IFT Atacama Desert 2016, hacia el desarrollo de energías renovables

El panorama actual que experimenta la minería en Chile en cuanto a la alta demanda, precio y disponibilidad de insumos estratégicos como el agua y el suministro de energía, es complejo y desafiante a la vez. Tema que afecta tanto al sector público como privado, lo cual configura un escenario óptimo para el desarrollo de políticas a corto y largo plazo para combatir este panorama.

El programa del actual Gobierno contempló una agenda de energía para revertir esta condición, expresada en el programa Energía 2050. Este proceso de planificación participativa contó con un Comité Consultivo formado por expertos y actores claves del ámbito público, privado, sociedad civil y academia, incluyendo participación regional.

Edward Fuentealba Vidal, Director del Centro de Desarrollo Energético Antofagasta de la Universidad de Antofagasta, fue uno de los participantes activos de esta junta y hoy en día está enfocado en su participación en la Feria IFT Atacama Desert 2016, como parte del Comité Técnico del evento.

De acuerdo a lo manifestado por Fuentealba, “es sumamente importante posicionar una feria como IFT en nuestra región y que se realice bianualmente, al igual que Exponor, ya que debemos potenciar la inversión en el sector. Es algo sumamente importante no sólo para Antofagasta sino que también para todo Chile”. Cabe destacar, que la IFT contará con un programa de conferencia y charlas relacionadas con la interacción internacional, nacional, los proyectos energéticos de la región y los avances en investigación.

En relación a la inversión privada y público en materias de generación de energía fotovoltaica, el panorama regional es sano y se proyecta que en el futuro próximo se sigan potenciando proyectos como los que se efectúan en San Pedro de Atacama, Calama, María Elena y Taltal. “Esto ha permitido que los privados se mantengan más motivados y reconozcan la importancia de potenciar la inversión. El sector público, con la intención de avanzar al respecto ha creado instancias para motivar a las comunidades. Es por eso que el gobierno regional ha potenciado la instalación de plantas, también el desarrollo de investigación con las universidades”, expresa Fuentealba.

Pese a existir un panorama optimista el académico es cauto al compararnos con las experiencias exitosas de otros países en esta materia. “A nivel internacional nosotros recién estamos comenzando. Chile a pesar de tener un buen recurso solar, y tener altas condiciones para hacer investigación, en actividades relacionadas directamente con el mundo energético, siempre ha tenido las instancias pero nunca hizo las inversiones para generar eso, entonces difícilmente nos podemos comparar a nivel internacional” y además agrega que “si el país no hace la apuesta hoy, para posicionarnos como potencia energética, nos puede pasar la cuenta en temas de inversión no sólo en el sector de investigación sino que también en mano de obra.”

Cabe destacar que la Región de Antofagasta lidera a nivel nacional la cartera de proyectos de inversión en energía, superando los 20.000 M$. Esta situación económica de la región, la hace muy atractiva para la inversión y el desarrollo de nuevos proyectos y actividades tanto privadas como públicas en materias de renovación de energías.