Tags Posts tagged with "recarga rápida"

recarga rápida

Punto de recarga Smart Mobility.

Iberdrola y Mercedes Benz refuerzan su apuesta por la electrificación del transporte, tras la firma de un acuerdo estratégico que permitirá a ambas compañías seguir impulsando el despliegue de la movilidad eléctrica en España, romper barreras de entrada y promover la circulación ‘cero emisiones’, facilitando la transición al vehículo eléctrico.

La alianza se sustenta en proyectos claves para los próximos tres años, tanto en el segmento de la recarga en hogar, como en el despliegue de la red de recarga pública.

De esta forma, Mercedes-Benz incluirá las soluciones de movilidad de Iberdrola -recarga en hogar y pública- en el proceso de comercialización de sus vehículos eléctricos en España. En el hogar, suministrará e instalará puntos de recarga a todos los clientes de la nueva gama EQ y furgonetas eléctricas de Mercedes-Benz en un paquete con tarifa plana, con independencia de las características de la vivienda.

Asimismo, Iberdrola facilitará el acceso a la red de recarga pública realizada por la compañía en condiciones muy especiales, las que establece su Paquete de Energía, además de contar con recargas gratis durante 6 meses.

Ángeles Santamaría, CEO de Iberdrola España explica que “la electrificación del transporte, sumado al incremento imparable de la energía eléctrica procedente de fuentes renovables, contribuirán de forma decisiva a la reducción de la contaminación y al incremento de la eficiencia energética”.

Roland Schell, presidente de Mercedes-Benz España, declara que “Daimler reafirma su apuesta por la movilidad eléctrica a través de la creación de la marca EQ y con el lanzamiento de su modelo EQC inicia su camino al futuro. Nuestro objetivo es favorecer la transición del motor de combustión al vehículo eléctrico facilitando la instalación del punto de carga en el proceso de venta. La firma de este acuerdo permitirá a Iberdrola y a Mercedes-Benz España combinar intereses comunes para construir las bases sólidas de una cooperación de éxito y estratégicamente fuerte de cara a un futuro sostenible”.

Energía verde y soluciones digitales

El acuerdo de colaboración permite a ambas compañías aunar esfuerzos con una oferta que simplifica y facilita la decisión al cliente para sumarse a la movilidad eléctrica, permitiéndole disfrutar de todas las ventajas de un vehículo eléctrico desde el instante de la compra.

Los clientes de la nueva gama EQ y furgonetas de Mercedes-Benz, además, recargarán la batería de sus vehículos eléctricos, tanto en el hogar como en la red de puntos en vía pública desplegada por Iberdrola, con energía 100% verde, procedente de fuentes de generación limpia, con certificados de garantía de origen renovable (GdOs).
Asimismo, podrán realizar la recarga de forma sencilla con su móvil a través de las aplicaciones de recarga para el hogar y la recarga pública de Iberdrola, desde la que -en este último caso- los conductores de vehículos eléctricos pueden geolocalizar, reservar y abonar sus recargas.

Iberdrola y la movilidad sostenible

La compañía desarrolla un Plan de Movilidad Sostenible, que contempla el despliegue de 25.000 puntos de recarga de vehículo eléctrico en España hasta 2021, dirigido a hogares, empresas, así como en zonas urbanas e interurbanas de acceso público. El plan incluye la instalación de estaciones de recarga rápida, súper rápida y ultra rápida -al menos cada 100km- en las principales autovías y corredores del país durante 2019, llegando a todas capitales de provincia y permitiendo recorrer España de punta a punta.

Iberdrola trabaja en diferentes iniciativas para ‘movilizar’ a todos los actores implicados en el desarrollo de la movilidad sostenible, desde administraciones a instituciones, empresas y fabricantes de vehículos eléctricos.

Recientemente, la compañía se ha convertido en la primera empresa española en suscribir la iniciativa EV100 de The Climate Group, con el objetivo de acelerar la transición hacia los vehículos eléctricos, comprometiéndose a electrificar toda su flota de vehículos y facilitar la recarga al personal en sus negocios en España y Reino Unido a 2030.

Iberdrola y Baleària se unen en el compromiso de trabajar juntas para promover la movilidad sostenible, como vía para luchar contra el cambio climático, con la firma de un acuerdo para la instalación de dos puntos de recarga rápida de vehículos eléctricos, en el aparcamiento de la estación marítima de Dénia (Baleària Port).

Los puntos de recarga rápida (50 kW) serán dobles y permitirán la carga simultánea de hasta cuatro automóviles. Asimismo, serán de acceso libre y estarán disponibles para todos los usuarios durante las 24 horas del día. Para hacer uso de estos se debe acceder a la aplicación de Recarga Pública Iberdrola, con la que se puede geolocalizar, reservar y pagar las recargas a través del móvil de forma sencilla.

Esta nueva infraestructura se suma a la que Baleària ya tiene operativa en sus instalaciones del puerto de València, en la que ha instalado dos puntos de recarga semirrápida, con capacidad para cuatro vehículos eléctricos.

Para Iberdrola, el acuerdo forma parte del plan de despliegue del vehículo eléctrico en la Comunitat Valenciana, que prevé la instalación de 1.000 puntos de recarga en hogares, empresas, así como en la vía pública urbana e interurbana, hasta 2021.

El acuerdo ha sido firmado por Adolfo Utor, presidente de Baleària, y Joaquín Longares, delegado de Iberdrola en la Comunitat Valenciana, en base al cual la compañía naviera cederá el suelo para la ubicación de la infraestructura de recarga rápida para vehículos eléctricos, mientras que la compañía energética aportará los equipos, su instalación y su gestión durante los diez años de vigencia del convenio.

Liderando la transición energética

El acuerdo forma parte de los planes de Iberdrola de impulsar y liderar la transición energética en España, a través de la movilidad sostenible y la electrificación del transporte como vía para la lucha contra el cambio climático.

La compañía desarrolla un Plan de Movilidad Sostenible, que contempla el despliegue de 25.000 puntos de recarga de vehículo eléctrico en España hasta 2021, dirigido a hogares, empresas, así como en zonas urbanas e interurbanas de acceso público.

El plan incluye la instalación de estaciones de recarga rápida, súper rápida y ultra rápida -al menos cada 100 km- en las principales autovías y corredores del país durante 2019, llegando a todas capitales de provincia y permitiendo recorrer España de punta a punta.

Santiago del Monte. 29/06/2018. Inauguracion del nuevo punto de recarga de EdP para vehiculos electricos en el Aeropuerto de Asturias. Foto: Daniel Mora.

Los usuarios de los puntos de recarga para vehículos eléctricos de EDP han recargado un total de 61.300 kWh entre enero y mayo, el equivalente al consumo medio anual de más de 15 hogares. Esta cifra es un 90% superior a la registrada durante todo 2018, cuando recargaron 32.000 kWh, y responde a la instalación progresiva de nuevos puntos de recarga a lo largo del año pasado.

Con la energía recargada en los primeros cinco meses del año, los usuarios han podido recorrer más de 400.000 km con vehículos eléctricos. Al ser vehículos cero emisiones, han evitado la emisión de más de 50 T de CO2 a la atmósfera, en relación a los de combustión.

EDP cuenta con más de 100 puntos en funcionamiento, que están distribuidos entre Asturias, Cantabria, País Vasco, Madrid y Comunidad Valenciana. La compañía continúa trabajando para ampliar esta red con nuevas instalaciones tanto en entornos urbanos como en las cercanías de vías rápidas.

Dentro de esta amplia red destaca Gijón, que cuenta con 20 instalaciones, lo que la convierte en la ciudad de referencia en movilidad eléctrica del norte de España.

La digitalización es una de las claves de la movilidad eléctrica. La compañía dispone de una plataforma web y de una aplicación móvil para que cualquier usuario pueda operar los puntos y realizar las recargas. También pueden conocer la ubicación de los puntos, la distancia hasta ellos, su disponibilidad y tipo de conectores, entre otras funcionalidades.

El vehículo eléctrico es el único 0% emisiones y no genera contaminación acústica. Además, su eficiencia es tres veces superior a la de los de combustión y, en cuanto al precio de la recarga, el ahorro llega hasta el 90% en comparación con los coches tradicionales.

Proyecto Cirve

La compañía ha completado la instalación de los puntos de recarga que tenía asignados dentro del proyecto europeo Cirve (Corredores Ibéricos de Infraestructura de Recarga Rápida de Vehículos Eléctricos). Es el primer socio del proyecto que completa la instalación.

Este proyecto, que cuenta con fondos públicos europeos del programa CEF Transport, contempla la puesta en marcha en España de 40 puntos, de los cuales 25 son nuevos y 15 adaptados. EDP ha instalado cinco en total, tres en País Vasco, uno en Asturias y otro en Madrid.

Mercamadrid estrena un área de recarga rápida para vehículos eléctricos, con el objetivo de facilitar su incorporación al sector detallista y de la distribución urbana de mercancías en uno de los epicentros logísticos de la ciudad, con el acceso diario medio de 15.000 vehículos. Mercamadrid se posiciona así, a la vanguardia de las nuevas necesidades de la logística y el medio ambiente.

En tan solo 30 minutos, estos dos equipos permiten cargar en paralelo hasta 4 vehículos eléctricos con energía 100% procedente de fuentes renovables. Cada punto tiene una potencia de 50 kilovatios y permite, además, hacer recargas tanto en corriente continua (CHAdeMO y Combo) como en corriente alterna (Mennekes), con lo que se podrá dar servicio a todos los modelos de vehículos eléctricos existentes en el mercado actualmente. Este espacio cuenta, además, con la preinstalación necesaria para poder incorporar nuevos puntos de recarga según crezca la demanda.

Las empresas que operan en Mercamadrid, así como sus clientes detallistas y proveedores, están iniciando una transformación en sus flotas de transporte hacia vehículos más respetuosos con el medio ambiente. Un cambio que Mercamadrid acompaña, entre otras acciones, con estos nuevos equipos.

Un nuevo hito que se suma, entre otras, a acciones como la sustitución en 2017 de la flota de vehículos de Mercamadrid 100% diésel, por otra eco, que combina vehículos 100% eléctricos con vehículos que emplean combustibles respetuosos con el medio ambiente, como el GLP AutoGas (Gas Licuado Petrolífero).
Actuaciones que se enmarcan en el objetivo estratégico de la empresa de ser una Unidad Alimentaria líder y referente en instalaciones, tecnología y servicios para sus clientes; así como, en el Pacto por la Sostenibilidad, firmado en 2016 por todas las entidades de representación empresarial con actividad en el recinto.

La iniciativa de instalación y puesta en marcha de los equipos de recarga eléctrica se ha ejecutado en colaboración con el Área de Gobierno de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, accionista mayoritario de la empresa mixta.
Los equipos se encuentran activos y en periodo de prueba. En las próximas semanas se abrirá su uso al público.

Nissan anunció en el IV Foro Nissan el pasado 4 de Octubre que en un año aproximadamente instalaría un total de 100 estaciones nuevas de recarga rápida, una cada 150 km, situadas estratégicamente en la vías de servicio y áreas de descanso de las principales vías de España. Nissan en colaboración con Easycharger, y con el apoyo de los fondos destinados a proyectos de infraestructura de recarga del PLAN MOVALT, están llevando a cabo esta ambiciosa iniciativa para eliminar los miedos de los consumidores a realizar traslados más largos en vehículo eléctrico y favoreciendo la máxima cobertura de manera que los usuarios de vehículo eléctrico puedan circular libremente por cualquier carretera y poder extender tu autonomía 270 km más en tan solo 40 minutos, como en el caso del LEAF. Esta red de recarga publica y universal permitirá cargar a cualquier vehículo eléctrico, sea de la marca que sea, con un precio ventajoso para los clientes de un Nissan 100% eléctrico.

La primera estación se ha instalado en el Área de descanso de Tudanca (Aranda de Duero) a 153 km de Madrid en la A-1, de manera que un viaje de Madrid a Bilbao ya es posible en vehículo eléctrico. Además, en este trayecto Madrid-Bilbao en las próximas semanas se contará con otras dos estaciones de recarga rápidos situadas en Burgos y en Miranda de Ebro para ir completando un mallado que sitúe una estación de recarga rápida cada 150 km en toda España. Cada estación podrá contener varios puntos de recarga en función de las necesidades. Un empleado de Nissan, Leandro Rivas hizo este recorrido el pasado día 4 de diciembre, saliendo de Madrid, recargando en Tudanca y llegando a Bilbao con la carga de la batería suficiente para llegar a su destino.

Este proyecto permitirá en los próximos meses poder trasladarse desde cualquier punto de la geografía española hacia otro punto en vehículo eléctrico ya que se podrá usar la red pública y universal de Nissan y de Easycharger.

Cada uno de los espacios de carga estará compuesto inicialmente por un equipo de carga semirrápida de hasta 22 kW en trifásico y un equipo de carga rápida de 50 kW, aunque dependiendo del flujo de demanda, en algunos emplazamientos se instalarán incluso cuatro equipos de 50 kW para atender la demanda, con lo que se podría atender hasta a ocho vehículos eléctricos cargando simultáneamente.

Cada emplazamiento de recarga se ha dimensionado en acometida e infraestructura para poder suministrar hasta 630 kVA (500 kW), por lo que según se vaya creciendo la necesidad de recarga, se podrán instalar equipos de carga ultrarápida de hasta 150 kW por punto de recarga.

Actualmente la tarifa estándar de recarga para cualquier usuario es de 0,30 €/KWh para la recarga rápida en los equipos de 50 kW, pero los usuarios de vehículo eléctrico Nissan, tendrán un descuento del 50% sobre dicha tarifa, por lo que recargar el 80% de la batería de un Nissan LEAF, en 40 minutos, costará menos de 5 €. La operativa de carga de la red se hace a través de un aplicativo móvil o web (Easycharger app), y los usuarios Nissan que quieran beneficiarse del descuento en la tarifa deberán registrar su vehículo eléctrico Nissan.

El diseño de los puntos de carga está pensado para que ningún conductor tenga que desviarse de su ruta para cargar el coche y pueda viajar cómodamente. Para esto, todos ellos están situados en áreas de servicio dotadas con restaurantes, hoteles, etc., muy cerca de la carretera y accesibles en ambos sentidos.

Además, esta red nueva se verá complementada con la red ya existente de recarga rápida de Nissan. Hoy, Nissan, ya tiene la red de recarga rápida más extensa de España, más del 65% de los puntos de recarga rápida que hay instalados en España están en concesionarios Nissan de toda España.

Adif ha puesto en servicio comercial un sistema de recarga rápida de vehículos eléctricos en la Ferrolinera de la estación de Málaga María Zambrano. Se trata de una iniciativa innovadora de alcance mundial en el área tecnológica de investigación en sostenibilidad y eficiencia energética, que contribuye a impulsar la industria del vehículo eléctrico y la movilidad sostenible.

La Ferrolinera es el resultado de varios proyectos de I+D+i en los que Adif ha incorporado a la red ferroviaria las tecnologías más novedosas y eficientes, asociadas a la electromovilidad, dentro del área de la sostenibilidad. Adif es titular de los derechos de propiedad industrial de la Ferrolinera, protegidos en España por una patente y dos marcas nacionales: Ferrolinera y Ferrolinera Adif.

El último de estos proyectos es el denominado Área CERO2 Adif para Málaga, una nueva imagen para el concepto de electromovilidad que ha permitido actualizar los prototipos ya existentes y conformar un punto de recarga de última generación.

Este tipo de iniciativas obedece a las estrategias en materia de descarbonización del transporte, establecidas en el Plan Transforma 2020 de Adif y el Plan de Innovación para el Transporte y las Infraestructuras 2018-2020 del Ministerio de Fomento. También es una aportación a la lucha contra el cambio climático, mediante la reducción de emisiones, respondiendo así a los retos tecnológicos a los que se enfrenta el ferrocarril en el futuro inmediato.

Ferrolinera Málaga María Zambrano

En el marco de estas actuaciones, Adif ha renovado la Ferrolinera instalada en el aparcamiento de la estación de Málaga María Zambrano, incorporando un punto de recarga rápida. Esta modificación ha sido posible gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Málaga a través de Promálaga, que ha facilitado un cargador rápido que permite hasta dos recargas simultáneas: una a través de los conectores Chademo o CCS Combo (hasta 50 Kw en corriente continua) y la otra en conector estándar (hasta 43 Kw en corriente alterna). Adif también ha puesto al día el aspecto de las instalaciones, de acuerdo con la imagen actual de la empresa para el Área CERO2.

Este nuevo servicio se ha integrado en la red de puntos de recarga de la ciudad a través de la app Electromaps. De este modo, los usuarios pueden conocer en todo momento la disponibilidad de la Ferrolinera para recargar su vehículo y efectuar el pago por su uso.

Los usuarios de esta Ferrolinera, ubicada en nivel 1 del aparcamiento subterráneo de la estación de Málaga María Zambrano, disponen de una hora de aparcamiento gratis por la ocupación de la plaza asociada al punto de recarga.

Completará este sistema un segundo punto de recarga rápida en el exterior de la terminal, para lo cual se llevará a cabo una actuación de refuerzo de la acometida y el desarrollo de un convertidor para un mejor aprovechamiento de la energía de frenado de los trenes, desde los 25.000 voltios en corriente alterna de catenaria a los 400 voltios en corriente alterna de los puntos de recarga. Cuando se complete esta actuación, prevista en los próximos meses, los dos puntos de recarga estarán alimentados por la energía recuperada del frenado de los trenes.

Punto de recarga en estación de servicio de Repsol. Foto cortesía de IBIL

Las estaciones de servicio tienen la oportunidad de fidelizar a los usuarios de vehículo eléctrico, pero “si Mahoma no va a la montaña, el mercado buscará otras montañas”, esto es, si no invierten en puntos de recarga, la recarga rápida y ultrarrápida de los vehículos eléctricos se desarrollará en otros emplazamientos, como ya está sucediendo, y la estación de servicio perderá su condición natural de lugar al que acudir en un viaje por carretera para un número cada vez más importante y creciente de clientes.

Esta es la principal reflexión en la intervención de Arturo Pérez de Lucia, director gerente de AEDIVE, durante la jornada que el pasado 19 de octubre organizaron en Madrid las patronales de las estaciones de servicio AEESCAM y AEVECAR para analizar el presente y futuro de este tipo de instalaciones en base a las diferentes tipologías de vehículos y sus necesidades de repostaje, incluyendo los combustibles alternativos y la electricidad.

Pérez de Lucia recordó que repostar combustibles, por la legislación, requiere acudir a la estación de servicio, “pero la infraestructura de recarga no necesita por ley de emplazamientos regulados con tanques subterráneos de almacenamiento de combustible, controles de escape de gases, etc… Tan solo un punto de conexión eléctrica, y gracias a la eliminación de la figura del gestor de recarga, cualquiera puede facturar la electricidad para este uso”, dijo.

El responsable de AEDIVE, la asociación empresarial para el impulso del vehículo eléctrico, comentó que cada vez son más las estaciones de servicio que han visto en la movilidad eléctrica una buena oportunidad de negocio, ya que estas instalaciones suelen obtener en torno a un 1% de beneficio en la venta de combustible y en torno a un 35% en la tienda y servicios complementarios. “Vender combustible es cada vez un negocio menos rentable y teniendo en cuenta que la recarga rápida y ultrarrápida del vehículo eléctrico requiere unos minutos de espera, somos los clientes ideales para consumir un café, tomar un refrigerio, comprar prensa o visitar la tienda”.

El precio de la recarga, la clave

Por otro lado, el director del clúster español de la movilidad eléctrica señaló que para que las estaciones de servicio apuesten por la recarga del vehículo eléctrico, debe haber detrás un modelo de negocio rentable y, por tanto, un precio justo tanto para el que carga como para el que gestiona y opera esa recarga.

Los ahorros más importantes de un usuario de vehículo eléctrico están en la recarga vinculada en el hogar o lugar de trabajo, que es la que utilizamos en el 80% de nuestras necesidades. Cuando realizamos un viaje medio o largo que requiere de recargas intermedias, lo que queremos es poder llegar al destino y, por tanto, que nos den una solución, pero eso no debe significar que el coste de la recarga tenga que ser gratuito o tendente a `cero´. Lo gratuito es enemigo de lo eficiente y detrás de unos equipos de recarga rápida y ultrarrápida hay una electrónica muy sofisticada, interconexiones y un coste del término de potencia importante”, destacó Pérez de Lucia, quien como usuario de vehículos eléctricos dijo que no hay nada peor que llegar a un punto de carga gratuito y que no funcione porque nadie se dedica a mantenerlo y repararlo cuando se estropea.

El potencial de mercado

En España, según datos de 2017, hay 11.500 estaciones de servicio para un parque de combustión que el año pasado cerró casi con 30 millones de vehículos. Si establecemos una media de seis surtidores por estación, la suma es de 70.000 mangueras para dar servicio a todo ese parque rodante.

El 80% de las necesidades de recarga de los vehículos eléctricos se realiza fuera del circuito de lo público y tan solo un 20% tienen lugar en infraestructuras de recarga rápida y ultrarrápida en itinerancia, permitiendo hacer viajes de medio y largo recorrido sin ansiedad de autonomía, y también en entornos urbanos para flotas destinadas a la última milla, el taxi eléctrico, los VTC’s y otros usos, como particulares que viajen a una determinada ciudad con su eléctrico, procedentes de un destino alejado.

Aun así, esa recurrencia será cada vez mayor por cuanto los vehículos eléctricos están incrementando las capacidades de sus baterías, que serán mayores incluso en los próximos años, pudiendo realizar hoy día trayectos de entre 250 y 400 km entre recargas y viajar largas distancias, valiéndose de esas infraestructuras de recarga rápidas y ultrarrápidas con mayor frecuencia.

El Gobierno español ha predicho recientemente una media de entre cuatro y cinco millones de vehículos eléctricos para 2030 o lo que es lo mismo, un 15% del parque global, cuando hoy día estamos a menos del 1% de matriculaciones. Hay que tener en cuenta que, de ese parque eléctrico, una parte importante estará basada en vehículos híbridos enchufables que, por disponer de dos motores, uno eléctrico para la circulación principalmente en entornos urbanos, y otro térmico para viajes y que se alimenta de combustible, carece de conectores de carga rápida y, por tanto, no son susceptibles de utilizar estas infraestructuras.

De este modo, podemos deducir que a razón de dos puntos de carga rápida/ultrarrápida (equiparables a un surtidor de combustible) por cada una de esas 11.500 estaciones de servicio en 2030, permitirían un mallado más que razonable de infraestructura de recarga para derribar definitivamente la barrera de la ansiedad de autonomía, unos 23.000 puntos de carga estratégicamente ubicados en carreteras y autovías para un parque 100% eléctrico de entre 2 y 3 millones de vehículos, eliminados de la ecuación los híbridos enchufables.

Iberdrola ha iniciado el despliegue de la mayor red de estaciones de recarga rápida para vehículos eléctricos en las principales autovías y corredores de España. Con una inversión superior a 10 M€, eliminará las barreras actuales de la movilidad sostenible interurbana y permitirá recorrer España de punta a punta con un vehículo eléctrico. Y ello con electricidad 100% renovable con garantías de origen. Así lo ha presentado la compañía esta misma mañana en un acto en Madrid, que contó con la presencia de Ángeles Santamaría, Consejera Delegada de Iberdrola España, Raquel Blanco, Directora Global de Smart Solutions de la compañía y David Gracia, Director de E-Solutions y Marketing Global de Iberdrola.

En poco más de un año, Iberdrola instalará más de 200 estaciones de recarga rápida, superrápida y ultrarrápida (50 kW, 150 kW y 350 kW), al menos una cada 100 km en las principales vías, lo que supone duplicar la red nacional actual.

El plan de despliegue cubrirá las seis radiales y los tres principales corredores transversales- Mediterráneo, Cantábrico y Ruta de la Plata-, y llegará a todas las capitales de provincia, así como a espacios de acceso público en las principales ciudades.

Las estaciones de recarga contarán con potencias de 50 kW (rápida), 150kW (superrápida) y 350kW (ultrarrápida), lo que permitirá recargar la mayor parte de la batería entre 20 y 30 minutos y, en el caso de la recarga ultra rápida, entre 5 y 10 minutos, siempre que el coche lo permita. En cada estación se podrán cargar entre 2 y 7 vehículos a la vez, lo que eleva el número de tomas de recarga rápida a más de 400 en toda la red.

Una realidad en poco más de un año

Iberdrola ha alcanzado acuerdos y mantiene conversaciones con socios -hoteles, cadenas de restauración y estaciones de servicio, principalmente- para el despliegue de la red, que priorizará ubicaciones próximas a la carretera y que ofrezcan una alta variedad de servicios (restaurantes, cafeterías, etc.).

En 2018, estarán operativas las 30 primeras estaciones de recarga rápida y el resto entrarán en funcionamiento a lo largo de 2019.

La electricidad suministrada en estos puntos de recarga será 100% verde, al contar con un certificado de garantía de origen renovable, que asegura que esta energía proviene de fuentes de generación limpia.

Con esta nueva iniciativa, Iberdrola refuerza su estrategia para liderar la movilidad sostenible y se enmarca en el plan de instalación de 25.000 puntos de recarga para uso residencial, empresas y espacio público en los próximos cuatro años.

En radiales y principales corredores

Iberdrola ha identificado ubicaciones en las seis radiales: Autovía del Norte (A1); Autovía del Nordeste (A2); Autovía del Este (A3); Autovía del Sur (A4); Autovía del Suroeste (A5); y Autovía del Noroeste (A6).

Asimismo, incluirá los tres principales corredores de la península: Autovía del Mediterráneo (A7), la Autovía del Cantábrico (A8) y la Autovía Ruta de la Plata (A66) y otras vías nacionales. Junto a este plan de despliegue en vías interurbanas, Iberdrola está instalando también estaciones de recarga en espacios de acceso público en las principales ciudades.

La compañía mantiene conversaciones con otros socios internacionales para que los usuarios de su red en España puedan también recargar su vehículo eléctrico cuando viajen al extranjero.

Geolocalizar, reservar y pagar desde el móvil

Los usuarios que acudan a las estaciones de recarga rápida podrán realizar la recarga, sean o no clientes de Iberdrola, con la aplicación para dispositivos móviles que la empresa ha desarrollado en el marco de su plan Smart Mobility: a través de la App Recarga Pública Iberdrola, los conductores de vehículos eléctricos podrán geolocalizar, reservar y pagar sus recargas a través del móvil. Con esta App, el usuario también podrá hacer uso de otros puntos de recarga de compañías asociadas.

Liderando la transición de la movilidad sostenible

Iberdrola quiere impulsar y liderar la transición hacia la movilidad sostenible y la electrificación del transporte como parte de su compromiso con la sostenibilidad y como vía eficaz para la lucha contra el cambio climático.

La compañía refuerza así su estrategia de liderar la movilidad sostenible en la que trabaja desde 2016, a través de su Plan de Movilidad Sostenible, con el desarrollo de políticas y acciones concretas para ‘movilizar’ a todos los actores implicados: administración, empresas, fabricantes de coches, usuarios, etc.

El plan contempla el despliegue de 25.000 puntos de recarga de vehículo eléctrico, dirigido principalmente a hogares y empresas que quieran ofrecer este servicio a sus empleados o clientes, así como a espacios públicos urbanos.

En este caso, Iberdrola propone una solución integral que incluye la infraestructura de recarga, su instalación y garantía, un contrato de suministro específico y la posibilidad de operarlo en tiempo real, a través de la aplicación disponible en todos los dispositivos IOS y Android. Con esta solución, cargando en casa, Iberdrola estima que la recarga eléctrica es 10 veces más barata que la gasolina.

Asimismo, Iberdrola ha alcanzado acuerdos o convenios con diferentes actores implicados para promover la movilidad sostenible, como por ejemplo, AVIA, BMW, Renault, Hyundai, Groupe PSA, Volkswagen, Telefónica, Red Eléctrica de España, Pelayo, Grupo Auchan Retail España o ZITY.

EDP ha puesto en marcha un punto de recarga rápida para vehículos eléctricos en el Aeropuerto de Asturias. Esta instalación, la segunda de estas características que entra en funcionamiento en Asturias, es el resultado del acuerdo de colaboración entre JCDecaux, responsable de la gestión de proyectos en el aeropuerto, y la compañía energética. Este nuevo punto de recarga rápida, en el que EDP ha invertido 50.000 €, se suma al que ya existe en Gijón, en la ecoestación de la energética de Roces, donde también se puede repostar gas natural vehicular.

A la presentación del proyecto y puesta en marcha han asistido el consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola; la directora general de Minería y Energía, Belarmina Díaz; el director del Aeropuerto de Asturias, Carlos Domingo San Martín; el director de la Fundación Asturiana de la Energía, Juan Carlos Aguilera; el responsable de Aeropuertos zona Norte de JCDecaux España, Asier del Val; y el director de Casa Inteligente de EDP España, Antonio González-Lamuño.

El punto de recarga está situado en el aparcamiento público del aeropuerto y tiene una potencia de 50 kW, lo que permite recargar los vehículos en un tiempo estimado de 20 minutos. El uso de la instalación puede realizarse con la tarjeta de movilidad de EDP.

Además de los 50.000 € de inversión que supone la nueva infraestructura, el acuerdo recoge que EDP se encargará de la gestión, conservación y mantenimiento del punto de recarga, y realizará una aportación anual en concepto de promoción de la movilidad sostenible en la terminal asturiana.

La instalación de este punto de recarga rápida se enmarca dentro de la red de recarga que está impulsando EDP en puntos estratégicos, que permita a Asturias disponer de la infraestructura necesaria para favorecer el uso del vehículo eléctrico.

El uso de este tipo de vehículos lleva asociadas múltiples ventajas, tanto medioambientales como económicas. Por una parte, su uso no implica emisiones ni contaminación acústica. El ahorro, respecto a los vehículos de combustión, puede llegar hasta el 80%. Por otra parte, la eficiencia de estos vehículos es tres veces superior a la de los de combustión, con un coste del mantenimiento mucho menor.
La movilidad sostenible es una de las prioridades de EDP. Se trata de uno de los ámbitos que más impactarán en el sector energético y será esencial para la descarbonización del transporte, representando un porcentaje creciente de las ventas de automóviles en el mundo.

El Ayuntamiento de Madrid, junto con la Empresa Municipal de Transportes, ha presentado hoy la puesta en marcha de las estaciones recarga eléctrica rápida en su red de aparcamientos. Las instalaciones de Colón, Recuerdo, Jacinto Benavente y Marqués de Salamanca contarán con cinco puntos de recarga rápida que se suman a la actual oferta de puntos de recarga semirrápida y lenta, sumando un total de 86 terminales de carga presentes en 8 aparcamientos de la red de EMT. De esta manera, se pone en marcha la red municipal de postes de recarga rápida en puntos de acceso público, que continuará extendiéndose este año hasta alcanzar una veintena de ubicaciones.

Los usuarios podrán acceder, activar, reservar y pagar la recarga eléctrica a través de la aplicación para smartphones Electro-EMT. Igualmente, la app les permitirá un guiado hasta la estación de carga elegida así como acceder a su historial de recargas y facturas. El servicio parte de una tarifa de 0,30 € por minuto.

Constituyéndose como gestor de carga público, la entidad municipal incorpora la recarga eléctrica a su oferta de nuevos servicios de movilidad. Con el objetivo de adaptarse a las diferentes necesidades de los usuarios en la red de aparcamientos de rotación, disuasorios y de residentes, EMT lidera este proyecto referente para la movilidad eléctrica de la ciudad y jugará un papel clave en el impulso a la utilización de vehículos eléctricos.

Impuso definitivo a la movilidad eléctrica

Además de la constitución de EMT como Gestor de Carga Público, el Ayuntamiento de Madrid, a través del Plan A y concretamente de la Medida 20, quiere dar un impulso definitivo al desarrollo de la movilidad eléctrica en la ciudad de Madrid con la creación de una red de puntos de recarga rápida, que este año llegará a 20 ubicaciones.

Esta red contemplará aparcamientos gestionados por la EMT, como los cinco presentados hoy, y la renovación de la red de recarga lenta en vía pública por postes de recarga rápida, lo que permitirá mejorar sus prestaciones.

Paralelamente a esta renovación, el Ayuntamiento de Madrid también impulsa la colaboración público privada para el desarrollo de una red de recarga rápida de acceso público. Actualmente, y gracias a la iniciativa de operadores privados la ciudad cuenta ya con cinco estaciones de recarga rápida de vehículos eléctricos de acceso público distribuidas por la ciudad (EESS Alberto Aguilera, EESS La Atalayuela, EESS Avda. de Machupichu, EESS Gas Natural CTM y las Instalaciones de Ciudad del Taxi en Medina de Pomar, 22).

La iniciativa privada es un actor principal en el despliegue de una red de recarga de oportunidad de acceso público para dar cobertura de manera eficiente a todos los usuarios de vehículo eléctrico en todo el ámbito geográfico de la ciudad. El Ayuntamiento de Madrid quiere impulsar el mercado privado de servicios de recarga de vehículos eléctricos y para ello tiene previsto trabajar con operadores privados que permita agilizar el crecimiento de la red en puntos idóneos como estaciones de servicio o centros comerciales y eliminar las barreras iniciales que impiden la entrada de nuevos operadores.

La movilidad eléctrica en Madrid

El tráfico rodado es uno de los principales responsables de la emisión de  contaminantes que deterioran la calidad del aire de la ciudad. Los datos del inventario de emisiones contaminantes a la atmosfera en el municipio de Madrid revelan que es el responsable del 50,4% de las emisiones totales de óxidos de nitrógeno, el 65,9% de las emisiones de partículas en suspensión totales y del 35% de las emisiones directas de gases de efecto invernadero, además de ser el principal responsable de los elevados niveles acústicos que soportan algunas áreas de la ciudad.

El Ayuntamiento de Madrid, en el marco del Plan A de Calidad del Aire y Cambio Climático, tiene el objetivo de generar un nuevo modelo de movilidad que contempla como elementos prioritarios la recuperación del espacio público para la movilidad peatonal y ciclista, la promoción del transporte público y la renovación del parque circulante con tecnologías menos contaminantes.

La movilidad eléctrica debe jugar un papel protagonista en la renovación del parque circulante. Para ello, se han puesto en marcha incentivos regulatorios y fiscales destinados a los titulares de vehículos eléctricos como la bonificación del 75 % en la cuota del impuesto de vehículos de tracción mecánica, la exención en la limitación del estacionamiento en el SER a los Vehículos Cero Emisiones, las excepciones a la restricción de la circulación durante episodios de alta contaminación o el libre acceso a las actuales Zonas de Prioridad Residencial y a la futura Área Central Cero Emisiones.

Estas medidas han permitido que Madrid sea un referente nacional en el impulso a la movilidad Cero Emisiones. La región de Madrid ha sido líder, a nivel nacional, en matriculaciones de vehículos eléctricos e híbridos enchufables en 2017 (37,65% del total), en enero se superó la cifra de 7.382 Autorizaciones Cero Emisiones en el servicio de estacionamiento regulado y la ciudad se ha convertido en un laboratorio urbano con 7 proyectos de movilidad eléctrica compartida (Bicimad, eCooltra, Muving, ioScoot, Car2go, eMove y Zity) que ofrecen nuevas soluciones de movilidad a los ciudadanos.

En este sentido se contemplan varias medidas centradas en la renovación del parque, prestando especial atención a grandes flotas de transporte público, a servicios de transporte profesionales, como el taxi, o a la flota de vehículos municipales y medidas destinadas a la renovación del parque de vehículos privados.

COMEVAL
ELT
COFAST-PASCH
AERZEN
IMASA