Primer préstamo verde del BEI: Endesa recibe 335 M€ para construir 15 parques eólicos y 3 plantas fotovoltaicas en España

A la izquierda de la imagen, el consejero delegado de Endesa, José Bogas, junto a Emma Navarro, vicepresidenta del BEI.

El Banco Europeo de Inversiones (BEI) ha otorgado a Endesa el primer Préstamo Verde BEI (EIB Green Loan) que concede, una financiación destinada a facilitar inversiones en materia de eficiencia energética o que fomenten la producción de energía a partir de fuentes renovables. Aunque el BEI ha financiado numerosos proyectos de esta naturaleza en su larga trayectoria de lucha contra el cambio climático, esta es la primera vez que otorga esta calificación a un préstamo, facilitando así que promotores como Endesa desarrollen su estrategia en materia de descarbonización.

La operación formalizada supone una financiación de 335 M€ para la construcción de 15 parques eólicos, con una capacidad de 446 MW, y tres plantas solares fotovoltaicas, con una potencia de 339 MW.

El Préstamo Verde BEI financiará operaciones que cumplen íntegramente con los requisitos definidos en su programa de Bonos Climáticamente Responsables (Climate Awareness Bonds) y es, por tanto, susceptible de asignarse a su cartera de operaciones de préstamo financiadas mediante la emisión de dichos Bonos.
La financiación facilitada por el BEI contribuirá, asimismo, a cumplir los objetivos marcados por el Plan Nacional de Acción de Energías Renovables que establece que el 20% de la energía consumida en España en 2020 debe proceder de fuentes renovables.

Endesa se adjudicó 540 MW eólicos y 339 MW fotovoltaicos en las subastas de nuevas instalaciones de producción de energía eléctrica a partir de fuentes renovables realizadas en España en mayo y julio de 2017, lo que supondrá una inversión de más de 800 millones de euros hasta 2020.

Los parques eólicos y las plantas solares de Endesa se construirán en diferentes localidades situadas en 6 comunidades autónomas: Aragón, Castilla-La Mancha, Castilla-León, Extremadura, Galicia y Murcia. El proyecto contribuirá también a la generación de empleo: la construcción de los parques
eólicos y las plantas fotovoltaicas está permitiendo la contratación de 1.700 personas que trabajarán en el proyecto durante la fase de inversión y hasta la puesta en marcha.