Guadalajara estrenará central eléctrica con turbinas HA y servicios digitales de GE

Con sus casi 80 mil kilómetros cuadrados de superficie y con una población que lo posiciona como el cuarto estado más poblado del país, Jalisco es también el cuarto consumidor de energía a nivel nacional. A pesar de sus requerimientos energéticos, solamente el 11% de la energía que consume es producida en su territorio, lo que coloca al estado en una permanente necesidad de infraestructura para generar más energía y satisfacer sus necesidades.

Como parte del ambicioso plan de modernización planteado por la Reforma Energética del gobierno federal y con el fin de expandir el sector local de electricidad, Guadalajara, la capital del estado, empezará a cambiar ese porcentaje y llevar energía más eficiente a sus habitantes y negocios locales.

En diciembre de 2019, terminará la construcción de la planta combinado con las de Tierra Mojada, en Guadalajara, la cual generará 875MW, suficientes para abastecer hasta 2.8 millones de hogares.

Su inversor, Fisterra Energy, perteneciente a Blackstone Group, se ha tomado seriamente el compromiso de construirla con altos niveles de eficiencia, con el fin de mejorar la estabilidad de la red eléctrica del estado.

El paquete tecnológico incluye una turbina de vapor, tres generadores convencionales, dos generadores de vapor de recuperación de calor (HRSG) y los últimos sistemas de control de plantas, pero lo que la vuelve única son las dos turbinas de gas GE 7HA.02, que serán instaladas en México por primera vez. La clase HA son las turbinas más grandes y eficientes de GE, capaces de emitir una potencia total a la red en menos de 30 minutos. De hecho, en junio de 2016 GE fue reconocida por impulsar la planta de ciclo combinado más eficiente del mundo con su tecnología HA.

“Mantenemos un fuerte compromiso para brindar la tecnología de turbina de gas más competitiva en la industria. Queremos contribuir para que las últimas plantas de energía que se están desarrollando en México y en todo el mundo sean más eficientes”, dice Marco Vera, Gerente General de GE Power Systems en México.

Para GE, este contrato es uno más de varios que está llevando a cabo para hacer más eficiente la generación de energía en América Latina.

Durante 25 años, a través del Contract Service Agreement (CSA), GE dará las garantías térmicas para que la energía generada sea estable y, finalmente, ofrecerá los niveles necesarios de eficiencia. Por otro lado, aportará un paquete completo de servicios digitales basados en Predix, como el Asset Performance Management (APM).

“Esto es clave en nuestro modelo de negocio como empresa digital industrial. Con el software APM será posible conectar los datos de las operaciones con la analítica necesaria para proveer mayor confiabilidad y un mejor mantenimiento de toda la planta”, dice Vera.

El acuerdo también permitirá que GE muestre su capacidad de Power Island, un portafolio de módulos que constituyen a la planta, los cuales son probados y pre fabricados en las condiciones de campo. Power Island puede propiciar menor tiempo de instalación (casi 50% de reducción en las horas de trabajo en el sitio) y, en consecuencia, mayores ganancias para el cliente al tener la planta instalada en el menor tiempo posible.