España y Portugal necesitan más de 40 GW de flexibilidad para alcanzar el 100% de energías renovables al menor coste

España y Portugal necesitan más de 40 GW de flexibilidad para alcanzar el 100% de energías renovables al menor coste

El informe Atlas of 100% Renewable Energy, lanzado recientemente por Wártsilä, que estudia 145 países y regiones, muestra que los sistemas energéticos con altos niveles de energías renovables necesitan una cantidad significativa de flexibilidad, a través del almacenamiento de energía y el gas, para lograr alcanzar un futuro energético con un 100% de energías renovables al menor coste. De hecho, Wärtsilä destaca una necesidad llamativa de aumentar la flexibilidad en España y Portugal.

Se necesitan 41 GW de activos flexibles para que los sistemas energéticos de España y Portugal funcionen con el 100% de energías renovables al menor coste. La capacidad necesaria para equilibrar el cambio de España y Portugal a redes alimentadas por energías renovables intermitentes debe provenir de dos tecnologías clave: más de 33,3 GW de almacenamiento de energía y más de 8 GW de capacidad de gas flexible, capaz de funcionar con combustibles futuros. Los combustibles futuros se pueden producir durante períodos en los que las energías renovables producen más electricidad de la necesaria.

Wärtsilä ha descubierto que España y Portugal tienen una gran necesidad de soluciones ágiles y flexibles. Esto refleja el potencial excepcionalmente alto de la región para satisfacer su demanda con energía solar, que debería representar el 56% de la generación regional en un sistema 100% renovable, y el requisito de almacenar esa energía cuando no es posible generar energía solar.

Para satisfacer la clara necesidad de flexibilidad de la red de España y Portugal, Wärtsilä propone su tecnología de equilibrado de la red, capaz de aumentar hasta 10 MW en dos minutos, para unir a las eléctricas en el camino hacia un futuro con un 100% de energías renovables al menor coste.

La tecnología de equilibrado de la red de Wärtsilä es parte de una cartera de productos diseñados para acelerar de manera rentable la transición energética. La cartera consta de centrales eléctricas, almacenamiento de energía y sistemas de gestión energética. La primera solución de la cartera, las centrales eléctricas, está impulsada por el motor Wärtsilä 34SG Balancer actualizado, optimizado para los mercados de carga base renovable; un motor de gas ágil y de arranque rápido capaz de aumentar hasta 10,8 MW en dos minutos para integrarse sin problemas con las energías renovables. La solución de la central eléctrica se basa en el diseño lean y puede equiparse con funciones como modo de standby no tripulado, capacidades de control remoto, transmisión de datos 24 horas al día, 7 días a la semana y gestión dinámica de la energía. El rendimiento optimizado y la fiabilidad están respaldados por las soluciones de ciclo de vida de Wärtsilä.

Los motores de gas de las centrales eléctricas de Wärtsilä pueden funcionar actualmente con gas natural, biogás, metano sintético o mezclas de hidrógeno. La empresa está desarrollando activamente el proceso de combustión para permitir la quema de hidrógeno al 100% y otros combustibles nuevos.

Se necesita un grado significativo de exceso de capacidad para tener en cuenta la variabilidad de la generación eólica y solar. Luego, el exceso de electricidad se utiliza para producir combustibles nuevos con la tecnología Power-to-X. El modelo encuentra que equilibrar la intermitencia de la producción renovable con una combinación de almacenamientode energía y tecnología flexible de gas sería un 38% más barato para el G20, en comparación con depender únicamente del almacenamiento de energía.

Junto con la solución de central eléctrica, Wärtsilä ofrece su tecnología de almacenamiento de energía GridSolv totalmente integrada, diseñada para facilitar la implementación y la optimización de la energía sostenible, y su plataforma de energía digital GEMS. GEMS optimiza dinámicamente los sistemas energéticos a través de una amplia gama de aplicaciones, como la regulación de frecuencia, para crear flujos de ingresos y mejorar la resistencia de la red/sistema.

Principales conclusiones del estudio

  • Las compañías energéticas deben apostar por activos de equilibrado: equilibrar las energías renovables intermitentes con una combinación de almacenamiento de energía y tecnología flexible de gas sería un 38% más barato para el G20, en comparación con depender únicamente del almacenamiento de energía.
  • La flexibilidad es clave para la descarbonización de España y Portugal: el modelo muestra que la región necesita 41 GW de energía flexible, que comprende 33,3 GW de almacenamiento en batería y 8 GW de tecnología flexible de gas, para operar de manera óptima un sistema que funcione al 100% con energías renovables.
  • Preparse ahora para los combustibles del futuro: el modelo estudia el impacto transformador de la economía del hidrógeno que se avecina, ya que serán necesarios 933 GW de capacidad de gas flexible en el G20 en un cambio inevitable a los combustibles del futuro neutros en carbono en las próximas décadas.
  • Sistemas energéticos 100% renovables en circuito cerrado. Se necesita un grado significativo de exceso de capacidad para tener en cuenta la variabilidad de la generación eólica y solar. El exceso de electricidad se puede utilizar para producir nuevos combustibles con la tecnología Power-to-X.
  • Diseño de motores para la economía del hidrógeno: Wärtsilä ha lanzado un motor mejorado de arranque rápido capaz de aumentar hasta 10,8 MW en dos minutos, integrándose a la perfección con las energías renovables, y que actualmente funciona con gas natural o mezclas de hidrógeno.