STI Norland finaliza Coremas III y suministrará sus seguidores solares en las próximas fases del proyecto

STI Norland, uno de los principales fabricantes mundiales de seguidores solares y estructuras fijas, ha completado la tercera fase del proyecto Coremas, ubicado en el municipio brasileño del mismo nombre, mientras prepara el suministro de sus estructuras de seguimiento fotovoltaico para las siguientes cinco fases de la planta solar.

Los seguidores solares de un eje de STI Norland han sido adquiridos por Rio Alto Energias Renováveis, empresa pionera en energía solar en Brasil, que desarrolla, financia y opera parques solares a gran escala, tanto para el mercado libre como para el regulado. Rio Alto cuenta con 800 empleados, la mayoría de los cuales se dedican en la actualidad al proyecto Coremas.

Localizada en el estado de Paraíba, la planta de 300 MWp tendrá en total 3.153 seguidores solares bifila STI-H250™. Además, 254 seguidores centralizados STI-H1250™ fueron instalados en las primeras dos fases de Coremas en 2017.

Este proyecto revolucionó el mercado de la energía solar en Brasil y abrió la puerta a los grandes proyectos que tenemos hoy. La confianza depositada en STI Norland y en nuestro producto fue fundamental para el crecimiento de la empresa, hasta llegar donde estamos hoy”, dice Javier Reclusa, CEO de STI Norland en Brasil. La empresa es el fabricante líder de seguidores solares en este país latinoamericano, donde tuvo un crecimiento exponencial del 1.200% entre 2017 y 2019.

Para el director general de Rio Alto, Edmond Farhat, esta nueva etapa del proyecto es “un importante paso en el proceso de crecimiento de la energía solar en Brasil, y demuestra la importancia y proporción que esta matriz energética está ganando en el país”.