El sector renovable aumentó su participación en el PIB nacional durante 2020

El sector renovable aumentó su participación en el PIB nacional durante 2020

En un año marcado por la crisis sanitaria y económica, el sector renovable incrementó su participación porcentual en el PIB nacional, del 1,01% al 1,05%. Este ha sido uno de los principales mensajes de la presentación “Estudio del Impacto Macroeconómico de las Energías Renovables en España”, cuya edición de 2020 ha sido presentada por el Presidente de APPA Renovables, Santiago Gómez Ramos, y José María González Moya, Director General de la Asociación. Ambos estuvieron acompañados en la sede de Enerclub por Arcadio Gutiérrez, Director General de esta entidad. El objetivo de energía renovable marcado para 2020 se cumplió gracias a un mayor aporte de estas energías durante la pandemia y a la reducción del consumo energético.

Con un aforo virtual de más de 400 profesionales, Santiago Gómez Ramos, Presidente de APPA Renovables, y José María González Moya, Director General de la Asociación, han presentado las principales cifras del sector. Unas cifras marcadas por la crisis que, sin embargo, han mostrado que el sector incrementó su aportación porcentual al PIB durante 2020.

Un sector resiliente y de futuro

A pesar de que el sector renovable sufrió una contracción de su aportación directa al PIB del 7,4%, su aporte total de 11.806 M€ le permitió crecer dentro de la economía nacional hasta representar el 1,05%. Dentro de las buenas noticias, también se contabilizó un nuevo aumento de potencia instalada: 4.503 MW renovables se conectaron a la red y 623 MW de potencia permitió a ciudadanos y empresas disfrutar de los ahorros del autoconsumo, sumando un total de 5.126 MW, ligeramente por debajo de la senda necesaria para alcanzar las metas a 2030. El saldo neto exportador aumentó hasta los 1.977 M€ , gracias al tirón de los 4.104 M€ de exportaciones en bienes y servicios.

Los desplomes de los mercados energéticos redujeron los ahorros

El sector renovable, a pesar de contar con buenas cifras en 2020, no fue ajeno a la grave crisis económica. Sus efectos se notaron en la caída del PIB, fuertemente influenciada por los bajos precios del mercado eléctrico diario, que provocó problemas de tesorería a los proyectos renovables, y también en los ahorros que, tradicionalmente, se destacan en este “Estudio Macro”. Los ahorros en importaciones fósiles, a pesar de aumentar en energía, se redujeron económicamente al marcar los combustibles fósiles precios extraordinariamente bajos por la pandemia. Los ahorros fueron de 6.273 M€ en importaciones de combustibles fósiles y de 1.301 M€ al evitar pagar derechos de emisión. Al analizar el mercado, los ahorros de las renovables también fueron menores en un mercado eléctrico deprimido: los proyectos renovables percibieron 5.275 M€ de retribución específica y redujeron el precio del mercado en 3.262 M€.