Su Majestad el Rey Felipe VI inaugura WindEurope 2019 Conference & Exhibition

0 22

Esta mañana, su Majestad el Rey Felipe VI ha inaugurado WindEurope 2019 Conference & Exhibition. En su discurso el monarca ha destacado la importancia y oportunidad de este evento “Vivimos en España, en Europa y muchas partes del mundo, un momento clave en lo que se refiere a la tendencia de la transición energética hacia las energías renovables: Clave por la urgencia objetiva desde el punto de vista tanto de la necesidad de seguir combatiendo la contaminación atmosférica y de reducir su impacto en el clima, en medio ambiente y, por tanto, en la salud y el bienestar de las personas, como también por la sensibilidad que aumenta y se extiende a todos los niveles. Ambos requieren cada vez mayor capacidad de respuesta y de acción conjunta.“, así comenzaba su Majestad el Rey el discurso de inauguración.

El monarca español ha matizado también el acierto de que la industria eólica europea se reúna en España, al señalar que durante mucho tiempo España ha estado a la vanguardia de la energía eólica. “Miguel de Cervantes, hizo de los molinos de viento un icono lleno de significados para muchas civilizaciones. Con la evocación de este símbolo, que asocia cultura, historia y valores universales, sean todos muy bienvenidos a nuestro país“, con estas palabras daba la bienvenida a todos los asistentes, no solo a la inauguración, sino a este importante evento.

Felipe VI ha continuado su discurso compartiendo algunas conclusiones del Global Environment Outlook (GEO), presentadas recientemente en la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, en marzo. El monarca ha señalado lo alarmante de estas conclusiones: “Asegurar la calidad y disponibilidad del agua, abordar el calentamiento global, reducir la contaminación marina y frenar la pérdida de especies enteras, la pérdida de biodiversidad, son solo algunos de los temas que requieren nuestra atención inmediata“, razones por las que Naciones Unidas pide la adopción de medidas urgentes, a una escala sin precedentes, para detener y revertir esta situación, con el fin de proteger el medio ambiente y, por ende, la salud humana.

En este sentido, se ha referido a la Agenda 2030 sobre Desarrollo Sostenible y sus objetivos como la referencia, una guía de acción indispensable para los gobiernos de todo el mundo. “Esto significa que todos ustedes aquí hoy representan parte de la mejor respuesta que podemos ofrecer frente a estos desafíos existenciales,” declaraba su Majestad a los asistentes.

También ha definido la transición energética como un vector crítico de cambio, que no solo permite el acceso a la energía a precios asequibles, sino que también trae consigo muchas oportunidades en los negocios, la tecnología y el empleo. “Esta transformación del sistema energético internacional, que ya está en marcha, es, en gran medida, una respuesta derivada de la tecnología y la economía al desafío del cambio climático.

En este marco, el monarca español, se ha referido a las ventajas que puede aportar la eólica, refiriéndose a ella como una de las fuentes clave de energía, que ya está transformando España y Europa. Asimismo ha destacado la importancia de España en este sector, como país exportador de tecnología eólica, con una cadena de valor significativa, en el que la investigación y el desarrollo nos han colocado en el tercer lugar entre las naciones europeas en cuanto al número de patentes eólicas.

Por todas las razones que acabo de mencionar, la transición energética representa verdaderamente una oportunidad extraordinaria. En nuestro caso, España puede tener el mayor potencial de energía renovable en la UE. Tiene una geografía de 50 millones de hectáreas (incluyendo vastas áreas que están escasamente pobladas). Tiene vientos mediterráneos y atlánticos, altos niveles de sol, grandes bosques y notables recursos hidráulicos. Por último, una densa red de empresas y centros de tecnología, innovación y conocimiento complementan estas características naturales.

El monarca también ha subrayado el hecho de que España es el hogar de algunas de las empresas que, durante la última década, han sido las más destacadas en la transformación y transición del sector eléctrico en todo el mundo, así como la cuna de una serie de instituciones que son verdaderos pioneros en esta área, junto con centros de conocimiento e investigación, redes tecnológicas y una importante infraestructura industrial en el ámbito de las energías renovables.

Todo lo cual me permite decir con franqueza que debemos sentirnos orgullosos de estos logros, sin embargo no conformarnos. Puede ser que muchos países del mundo vean a España como un modelo estándar de cómo integrar las energías renovables en las redes eléctricas, pero no debemos dejar de seguir avanzando en esta y otras áreas, y mantenernos a la vanguardia de esto. transformación global. También me enorgullece decir que, dentro de España, el País Vasco representa un ejemplo claro y avanzado de una transición energética exitosa, con un enfoque particular en la energía eólica.

Asimismo, se ha referido a los informes de varias instituciones internacionales, que señalan que la transición energética no solo es indispensable para abordar el cambio climático; sino también beneficiosa para la economía y la sociedad, dada la gran cantidad de empleos asociados con el desarrollo de tecnologías renovables. En esta línea ha destacado la necesidad de encontrar una colaboración adecuada entre las compañías energéticas y aquellas instituciones que pueden proporcionar una financiación adecuada.

La transición energética internacional ya está en marcha, y la industria eólica tiene un papel clave que desempeñar en ella. Estoy seguro de que esta Conferencia y Exposición de WindEurope tendrán mucho que decir y contribuir, y es por eso que le deseo mucho éxito a este evento y a todas las futuras conferencias de WindEurope.“, ha concluido su Majestad el Rey Felipe VI