Ahorro, eficiencia energética y medición de consumos

Soluciones integradas con el sistema KNX

La evolución de los países desarrollados ha ido paralela a una creciente demanda de energía, necesaria para satisfacer necesidades de transporte, confort, producción industrial o servicios básicos. Este exponencial crecimiento de la demanda de energía se empezó a calificar como de insostenible hace ya unos años. Fruto de ello, se adoptaron acuerdos internacionales para reducir el consumo mundial de energía y sus efectos negativos, como la emisión de gases de efecto invernadero. Este artículo explica cómo interactúan los sistemas de medición de energía con la tecnología de automatización KNX, y analiza la estrategia para conseguir el mayor ahorro posible.

Un primer factor importante es la concienciación de los usuarios del edificio. Si hablamos del sector residencial, éstos van a tener un mayor cuidado con el ahorro energético, porque es el usuario de las instalaciones el que abona la factura. Pero en el sector terciario (oficinas, hoteles, etc.) resulta más complicado sensibilizar a los usuarios en el uso racional de la energía, ya que normalmente no son ellos quienes abonan la factura.

Otro aspecto clave es la creciente implantación de sistemas de automatización para el control de iluminación, climatización, persianas, etc., que ofrecen un importante ahorro energético, y cuyos beneficios se mantienen estables a lo largo de los años.

Artículo publicado en: FuturENERGY Septiembre 2014