial de módulos fotovoltaicos, con la consiguiente reducción de los precios.

Como resultado, promotores como Inovateus Solar se han vuelto más optimistas. La compañía ha cerrado un acuerdo para desarrollar una planta solar fotovoltaica de 6 MW en la ciudad de Pratt, Kansas. Pine Gate Renewables, instalador solar con sede en Carolina del Norte, da la bienvenida a la medida, ya que los precios más bajos ayudarán a la economía de los proyectos que ya se encuentran en trámite.

Tras el anuncio hecho en China, la caída de los precios a nivel mundial y en EE.UU. ayudará a los promotores a reactivar proyectos y empleos, que quedaron en suspenso tras la imposición de los aranceles a la importación.

Junto con otros proveedores de tecnología innovadora que desarrollan un sistema de almacenamiento de energía térmica, la empresa de tecnología limpia y con sede en Noruega, EnergyNest, es actualmente uno de los socios seleccionados por la multinacional energética Enel para el análisis de los beneficios e impactos de la integración de su tecnología en uno de los numerosos activos de generación de energía de Enel. Según EnergyNest, su tecnología de almacenamiento de energía térmica más reciente podría ofrecer cifras económicas y climáticas impresionantes al integrarla a gran escala: reducción anual de CO2 de hasta 45.000 t, 14 millones de litros de fuelóleo ahorrados por año y amortización del proyecto en menos de tres años.

La colaboración lanzada con EnergyNest ofrece a Enel la oportunidad de evaluar la solución Thermal Energy Battery de EnergyNest en condiciones reales e identificar aplicaciones empresariales a gran escala para la tecnología integrada en centrales térmicas. El objetivo del proyecto innovador es demostrar cómo la recuperación del calor residual en el almacenamiento de energía térmica puede aumentar la flexibilidad y la sostenibilidad de las centrales térmicas. Esta actividad permitirá a Enel evaluar la solidez de la tecnología, su posible contribución al aumento de la eficiencia y su impacto ambiental positivo.

EnergyNest ha presentado oficialmente su primer Módulo de Batería Térmica producido en su nuevo centro de fabricación en Europoort, Rotterdam. Se espera que la fabricación de dos proyectos comerciales comience a finales de año. Los innovadores módulos de batería de EnergyNest consisten en materiales reciclables de origen local: tubos de acero enmarcados con Heatcrete, un cemento de alto rendimiento para almacenamiento de energía térmica desarrollado en colaboración con HeidelbergCement, la multinacional alemana de materiales para edificios.

Según un nuevo informe del Tribunal de Cuentas Europeo, las acciones de la UE para apoyar la captura y el almacenamiento de carbono, así como las energías renovables innovadoras no han tenido los efectos esperados Entre 2008 y 2017 se fijaron objetivos ambiciosos, pero el apoyo de la UE a proyectos de demostración contribuyó escasamente a la realización de proyectos y a la obtención de resultados, señalan los auditores, y añaden que la UE necesita adaptar su nuevo Fondo de Innovación para alcanzar sus objetivos.

En 2009, la UE puso en marcha dos importantes programas de financiación destinados a apoyar la captura y el almacenamiento de carbono y las energías renovables innovadoras: el nuevo Programa Energético Europeo para la Recuperación y la Reserva de nuevos entrantes de 300 millones de derechos de emisión (NER300). Con un objetivo de gasto global de 3.700 M€, ambos programas fijaron objetivos ambiciosos en materia de captura de carbono y energías renovables innovadoras. En el Acuerdo de París de 2015, la UE se comprometió a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero al menos en un 40% para 2030, meta que se sumaba a su aspiración de conseguir una economía hipocarbónica para 2050.

Los auditores examinaron el diseño, la gestión y la coordinación de ambos programas y evaluaron si habían realizado los progresos esperados desde el punto de vista de su contribución a la comercialización de la captura de carbono y las energías renovables innovadoras. Visitaron proyectos en Alemania, España, Países Bajos, Polonia y Reino Unido, y constataron que el Programa Energético para la Recuperación contribuyó positivamente al desarrollo del sector eólico marino, pero no alcanzó sus ambiciones en el ámbito de la captura de carbono. Por otra parte, el NER300 no generó proyectos de éxito en el ámbito de la captura de carbono y realizó escasos progresos en su apoyo a la demostración de una gama más amplia de tecnologías en el ámbito de las energías renovables innovadoras.

Los auditores señalan que ambos programas se vieron afectados por las condiciones adversas de la inversión que, unidas a la inseguridad de los marcos reglamentarios y las políticas, obstaculizaron o retrasaron el progreso de muchos proyectos de energía procedente de fuentes renovables y de captura de carbono. El informe también destaca la importante incidencia de la volatilidad de los precios de mercado del carbono, inferiores a las previsiones, después de 2011, en el fracaso de la comercialización de la captura y el almacenamiento de carbono.

Los auditores consideran que el diseño del NER300 limitó la capacidad de la Comisión y los Estados miembros de responder de forma eficaz a los cambios en las circunstancias. La complejidad de los procesos de selección de proyectos y toma de decisiones y otras características del diseño limitaron la flexibilidad del programa. Es necesaria una mejora importante en los dispositivos de coordinación para reforzar la coherencia y aportar una mayor claridad, apuntan los auditores. También expresan su preocupación por la falta de unas disposiciones claras de rendición de cuentas y de control para el NER300, cuyos fondos no pasan por el presupuesto de la UE ni se registran en su balance financiero.

La UE está preparando la puesta en marcha del Fondo de Innovación para acelerar la transición hacia la economía hipocarbónica. Teniendo esto en cuenta, los auditores recomiendan que la Comisión Europea:

• Aumente el potencial para proporcionar apoyo eficaz de la UE a dichos proyectos.
• Mejore los procedimientos de selección de proyectos y de toma de decisiones del próximo Fondo de Innovación y garantice su flexibilidad para responder a los acontecimientos externos.
• Mejore su coordinación interna para orientar de forma más coherente el apoyo de la UE.
• Garantice la rendición de cuentas para el Fondo de Innovación y los fondos del Programa de Reserva de Nuevos Entrantes.

COMEVAL