Tags Posts tagged with "descarbonización"

descarbonización

FuturENERGY Dec. 19 - Ene. 2020

Hoy en día, el mundo tiene cada vez más claro que ha de caminar hacia una descarbonización de los distintos sectores, que le permita afrontar de una manera sostenible un futuro en el que se va a demandar más energía y en el que más habitantes van a poblar nuestro planeta. Es por ello que, en la Cumbre del Clima (COP25), celebrada hacia el final del año pasado, en Madrid, muchos países, gobiernos e instituciones, apuntaban y ponían fecha a una descarbonización total; es decir, ha empezado a plantearse como un objetivo real la completa eliminación de las emisiones de CO2 en los diferentes sectores económicos. Por Javier Brey Sánchez. Presidente de la Asociación Española del Hidrógeno (AeH2).

En este sentido, coincidiendo con la COP25, se anunciaba, a nivel europeo, el “Green Deal”, cuyo principal objetivo es alcanzar la neutralidad climática en Europa en 2050. En este Pacto se identifican cuatro sectores clave a descarbonizar para asegurar dicho objetivo (producción y uso de energía, sector residencial, transporte e industria), sectores donde el hidrógeno tiene potencial para contribuir a la descarbonización.

Es conveniente fijarse en el matiz de “nulo”, o “cero” para referirse a las emisiones. Hasta ahora, los objetivos habían sido siempre de reducir, hasta un tanto por ciento, las emisiones de los distintos sectores; sin embargo, ya empieza a establecerse un horizonte para el cual esas emisiones deben ser eliminadas por completo. Es cierto que ese horizonte aún parece lejano, hablándose de 2040 o 2050, en función del sector y la geografía, pero, qué duda cabe, la humanidad se enfrenta ahora a un reto muy ambicioso.

0 3

Endesa ha presentado hoy la solicitud formal de cierre de las centrales térmicas de carbón importado ubicadas en As Pontes y Carboneras. La profunda modificación de las condiciones de mercado (se ha registrado un incremento sustancial en el precio de los derechos de CO2 y una caída significativa del precio del gas) ha llevado a que estas centrales hayan sufrido una importante falta de competitividad en la cobertura de la demanda de mercado y a que se haya acentuado su exclusión de este.

Por estos motivos, y ante la clara ausencia de perspectivas de mejora en el futuro, la empresa ya había anticipado en septiembre la decisión de promover la discontinuidad de la actividad de estas centrales. Desde dicho momento, Endesa ha venido analizando alternativas de funcionamiento de las plantas mediante el empleo de biomasa, que, sin embargo, no han resultado satisfactorias, tanto desde un punto de vista técnico y medioambiental, como económico, lo que las hace inviables.

Ello ha llevado a la presentación de la solicitud de cierre, si bien la compañía se reserva el derecho de desistimiento de esta petición, en su conjunto o parcialmente, en el supuesto de que, como consecuencia de las pruebas adicionales de combustión con distintas mezclas de combustible, tanto en la central de As Pontes como en la de Carboneras, que se realizarán en los próximos meses, pudieran variar los resultados y garantizar la viabilidad de las plantas.

La solicitud es plenamente coherente con el objetivo de conseguir un sistema energético totalmente descarbonizado en el año 2050, compromiso compartido y apoyado por la compañía y por todos los países que han firmado los acuerdos de la Cumbre de París COP21.

En paralelo a la solicitud, Endesa ha presentado para cada planta de manera voluntaria un proyecto de actuaciones para atenuar el impacto provocado por la disminución de actividad, Plan Futur-e, destinado a promover el desarrollo de actividades económicas y generación de empleo en las zonas en las que se encuentran ubicadas las dos centrales.

Hasta la autorización de cierre, las plantas irán dando salida progresivamente al carbón que tienen almacenado.

Plan Futur-e

En el marco de lo establecido en los planes Futur-e antes mencionados, Endesa respetará el puesto de trabajo de todos los empleados de las dos centrales, 174 en el caso de As Pontes y 113 en Carboneras. En concreto, se abrirán procesos de recolocación y ya se han iniciado medidas formativas para mejorar la capacitación técnica de los empleados, que también se tendrán en cuenta para las labores de desmantelamiento de las centrales y futura operación y mantenimiento de los nuevos parques renovables.

Respecto a las empresas auxiliares que prestan actualmente servicio para las plantas de As Pontes y Carboneras, Endesa priorizará la contratación de personas del entorno para acometer los trabajos de desmantelamiento de ambas plantas una vez aprobada la solicitud, así como en el desarrollo de las nuevas instalaciones renovables que se propone llevar a cabo en las zonas de las dos centrales. Para esas personas están previstos programas adicionales de formación que se implantarán para la generación de empleo local. Así mismo, la compañía fomentará para la ejecución de sus nuevos proyectos renovables la compra de materiales a proveedores locales que impulsen el desarrollo industrial verde de la zona.

Para el desmantelamiento de las instalaciones de As Pontes se estima una duración de alrededor de 4 años, más las tareas previas, que generarán en torno a 130 empleos directos con puntas de trabajo de hasta 200 personas. En el caso de la central de Carboneras, para el desmantelamiento de las instalaciones se contempla una duración de 3 años, tras unos 18 meses de trabajos de preparación, que generarán unos 110 empleos directos con picos de trabajo de hasta 160 personas.

Asimismo, los planes Futur-e de la empresa incluyen elevadas inversiones en proyectos de energías renovables. Concretamente, Endesa se propone desarrollar hasta 1.505 MW de nueva capacidad eólica en Galicia entre 2020 y 2026, con una inversión estimada de 1.581 millones de euros y una generación de más de 1.250 empleos de media anual durante los 6 años de la fase de construcción y 125 para la de operación y mantenimiento durante los siguientes 25 años. De esta capacidad, ya está confirmada la conexión de 165 MW, con una inversión estimada de 173 millones de euros y una creación de 825 empleos directos en la construcción.

En el caso de la central de Carboneras, la empresa tiene interés en la construcción en la provincia de Almería de parques solares fotovoltaicos y eólicos con una potencia de más de 1.520 MW, con una inversión estimada superior a 1.200 millones de euros, que generarían unos 700 empleos directos de media anual durante los 6 años de la fase de construcción y 110 para la operación y el mantenimiento durante los siguientes 25 años. De esta capacidad, ya hay 250 MW con conexión confirmada por REE. Además, se contemplan otros 2.535 MW renovables en el resto de Andalucía en el periodo 2020-2026. En total, se estima que estos más de 4.000 MW en Andalucía supondrán cerca de 1.700 empleos de media anual en los 6 años de la fase de construcción con una inversión total de más de 3.000 millones de euros.

En este programa de revitalización económica del emplazamiento, que se desarrolla a través de un concurso internacional con alta implicación de los agentes regionales y locales (ya en marcha y con el plazo de presentación de propuestas abierto en el caso de Compostilla, en León), cualquier interesado podrá presentar un proyecto de reconversión. La evaluación de estos es responsabilidad de un comité independiente que incluiría asimismo una relevante representación de los agentes autonómicos y locales.

Gasnam ha presentado hoy en la COP25 el potencial del gas renovable, biogás, gas sintético e hidrógeno, para la descarbonización del transporte en una jornada inaugurada por la ministra de Industria, Comercio y Turismo en funciones, Reyes Maroto y el presidente de Gasnam, Francisco López.

La jornada se ha desarrollado en torno a una mesa de debate moderada por la secretaria general de Gasnam, Eugenia Sillero, en la que han participado un importante panel de expertos: Ramón Calderón, director de Relaciones Institucionales y Movilidad Sostenible de Seat, Esteban Díaz, responsable de Gas Renovable y Nuevos Proyectos de Naturgy, Fernando Impuesto, director general de Enagás Emprende y coordinador del proyecto CORE LNGas Hive, Fernando Marcos, director comercial de MAN Energy Solutions España, Miguel Mayrata , director de Diversificación de Negocio de Redexis, Jose Luis Pérez Souto, director de Desarrollo de Combustibles Alternativos de Iveco y Carlos Vales, director del proyecto HUB de Reganosa.

En el encuentro, se ha puesto de manifiesto que el biogás refuerza la economía circular ya que su proceso de producción se basa en la captura de los gases que se emiten durante la descomposición de los residuos orgánicos y que se transforman en combustible para vehículos mediante un proceso de depuración.

El hidrógeno de origen renovable también ha sido protagonista de la sesión. Los expertos han concluido que este combustible se perfila como un vector energético versátil y clave de futuro para lograr un transporte más respetuoso con el medio ambiente. El hidrógeno se produce empleando energía eléctrica renovable en un proceso de electrólisis, generando un combustible con emisiones globales neutras. Este hidrógeno puede inyectarse a través de los actuales gasoductos que conducen el gas natural o puede utilizarse en diferentes medios de transporte (vehículos, trenes y barcos) de pila de combustible libre de emisiones.

En el marco de las actividades de la COP25, ASPAPEL (Asociación Española de Fabricantes de Pasta, Papel y Cartón) y CEPI (Confederación Europea de Industrias del Papel) han presentado en el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, con la presencia de la ministra Reyes Maroto, la iniciativa REINVEST2050 de la industria papelera europea, que reúne 21 casos de inversión en innovación para la descarbonización del sector. Estos casos ejemplifican el compromiso del sector con la descarbonización para alcanzar la neutralidad climática.

Los 21 casos que recoge REINVEST2050 constituyen un amplio grupo de iniciativas llevadas a cabo en los dos últimos años en doce países de la UE, en representación de muchas otras en las que el sector trabaja activamente, reduciendo sus emisiones de CO2 y jugando un papel protagonista en el desarrollo de bioproductos como alternativa a los productos más intensivos en carbono.

Eficiencia energética y energías renovables para la descarbonización

Gran parte de los proyectos REINVEST2050 se refieren a mejoras en la eficiencia energética y el uso de energía renovable: generación de vapor y electricidad a partir de biomasa local, redes de calor (district heating) que abastecen a localidades cercanas, optimización del secado del papel y recuperación y reutilización del calor de las emisiones atmosféricas de la fábrica; integración de los sistemas de vapor de las diferentes máquinas de papel para permitir la reutilización del vapor residual, uso de energía solar… Entre las iniciativas REINVEST2050 figura también un proyecto pionero en el mundo de planta de celulosa “fossil-free”, con cero energía fósil tanto en la producción como en el transporte.

Detalle de los proyectos

• La multinacional española SAICA con su fábrica francesa de Venizel, donde con una inversión de 45 M€ ha conseguido reducir las emisiones de CO2 en 46.500 t anuales, gracias a la instalación de un generador de vapor a partir de biomasa (madera residual de origen local), que provee a la fábrica de energía térmica para la producción de papel.

• El proyecto pionero en el mundo de planta de celulosa “fossil-free” de Södra (Suecia), con cero energía fósil en la producción de celulosa para 2020 y globalmente incluyendo el transporte para 2030. La planta ya es actualmente productora neta de de electricidad verde. Se trata de demostrar que es posible transportar la materia prima, fabricar celulosa y hacerla llegar a los clientes con cero energía fósil y ser un modelo de descarbonización para otras empresas y sectores.

• La mejora de la eficiencia del uso de calor residual del proceso, distribuyéndolo a una red de calor (district heating) que abastece a plantas industriales, oficinas públicas y viviendas cercanas a la planta de Zellstoff Pöls AG (Heinzel Group) en el Valle Murtal (Austria) con una inversión de 60 millones de euros y una reducción de emisiones anuales de CO2 de 16.000 t.

• La planta de UPM de Shotton (Reino Unido), gracias a la conexión con un nuevo parque de energía solar, opera durante el día con un 100% de energía renovable y un 60% durante la noche, con una reducción de 12.000 t anuales de CO2. La planta dispone además de una instalación de cogeneración con biomasa.

• El proyecto de Kimberly-Clarck en su planta de Villey St Etienne (Francia) de optimización del secado del papel y recuperación y reutilización del calor a baja temperatura (64 ªC) de las emisiones atmosféricas de la fábrica y su uso en la propia planta con un ahorro de electricidad de 2.600 MWh/año y una reducción anual de las emisiones de CO2 de 1.600 toneladas.

• Una nueva caldera de recuperación de última generación que produce energía a partir de biomasa y reduce en un 66% las emisiones de CO2 de la planta de Smurfit Kappa en Nettingsdorf (Austria) con 134 millones de euros de inversión.

• La creación de un grupo de expertos (Energy Hunters) para identificar mejoras de eficiencia energética en las fábricas europeas de Stora Enso (Finlandia). El grupo recibe anualmente entre 60 y 100 proyectos de los que selecciona la mitad, consiguiendo en los últimos años una reducción de emisiones de CO2 acumuladas de 129.000 t.

• Una nueva caldera de recuperación que permite mejorar la eficiencia energética, lograr la autosuficiencia energética de la planta de Stetí (República Checa) del Grupo Mondi, con un descenso del 13% de las emisiones de la planta y una inversión de 335 M€.

• La integración de los sistemas de vapor las diferentes máquinas de papel en la planta de Smurfit Kappa en Roermond (Países Bajos), que permite reutilizar el vapor residual de las dos máquinas grandes en la máquina más pequeña, con una reducción de 6.400 t de CO2 para 2020.

• La mejora de la eficiencia en el proceso de evaporación, reduciendo el consumo de vapor y las emisiones de gases de efecto invernadero en la planta de International Paper en Kwidzyn (Polonia), con una inversión de 6,5 M$ y una reducción de emisiones de CO2 de 52.000 t anuales.

• La inversión de SCA en su planta de celulosa de Östrand (Suecia) para duplicar la producción, reduciendo por tonelada el consumo de electricidad en un 28% y el de calor en un 31% e incrementando en un 23% la producción de electricidad. La planta de Östrand suministra energía térmica verde a las cercanas localidades de Timra y Sundsvall.

• Una planta de cogeneración de biomasa en la fábrica de papel de Iggesund (Grupo Holmen) en Workington (Reino Unido), que con una inversión de 900.000 libras y una reducción de las emisiones de CO2 fósil de 190.000 t anuales, incrementa además el suministro local de la fábrica ofreciendo una vía de mejorar de manera estable los ingresos de la población rural.

El compromiso con la descarbonización de la industria papelera europea

El pasado 19 de noviembre ASPAPEL, en representación de la industria papelera española, figuró entre los más de 30 firmantes de la iniciativa de los CEO de la industria europea de la celulosa y el papel, que perfila la contribución y los planes del sector para alcanzar en 2050 la neutralidad climática en Europa y declara su apoyo y compromiso con la descarbonización. La declaración fue entregada en Bruselas a la Comisión Europea.

El camino de descarbonización del sector para contribuir a la neutralidad climática parte de la sólida base de los logros actuales de la industria papelera, que ha garantizado la sostenibilidad de sus materias primas y mejorado el rendimiento de sus procesos con productos bajos en carbono.

El sector papelero europeo ha conseguido una descarbonización de sus procesos de producción del 27% desde 2005 hasta la fecha y está invirtiendo a un ritmo superior a los cinco mil millones de euros anuales para descarbonizarse, con el compromiso de hacer que los procesos de producción sean más eficientes y disminuir su huella de carbono global gracias a las nuevas tecnologías y las soluciones innovadoras.

La industria papelera española reduce sus emisiones de CO2

No se trata solo de una visión de futuro sino de una transformación que ya está sucediendo en la industria de la celulosa y el papel española y europea, con grandes inversiones en innovación y renovación tecnológica como las que está realizando el sector en España. En el periodo 2016-2019 el sector ha invertido en España más de 1.600 millones de euros fundamentalmente en innovación y renovación tecnológica, inversiones que suponen un muy alto ratio anual en torno al 10% de la facturación anual del sector.

Las emisiones directas en el sector de la celulosa y el papel en España provienen de procesos de combustión para la obtención de la energía necesaria para el proceso industrial. El gas de efecto invernadero (GEI) principal es el CO2. Las medidas de eficiencia energética, el uso de biomasa como combustible y la cogeneración integran la estrategia del sector en España en cuanto a reducción de emisiones.

Actualmente, el 32% del combustible es biomasa o biogás, frente a un 23% hace una década. Y el resto del combustible es gas natural.

En los últimos 15 años, las emisiones totales de CO2 de la industria papelera española se han reducido en un 27%.

El Ayuntamiento de Valladolid ha adoptado en Pleno una moción para redoblar los esfuerzos dirigidos a frenar el calentamiento global. El acuerdo del consistorio es una respuesta a la emergencia climática declarada por el Parlamento Europeo la pasada semana que se suma a las voces de alarma escuchadas en la Cumbre del Clima COP25 que se desarrolla estos días en Madrid. Valladolid se suma así a la iniciativa Net Zero Carbon Buildings Commitment (Compromiso Neto de Carbono Cero), promovida por World Green Building Council (WorldGBC) y con la que se pretende que las ciudades alcancen el compromiso de tener un parque edificado con cero emisiones netas de carbono.

La iniciativa lanzada por la red global de GBC, y propuesta a Valladolid por Green Building Council España (GBCe), fue lanzada en línea con los ambiciosos objetivos del Acuerdo de París. Busca inspirar y promover un liderazgo climático avanzado, centrado en lograr cero emisiones netas de carbono operativo en el nivel de las construcciones individuales y a escala masiva en el ámbito empresarial y gubernamental.

Su visión es que para el año 2050, los edificios nuevos, las obras de infraestructura y las rehabilitaciones deberán tener cero emisiones netas de carbono incorporado, y todos los edificios, incluidos los existentes, deberán tener cero emisiones netas de carbono operativo.

Valladolid es la primera ciudad española en adherirse a este compromiso que ya han suscrito otras 26 ciudades en el mundo como Copenhague, Los Ángeles, Melbourne, Nueva York, París y Londres.

La moción del Pleno del Ayuntamiento de Valladolid acuerda que todos los edificios existentes y los que se construyan de nueva planta que son propiedad o están bajo el control directo de la Administración Municipal operarán en carbono cero neto para 2030. Además, durante 2020 se elaborará la hoja de ruta, con el objetivo de lograr unas cifras de rehabilitación energética (que se alcanzarán de forma progresiva) del orden de 4.350 viviendas/año de media entre 2021 y 2050.

Según Óscar Puente, alcalde de Valladolid: “Tenemos la responsabilidad de tomar medidas decisivas para ecologizar nuestras ciudades y alcanzar los objetivos de transformación hacia un entorno construido con cero emisiones de carbono. En Valladolid ya hemos ido dando pasos para lograrlo, pero ahora, al convertirnos en la primera ciudad en España como signataria del Compromiso Neto de Carbono Cero, tenemos una gran oportunidad para demostrar que debemos y queremos continuar”.

La incorporación de la ciudad al compromiso de cero emisiones netas de carbono para 2050 se ha llevado a cabo coincidiendo con el evento “Delivering net zero carbon buildings for all – BUILD UPON European Leaders’ Summit”, que se desarrolla en Bruselas durante los días 3 y 4 de diciembre y en el que participa en Ayuntamiento de Valladolid.

Uno de esos pasos se dio en 2010, cuando Valladolid suscribió el Pacto de Alcaldes, comprometiéndose unilateralmente a reducir sus emisiones de CO2 en un 20 % para el año 2020, mediante objetivos parciales en las áreas de las energías renovables y la eficiencia energética. El Ayuntamiento de Valladolid es pionero en el cálculo de sus emisiones y el único en tener los tres sellos (calculo-reduzco-compenso), con una importante minoración de emisiones y consumos. No obstante, informes internacionales como “Global Warming of 1,5 ºC” destacan que se requiere una aceleración global de la acción climática a nivel mundial, mucho más intensa y combinada.

Además de firmar el compromiso Neto de Carbono Cero, Valladolid es la ciudad piloto del proyecto Build Upon 2 en España, un proyecto coordinado por GBCe, y es una de las “Smart Cities & Communities (Lighthouse) City” dentro del proyecto Remourban Project.

El sector de la edificación residencial, equipamiento, instalaciones e industria es responsable en Valladolid del 60,73% de las emisiones de CO2, por lo que actuar para lograr edificios con cero emisiones de carbono se convierte (junto con las medidas en relación con el tráfico de vehículos) en prioridad para mitigar los efectos adversos del cambio climático.

EIT InnoEnergy, la aceleradora de energía sostenible más grande del mundo, ha lanzado su primera convocatoria mundial para startups del sector de la energía sostenible. La convocatoria está abierta a startups de todo el mundo en áreas como: energías renovables, eficiencia energética, calor y transporte que afrontan el desafío de la descarbonización.

Elena Bou, Directora de Innovación de EIT InnoEnergy, comenta: “Estamos en un momento crucial para nuestro futuro medioambiental. Es necesario tomar medidas ya para alcanzar nuestros objetivos mundiales de reducción de carbono, por esta razón hemos ampliado nuestra convocatoria sin limitarla geográficamente a Europa. Delhi acaba de declarar estado de emergencia de contaminación atmosférica y en los Estados Unidos, el número de vehículos de motor contaminantes en las carreteras en lugar de reducirse, ha seguido creciendo año a año hasta más de 270.000. Estamos llegando a un punto de inflexión: necesitamos abordar entre todos el cambio climático ya, y nosotros podemos liderar el proceso a través de nuestro ecosistema compuesto por más de 460 socios“.

La actual convocatoria de EIT InnoEnergy ofrecerá a los innovadores de todo el mundo el potencial de mejorar la sostenibilidad energética no sólo en Europa, sino también en sus países de origen. Los veinte mejores proyectos se encontrarán en la fase final que se celebrará en Barcelona en mayo de 2020. Todas las empresas finalistas entrarán automáticamente en el programa de aceleración de InnoEnergy valorado en 100.000 €, además el ganador percibirá un premio de 100.000 € adicionalmente. La convocatoria está especialmente dirigida a empresas de España y Portugal, donde existe un potencial de innovación acompañado de un tejido industrial líder en temas como el almacenamiento de baterías y energía fotovoltaica y renovables.

Bou añade: “Iberia es uno de los principales motores de la innovación a nivel mundial: queremos conocer a estos grandes innovadores con los que acelerar la transición energética en todo el mundo. Estamos preparados para asociarnos con estos innovadores y tenemos la responsabilidad de juntos cambiar nuestro panorama energético para mejor“.

EIT InnoEnergy predice que los innovadores se centrarán en temas como el calor y el transporte en 2020. Los dos sectores han demostrado ser los más difíciles de descarbonizar, contribuyendo a partes iguales a los crecientes problemas en torno a la calidad del aire en países como la India, los Estados Unidos y China continental.

0 31

Un nuevo análisis de Gas for Climate preparado por Navigant, perteneciente a la empresa Guidehouse, muestra que el incremento de los gases renovables en la UE puede crear entre 1,7 millones y 2,4 millones de puestos de trabajo antes de 2050, de los cuales, entre 600.000 y 850.000 serían empleos directos. Se espera que la descarbonización total del sector del gas de la UE sea una contribución importante a los objetivos del Pacto Verde de la UE y del próximo paquete de descarbonización.

Los gases renovables y de baja emisión de carbono, combinados con grandes cantidades de electricidad renovable, son esenciales para lograr en la UE un sistema energético de neutralidad climática. La producción de gases renovables y de gases bajos en carbono ya está creando puestos de trabajo actualmente. Según el análisis, este sistema de energía renovable tendrá importantes beneficios en la creación de oportunidades de empleo, especialmente en las zonas rurales, donde estas suelen ser escasas. Se espera que surjan empleos técnicos altamente cualificados en sectores relacionados con la fabricación, instalación y operación de plantas de biometano e hidrógeno verde, así como en el sector de generación de electricidad renovable para producir hidrógeno.

El informe Job creation by scaling up renewable gas in Europe se ha publicado como continuación del estudio Gas for Climate de marzo. Este estudio demostró que para descarbonizar Europa al menor coste posible se necesitan 2.900 TWh de biometano e hidrógeno verde. El estudio también mostró que el uso de este gas en la infraestructura de gas existente podría suponer un ahorro de casi 217.000 millones de euros en costes anuales en comparación con el logro de la neutralidad climática sin la participación del gas.

Gas for Climate inició su andadura en 2017 con el objetivo de concienciar y analizar el papel del gas renovable y de gas con bajas emisiones de carbono en el futuro sistema energético, cumpliendo plenamente el objetivo del Acuerdo de París. El grupo Gas for Climate está formado por siete empresas europeas líderes en el transporte de gas (Enagás, Fluxys Belgium, Gasunie, GRTgaz, Open Grid Europe, Snam y Teréga) y dos asociaciones del sector del gas renovable (European Biogas Association y Consorzio Italiano Biogas).

Un total de 143 empresas han confirmado su participación en la próxima convocatoria de Genera, Feria Internacional de Energía y Medio Ambiente, que se celebrará del 5 al 7 de febrero de 2020 en Feria de Madrid. Cuando aún quedan más de 3 meses para su celebración, la feria ha crecido ya un 31% en comparación con la pasada edición realizada en junio de este año.

Genera 2020 inicia una nueva etapa bajo el lema ‘Integramos energías para un futuro sostenible’, dirigida por Lola González, responsable también de ePower&Building (Veteco, Constructec, Archistone, BIMExpo, Matelec, Matelec Lighting y Matelec Industry), TECMA (Feria Internacional de Urbanismo y Medio Ambiente) y Foro Ciudades (sobre espacios urbanos para el bienestar, la sostenibilidad y la habitabilidad).

La innovación, la sostenibilidad y el negocio son los ejes fundamentales de esta edición de Genera, que congregará a las empresas y profesionales más relevantes para que intercambien conocimientos, estrategias, tendencias, etc.

La feria ofrecerá una visión global sobre el estado del sector y abordará los grandes retos a los que se enfrenta la sociedad en materia de energías renovables, distribución de energía, gestión de la demanda, almacenamiento, autoconsumo y movilidad. Genera cuenta con el apoyo del IDAE (perteneciente al Ministerio de Transición Ecológica) y con las principales asociaciones sectoriales.

Como novedad este año, Genera estrena el sector Genera Solar, un área específica que abordará el momento en que se encuentra el proceso de descarbonización en España, con el foco puesto en las energías fotovoltaica y termosolar, sus usos y aplicaciones actuales. Se realizarán jornadas y actividades específicas.

Genera participa en 2 foros esta semana

Genera da apoyo esta semana a dos eventos de calado relacionados con el sector -Foro Solar y XV Congreso Anual de Cogeneración-, organizados por asociaciones que forman parte del comité organizador de la feria. El martes 22 y miércoles 23 de octubre Genera ha participado en el Foro Solar organizado por UNEF, un encuentro anual que ha congregado a más de 600 asistentes en el que se ha tratado de dar respuesta a las incógnitas que suscita la industria fotovoltaica.

Los días 24 y 25 de octubre Genera está presente en ‘Cogeneración: calor y energía eficientes y limpios para el futuro energético sostenible en Europa’, un encuentro enmarcado en el ‘XV Congreso Anual de Cogeneración’, organizado por Acogen, Cogen España y Cogen Europe. Este foro reúne a un centenar de expertos, cogeneradores, industriales y suministradores para debatir sobre el papel que está ocupando la cogeneración en la transición energética.

Genera se compromete con el sector industrial de las energías renovables, distribución, eficiencia energética y sus principales aplicaciones, tales como el almacenamiento, autoconsumo y movilidad, a cumplir los principales retos sectoriales, objetivos comerciales y compromisos de descarbonización de la economía y la sociedad. Junto con el sector, promueve una transición eficiente y rentable de los sectores económicos, creando nuevas oportunidades empresariales, de empleo y sociales.

0 18
De izquierda a derecha: Pedro Linares, Rafael Mateo, Manu Ayerdi, Carmen Becerril, Eduardo Teixeira y Santiago Gómez.

El nuevo mercado eléctrico europeo está ya en proceso de adaptación a la alta participación de las energías renovables en el sistema, lo que abre un amplio abanico de oportunidades de negocio en las próximas décadas. Así se destacó en la Jornada “El Mercado Eléctrico Europeo 2030”, celebrada en Pamplona, organizada por el Operador del Mercado Ibérico (OMI) y Acciona.

El evento se inscribe dentro de la ronda de jornadas divulgativas programadas por OMI en diversas ciudades de España y Portugal a fin de informar sobre el papel que los mercados eléctricos deben jugar para el cumplimiento de los objetivos de energía y clima que la Unión Europea ha establecido para 2030.

La UE se ha comprometido a reducir sus emisiones de efecto invernadero en un 40% con respecto a 1990 y a incrementar la cuota de las energías renovables sobre el consumo final de energía en un 32% en el año 2030, objetivos que podrían verse incrementados para cumplir el Acuerdo de París de 2015 sobre cambio climático. En esta Cumbre del Clima, casi 200 países se comprometieron a situar el incremento medio de la temperatura del planeta muy por debajo de 2ºC, y a esforzarse por no superar la cifra de 1,5 ºC en el presente siglo.

En ese contexto, el consejero de Desarrollo Económico y Empresarial del Gobierno de Navarra, Manu Ayerdi, destacó que “la eficiencia energética y la sustitución del consumo de combustibles fósiles por energías de origen renovable son el camino a seguir. Para ello, es esencial establecer los marcos legales que permitan incrementar la producción de energía renovable y garantizar la disponibilidad de las infraestructuras necesarias, además de facilitar la innovación. Navarra, por la fortaleza de su ecosistema industrial, de innovación y conocimiento, especialmente en energías renovables, y también en movilidad, tiene la capacidad y el firme compromiso de transformar dichos retos en una oportunidad.”

Nuevos retos para el sector renovable

Carmen Becerril, Presidenta de OMEL/OMI, declaró que el proceso de transición energética abre “nuevas oportunidades de negocio para todos”, y precisó que “la descarbonización de la economía en la UE, y la enorme inversión que este proceso supondrá para el sector de las renovables, requiere que los agentes implanten nuevas estrategias de gestión de energía para mitigar el riesgo de precio en el mercado a plazo y maximizar el valor de su flexibilidad en los mercados spot”.

Rafael Mateo, CEO de la división de Energía de Acciona, señaló por su parte que “el sector eléctrico ha experimentado cambios sin precedentes y las renovables han llegado a ser la fuente de generación más competitiva y de mayor crecimiento. En este contexto, a día de hoy, son las decisiones políticas y de los consumidores, no la tecnología, la única barrera para que la inversión se encamine a una rápida descarbonización”. Mateo añadió que “el cambio de paradigma energético abre nuevos retos para el sector, con la entrada masiva de renovables y la introducción de nuevos elementos que aportarán flexibilidad al sistema y que acelerarán la salida de la generación fósil, como es la necesidad de un mercado eléctrico adaptado a la nueva situación”.

La jornada, contó también con la participación de Santiago Gómez Ramos, director de gestión de Energía de Acciona; Eduardo Teixeira, director de Mercados y Consumidores del regulador energético portugués ERSE, y Pedro Linares, profesor e investigador del Instituto de Investigación Tecnológica de la Universidad Pontificia de Comillas.

Temas como la importancia de los consumidores en el nuevo marco regulatorio a nivel europeo, el papel que juegan los nuevos recursos descentralizados y los agregadores, la figura del prosumer (productor-consumidor), o el impulso a la movilidad eléctrica fueron también abordados en la jornada, que contó con la asistencia de unas 100 personas.

0 4
Cristina Gallach, Alta Comisionada para la Agenda 2030 y Carlos Mataix, Director del Centro de Innovación en Tecnología para el DHS de la UPM

El Grupo Red Eléctrica se ha marcado 11 objetivos de sostenibilidad con horizonte 2030 en el marco de su Compromiso de Sostenibilidad y en línea con su Plan Estratégico 2018-2022. La compañía ha presentado estas metas en el marco de la jornada ‘Creando juntos un futuro sostenible. El reto de los ODS’, que se ha celebrado en su sede. El acto ha sido presidido por el presidente del Grupo, Jordi Sevilla, y ha contado con la participación de la Alta Comisionada para la Agenda 2030, Cristina Gallach, y el director del Centro de Innovación en Tecnología para el Desarrollo Humano de la Universidad Politécnica de Madrid, Carlos Mataix.

 

11 objetivos para un futuro sostenible

Los once objetivos materializan las cuatro prioridades del Grupo en materia de sostenibilidad de aquí a 2030: favorecer la descarbonización de la economía y la transición energética; apostar por una cadena de valor responsable; participar en el progreso económico, ambiental y social del entorno e impulsar una cultura corporativa de innovación y flexibilidad. Se trata de una hoja de ruta plenamente alineada con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas, que recientemente ha celebrado cuatro años desde su aprobación.

1.  Descarbonización de la economía

Entre los objetivos, destacan los destinados a facilitar la descarbonización de la economía, dado el papel de Red Eléctrica como agente proactivo en la transición energética. En este sentido, el Grupo se compromete a trabajar por un modelo libre de emisiones, apostando por la electrificación de la economía, la integración eficiente de las energías renovables y el desarrollo y operación de sistemas de almacenamiento de energía y también de una red robusta y mejor interconectada. En concreto, de aquí a 2030 la compañía trabajará para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en más de un 40% e integrar de forma segura el 100% de la energía renovable disponible en el sistema eléctrico.

2. Cadena de valor responsable

Uno de los pilares clave del Compromiso de Sostenibilidad es su apuesta por implicar a todos los eslabones de la cadena de valor. La compañía considera que empleados, proveedores y clientes deben implicarse para lograr el cambio. Por ello, uno de los objetivos será extender a lo largo de la cadena de suministro las metas del Grupo en disminución de emisiones y en conservación de la biodiversidad. Por otro lado, el Grupo también trabajará para que en 2030 la financiación que obtenga para el desarrollo de sus actividades cuente con la calificación de producto financiero “verde”.

3. Contribución al desarrollo del entorno

Desde sus inicios, uno de los principales focos ha sido contribuir al progreso económico, ambiental y social del entorno. De esta forma, cada año desarrolla numerosos proyectos de conservación del medio ambiente y de bienestar de la comunidad. En esta línea, de aquí a 2030 Red Eléctrica pondrá en marcha diferentes iniciativas para convertirse en un referente en igualdad de género y diversidad. En concreto, la compañía quiere lograr la paridad en el equipo directivo y fomentar la inclusión de colectivos en riesgo de exclusión. Del mismo modo, entre sus metas también contempla generar un impacto neto positivo sobre el capital natural del entorno de sus instalaciones y eliminar por completo la brecha digital de las poblaciones que rodean sus infraestructuras.

4. Anticipación y acción para el cambio

Conscientes de la importancia de adaptarse con flexibilidad a los cambios, impulsará una cultura corporativa de innovación que le permita identificar oportunidades de crecimiento y consiga adelantarse a las tendencias globales.

De esta forma, la empresa se ha propuesto una hoja de ruta para convertirse en un actor tecnológico de referencia y un líder en economía circular. Por un lado, de aquí a 2030 impulsará un mínimo de 120 iniciativas de innovación tecnológica que promuevan la transición energética y las telecomunicaciones. Por otro, se compromete a que los equipos y materiales empleados en las actividades del Grupo estén producidos con materiales reutilizados o reciclados y que, al final de su vida útil, vuelvan a reutilizarse o reciclarse.

Growatt
SAJ Electric
AERZEN
COMEVAL