España, líder en generación eólica y en potencia terrestre instalada en 2019 en la UE

FuturENERGY Septiembre-Octubre 2020

La eólica aportó el 20,8% de la electricidad consumida en España en 2019 (en 2018 fue un 19%), evitó la emisión de 28 Mt de CO2, y la importación de 10,7 Mtep de combustibles fósiles. En 2019, España fue el país de la UE que más eólica terrestre instaló, un 15% del total en Europa. España ocupa las primeras posiciones en diferentes rankings europeos y mundiales: primera en el ranking europeo de instalación de potencia/año, quinta posición en el ranking mundial de potencia instalada y segunda posición en Europa y tercera posición en exportaciones. Así queda recogido en el Anuario Eólico 2020 publicado por AEE el pasado mes de julio, un informe que presenta un análisis de la situación de la energía eólica en España y en el mundo.

En España, en 2019, la potencia eólica aumentó en 2.243 MW, situando el total de potencia eólica instalada en 25.704 MW. Esta nueva potencia pertenece, principalmente, a proyectos resultantes de la primera y segunda subasta de 2017, pero también a plantas merchant.

Más de 1 GW de la nueva potencia (el 49,1% del total) corresponde a parques en Aragón. El resto de los megavatios instalados, unos 1.141 MW, se reparten entre 461 MW en Castilla y León, 416 MW en Galicia, 124 MW en Andalucía, 85 MW en Navarra, 39 MW en Extremadura y 16 MW en Canarias. Extremadura, en 2019, ha entrado con su primer parque eólico, en el club de las comunidades eólicas.