Otovo alcanza las 1.000 instalaciones de autoconsumo residencial en su primer año en España y espera duplicar esta cifra para finales de 2021

Desde su llegada a España en enero de 2020, Otovo, compañía especializada en la instalación de paneles solares en viviendas unifamiliares, ha llevado a cabo un total de 1.000 instalaciones o, lo que es lo mismo, ha instalado en nuestro país más de 10.000 módulos fotovoltaicos, ha ahorrado de media 1 M€ a los bolsillos de sus primeros 1.000 clientes y ha alcanzado las 1.300 t de CO2e ahorradas al medio ambiente. A este ritmo, en los próximos 30 años, la compañía noruega espera ahorrar 25 M€ a sus clientes actuales, a un ritmo de 70 €/mes a cada uno de ellos.

Con estas cifras, España se ha convertido en el motor del alquiler de paneles solares para la compañía, que ya se ha marcado como objetivo duplicar el número de instalaciones hasta alcanzar las 2.000 a finales de 2021 y ser la principal empresa en instalaciones de autoconsumo en alquiler en España en ese mismo periodo. Esta modalidad, la del alquiler, es la puerta de entrada al autoconsumo para 4 millones de hogares unifamiliares en España al no requerir inversión alguna.

Iñigo Amoribieta, CEO de Otovo en España, ha señalado: “Estamos muy orgullosos de este primer aniversario y esperamos que el ritmo continúe en 2021, año en el que queremos alcanzar las 2.000 instalaciones, afianzándonos en el top 3 junto a las comercializadoras punteras y logrando abarcar un 10% de la cuota de mercado. El interés actual por contribuir a una transición ecológica sostenible, a partir de fuentes de energía renovables competitivas, sin duda establece las condiciones adecuadas para un largo futuro de la compañía en nuestro país. Otovo, gracias a sus mejores precios y menor inversión, ya es líder en rentabilidad para sus clientes, alcanzando el 15% anual o más en la inmensa mayoría de sus instalaciones. Con unos precios tan competitivos, nadie más puede ofrecer una rentabilidad tan elevada a sus clientes.”

Un año cargado de éxitos

Apenas hace un año que la compañía noruega aterrizó en España, con el objetivo de construir la comunidad virtual de autoconsumo más grande de Europa. En este tiempo, se han superado las expectativas previstas para nuestro país, y la empresa ha ido creciendo, no solo en instalaciones, sino también en su oferta y en su equipo de profesionales.

Tras la primera venta de una instalación en enero de 2020, dos meses después llegó el acuerdo con el BBVA para ofrecer financiación a sus clientes. Al mismo tiempo, Otovo alcanzaba cobertura nacional y estallaba la pandemia. Sin embargo, esto no frenó los planes de la compañía, que ha visto cómo el teletrabajo derivado del COVID-19 no ha hecho sino acelerar la necesidad de este tipo de soluciones, ya que la gente está más dispuesta que nunca a invertir en sus casas, donde ahora trabajan muchas más horas (incrementando el ahorro y rentabilidad que supone tener un sistema solar) y quieren hacer de su hogar una fuente de energía limpia, sostenible y gratuita. 

Seis meses después de su llegada, en junio, Otovo lanzaba el alquiler de paneles solares, una alternativa que transforma la inversión inicial en una cuota mensual que puede alcanzar una reducción del 50% sobre el consumo energético, ideal para aquellas familias que no quieren o no pueden hacer una inversión inicial pero quieren disfrutar de energía limpia en sus hogares.

Ya en septiembre, la plataforma alcanzaba los 100 instaladores y sumaba Italia y Polonia a los países en los que está presente.

En octubre llegaban buenas noticias: 20 M€ adicionales para continuar impulsando el autoconsumo solar en España. Dicha cantidad provenía de EDEA, filial de alquiler de Otovo, y le permitirá llevar a cabo la instalación de unos 4.000 sistemas de paneles solares residenciales en alquiler en España.

Más recientemente, en diciembre, se alcanzaba el objetivo de las 1.000 instalaciones y Otovo se convertía en la empresa líder en instalaciones residenciales en España.