Lhyfe inaugura la primera planta piloto de producción de hidrógeno renovable en alta mar del mundo

Lhyfe inaugura la primera planta piloto de producción de hidrógeno renovable en alta mar del mundo

Lhyfe, uno de los pioneros del mundo y productor independiente de hidrógeno verde y renovable, inauguró su piloto de producción de hidrógeno verde en el mar localizada en la ciudad francesa de Saint- Nazaire. Es la primera vez en el mundo que se producirá hidrógeno verde renovable en el mar. La plataforma «Sealhyfe», que pretende allanar el camino hacia un nuevo paradigma energético en todo el mundo, inicia un periodo experimental de 18 meses en el muelle de la costa de Le Croisic en el primer centro europeo de pruebas multitecnológicas en alta mar (SEM-REV) operado por la escuela francesa de ingeniería Centrale Nantes.

Producir hidrógeno en el mar: Un reto global que hay que afrontar

La carrera por el hidrógeno está en marcha en todo el mundo y el desarrollo de los parques eólicos marinos está en auge. Lhyfe -que inauguró en septiembre de 2021 la primera planta en el mundo para la producción de hidrógeno a partir de turbinas eólicas en tierra y que actualmente se prepara para desplegar sus soluciones en toda Europa- está convencida del papel central que debe desempeñar el mar en la masificación de la producción de hidrógeno verde renovable.

La producción de hidrógeno mediante turbinas eólicas marinas permitirá a todos los países con costa acceder a hidrógeno verde renovable, producido localmente y en cantidades industriales, para descarbonizar el transporte y la industria. Sin embargo, hasta ahora nadie había producido hidrógeno en el mar. Para demostrar que ya es posible, Lhyfe se enfrenta hoy al gran reto del mar.

Retos importantes e inéditos

Por medio de esta planta piloto, Lhyfe producirá los primeros kilogramos de hidrógeno verde renovable en el muelle y luego en el mar, con total autonomía y en las condiciones más extremas.

La plataforma Sealhyfe debe, por tanto, responder a varios retos importantes y sin precedentes, entre los que se incluyen:

  • Realizar todas las etapas de la producción de hidrógeno en el mar
  • Gestionar los movimientos del agua
  • Soportar el estrés ambiental
  • Operar en un entorno aislado

Un piloto desarrollado con los mejores expertos

Para lograr esta hazaña tecnológica, Lhyfe se ha apoyado en las instalaciones del primer centro europeo de pruebas multitecnológicas en alta mar, el SEM-REV, gestionado por la Centrale Nantes.

El electrolizador ha sido provisto y optimizado para estas condiciones excepcionales de funcionamiento por Plug Power, uno de los líderes del mercado fuertemente comprometido con el objetivo de producción en alta mar. Juntos, Plug Power y Lhyfe han desarrollado el primer electrolizador capaz de operar en una barcaza flotante.

El proyecto también se ha beneficiado de la experiencia de los actores franceses del offshore y de las energías renovables marinas:

  • CHANTIERS DE L’ATLANTIQUE por la mejora de la resistencia del sistema al estrés ambiental, los sistemas de ventilación y la arquitectura eléctrica del sistema,
  • GEPS TECHNO y EIFFAGE ENERGIE SYSTÈMES por la integración en una barcaza y la

arquitectura naval de esta última, específica para las condiciones marítimas especialmente tormentosas del lugar,

  • El Puerto de Saint-Nazaire, facilitador del montaje y las pruebas de Sealhyfe, y,
  • KRAKEN SUBSEA SOLUTIONS, que participó en el diseño de la conexión eléctrica submarina a las energías marinas renovables producidas en la plataforma SEM-REV.

Un ensayo multifase

Se inicia ahora una primera fase de prueba de seis meses en el muelle, en el puerto de Saint- Nazaire, para obtener las primeras mediciones de referencia y probar todos los sistemas (sistemas de desalinización y refrigeración, comportamiento de la chimenea, control remoto, gestión energética, resistencia a las condiciones ambientales, etc.).

Al final de esta primera etapa, Sealhyfe pasará un periodo de 12 meses frente a la costa atlántica. Se instalará a menos de un kilómetro del aerogenerador flotante, se fijará a tierra mediante un sistema de anclajes y se conectará al eje submarino del emplazamiento mediante un umbilical diseñado y dedicado a esta aplicación (transferencia de energía y datos).

Al final de este ensayo, Lhyfe dispondrá de un volumen importante de datos que le permitirá diseñar sistemas de producción en alta mar maduros y desplegar a gran escala tecnologías sólidas y probadas para alcanzar los ambiciosos objetivos de la Unión Europea y el IPCC.

Sealhyfe tiene capacidad para producir hasta 400 kg de hidrógeno verde al día, lo que equivale a 1MW de potencia. De aquí a 2030-2035, el offshore podría representar para Lhyfe una capacidad instalada adicional de unos 3 GW.

Sealhyfe ha contado con el apoyo de la Agencia Francesa de Energía y Medio Ambiente (ADEME) y de la Región del País del Loira.