Tags Posts tagged with "sector energético"

sector energético

0 2

En México casi el 82% de las empresas del sector industrial tuvieron un problema por el mal sellando del paso de sus cables y tuberías (los más recurrentes: paros de operación por inundaciones, polvo, exceso de humedad, fauna nociva, interferencias electromagnéticas, fuego y explosiones). Lo anterior atañe a prácticamente todas las industrias mexicanas: desde el sector energético (redes eléctricas, petróleo, refinerías, parques eólicos), minería, ferrocarriles, comunicaciones o sistema colectivo metro, telefonía, Centros de Datos, industria manufactura, aeropuertos y aseguradoras con clientes industriales, así como construcción en general.

No obstante la mayoría de las empresas saben que proteger su infraestructura crítica es fundamental (55% lo considera importante y 33% muy importante) y ese es un paso para adelante. Por ello podemos decir que ya hay avances significativos en el país: este año nos hemos dado a la tarea de difundir las soluciones más eficaces para el sector en cuanto a sellado pasamuros cortafuego y hemos suscrito acuerdos y establecido negociaciones con diversas asociaciones, organismos, secretarías de estado e iniciativa privada, las cuales ya están adoptando este tipo de soluciones; por ejemplo, con la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción,” sostuvo el Ing. Alfonso Guarneros, director general de Roxtec México y LATAM.

Cabe aclarar que Roxtec es una empresa multinacional de origen sueco y con presencia en México desde hace 10 años, cuyo fin es ayudar a numerosos industrias a mejorar su seguridad y eficiencia operativa, protegiendo vidas y activos. Para ello dispone de soluciones de sellado certificadas y de alta calidad, las cuales han sido probadas en diversas industrias en el entorno mundial: “Empleamos las mejores prácticas de sellado y un sistema Roxtec Multidiameter™, una innovación basada en módulos de sellado con capas extraíbles, lo que hace que el sistema se adapte a todos los tamaños de cable. La instalación es muy fácil y nunca se detiene la operación por ello, además nos adaptamos tanto a infraestructura nueva, como previamente edificada”, sostuvo el especialista.

A parte de ser soluciones fiables y durables, atiende a diversas problemáticas del sector seguridad industrial que puede poner en riesgo a las infraestructuras críticas de eventos como: inundaciones, polvo, fauna nociva, presiones altas, humedad, fuego compatibilidad electromagnética, atmosferas potencialmente explosivas y más.

En la actualidad Roxtec trabaja en México con empresas como CFE, ICA, Cotemar, MCDermott, Kimberly Clark y Santander, entre otras. Al respecto, Alfonso Guarneros comentó que el plan de Roxtec para México y América Latina implica redoblar el paso en cuanto a la concienciación de la importancia que tienen las soluciones del sellado para el paso de cables y tuberías, conocidas localmente como “cortafuegos”; para los diversos sectores industriales y estar presentes en proyectos como el Tren Maya, la construcción del nuevo aeropuerto de Santa Lucía y reforzar su presencia en nichos tradicionales como Centros de Datos, manufactura, minería, energía y energías renovables o el sector petroquímico, entre otros.

0 16

Los retos del sector energético no pueden resolverse únicamente mediante la tecnología, sino que también deben abordarse desde un enfoque holístico. El Programa Conjunto de Bioenergía de la Alianza Europea para la Investigación Energética (EERA) ha publicado la actualización de su Agenda Estratégica de Investigación e Innovación 2020, enfocada en la sostenibilidad, la vertiente socioeconómica de la bioenergía y su aceptación pública. La revisión de la Agenda Estratégica ha ido de la mano de la creación de un nuevo subprograma (SP5) integrado por expertos europeos, destinado a facilitar la integración de la biomasa en el mix energético de una Europa climáticamente neutra.

La Agenda Estratégica de Investigación e Innovación 2020 (SRIA 2020) del Programa Conjunto de EERA sobre Bioenergía se publicó por primera vez en marzo de 2019 consiguiendo captar la atención de la comunidad europea de la bioenergía. La Agenda está concebida como una guía para los responsables políticos y las administraciones públicas a todos los niveles, especialmente para los encargados de diseñar los programas marco de investigación e innovación, con el fin de asesorar sobre las prioridades científicas y tecnológicas del sector europeo de la bioenergía. La versión actualizada que se publica hoy se amplía con cuestiones muy relevantes que van más allá de las soluciones puramente tecnológicas. Puede descargarse en el siguiente enlace.

La Agenda Estratégica ha sido trabajada por investigadores de 42 organizaciones de 18 países europeos con gran experiencia en diversas áreas del ámbito de la biomasa, entre los cuales están 7 entidades españolas (CENER, CIEMAT, CSIC, UPV/EHU, AICIA, Campus Iberus e IMDEA), que trabajan sobre la cadena de valor completa de la biomasa, desde los recursos primarios hasta los procesos de conversión y los productos finales. Hasta ahora, la Agenda abordaba la producción sostenible de biomasa, tanto terrestre como marina, los procesos de valorización termoquímicos y bioquímicos de la biomasa para obtener biocombustibles avanzados y bioproductos, así como la climatización (calefacción y refrigeración), la generación de electricidad y la cogeneración a partir de biomasas. La versión actualizada va un paso más allá y aborda el impacto de la bioenergía en la sociedad y la economía europea, aprovechando la creación de un nuevo subprograma, el quinto de EERA Bioenergy, que agrupa a grandes expertos.

Más énfasis en un enfoque holístico

Poco después del lanzamiento de la SRIA 2020 la pasada primavera, los miembros de EERA Bioenergy decidieron unir fuerzas para crear un subprograma específico destinado a ampliar el documento y apoyar la implementación de los aspectos socioeconómicos, relativos a la sostenibilidad y la aceptación pública, en el trabajo diario del Programa Conjunto EERA Bioenergy. Concretamente, el nuevo subprograma SP5 se centra en las siguientes áreas de investigación:

• Análisis medioambiental, evaluando las implicaciones medioambientales de la bioenergía con el objetivo de aprovechar su potencial para alcanzar los objetivos europeos de bajas emisiones;
• Análisis tecno-económico (TEA) de los sistemas de bioenergía, proporcionando información sobre el diseño de futuras biorrefinerías y procesos de conversión de biomasa;
• Análisis social, ayudando a entender los factores, estrategias y políticas que juegan un papel relevante en la percepción y aceptación pública de la bioenergía.
• Además, se centra en los procesos de innovación y comercialización de las tecnologías bioenergéticas.
• También establece vínculos entre las demás áreas de investigación cubiertas por el Programa Conjunto a través de un análisis transversal de la sostenibilidad, identificando sinergias o potenciales contrapartidas entre estas dimensiones.
• Por último, examina los marcos políticos y regulatorios de la bioenergía en Europa. Por ejemplo, la aplicación de la Directiva sobre Energías Renovables (RED-II, que entrará en vigor el 1 de enero de 2021) planteará varios retos en la próxima década que deberán abordarse en una fase temprana.

El papel de la bioenergía para una economía circular

La bioeconomía representa una gran oportunidad para Europa. La biomasa es un motor importante para lograr una bioeconomía circular innovadora y de bajas emisiones, conciliando la demanda de agricultura y pesca, la seguridad alimentaria y el uso sostenible de los recursos biológicos renovables con fines industriales, al tiempo que se garantiza la protección de la biodiversidad y del medio ambiente. Además de un nuevo impulso para el empleo, el crecimiento y la inversión.

El Estudio del Impacto Macroeconómico de las Energías Renovables en España, ha sido presentado por APPA Renovables en Bilbao con la colaboración del Ente Vasco de la Energía. Durante el evento, se ha destacado la excelente oportunidad que el crecimiento renovable supone para Euskadi, ya que cuenta con 388 empresas en el sector energético y más de 150 en el sector naval y auxiliar. Esto le sitúa en una magnífica posición para aprovechar este crecimiento en tecnologías consolidadas así como para liderar tecnologías en fase de investigación como la energía marina.

En 2018, el sector creció un 10,7% en términos reales, lo que supuso un nuevo récord de exportaciones (4.739 M€), y situó su aportación al PIB español en 10.521 M€ (0,87%). El sector empleó a 81.294 personas, creciendo el empleo un 3,3%. En el aspecto medioambiental, generó ahorros en importaciones energéticas por valor de 8.547 M€ y de 899 M€ en derechos de emisión.

La presentación del Estudio del Impacto Macroeconómico de las Energías Renovables en España ha contado con la introducción institucional de Iñigo Ansola, Consejero Director General del Ente Vasco de la Energía, que ha resaltado la oportunidad que las renovables suponen para la industria energética de Euskadi. El Estudio ha sido presentado por el presidente de la Asociación, José Miguel Villarig, y el director general, José María González Moya.

El objetivo del Estudio Macro, como coloquialmente se conoce al Estudio en el sector renovable, no es otro que analizar con detalle cuál es y será el impacto de las renovables en el conjunto de economía española en un momento en el que la Transición Energética está perfilándose en toda Europa.

Una oportunidad para Euskadi

Si bien la potencia renovable en Euskadi tiene un importante margen para aumentar su participación, el posicionamiento competitivo de su industria ha sido capaz de atraer importantes inversiones de empresas del sector: ABB, Bosch, Indar, MESA, Ormazabal o Siemens-Gamesa, entre otros, poseen centros de fabricación o de investigación en Euskadi.

Desde el Gobierno Vasco y el Ente Vasco de la Energía se han puesto en marcha distintas acciones encaminadas a aprovechar el crecimiento renovable tanto para generar empleo e industria, como para alimentar de energía sostenible las crecientes necesidades energéticas de la industria vasca. El Gobierno Vasco ha impulsado un Centro de Fabricación Avanzada del Sector Eólico (WINDBOX), y ha apoyado la iniciativa público-privada EKIAN, que conformará el mayor parque solar de Euskadi con la inversión de 24 millones de euros y la participación de 22 empresas distintas.

Adicionalmente, el acuerdo alcanzado entre el Ente Vasco de la Energía e Iberdrola para impulsar proyectos renovables en Euskadi, busca relanzar la apuesta por la energía eólica, analizando posibles emplazamientos con buen recurso eólico y acceso a la red.

Por último, Euskadi está muy bien situada para liderar el aprovechamiento de las energías marinas. Con 388 empresas en el sector energético y más de 150 empresas en el sector naval y auxiliar, Euskadi cuenta con proyectos innovadores en este campo como el BiMEP, la zona de ensayos en mar abierto frente a las costas de Armintza, o la planta de olas de Mutriku.

Joan Groizard Dtor General del IDAE, Antonio Martos de Europa Press, Jon Asín CEO de BeePlanet Factory, Arturo Pérez de Lucia Director General de AEDIVE, Carmen Becerril Presidenta de AMENER, Paloma Martín, Consejera de Medio Ambiente, Sostenibilidad y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid, Enrique Fernandez Consejero de Industria del Principado de Asturias y Adriano Mones Presidente de AEDIVE.

La empresa BeePlanet Factory y la Asociación Española de Mujeres de la Energía, Aemener, han recibido los premios a la Innovación y a la Institución que otorgó ayer la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica, AEDIVE, que también otorgó el premio a la Comunicación al periodista Carlos Drake, jefe de Empresas y Motor de la Sección de Economía de Europa Press.

La empresa navarra BeePlanet Factory obtuvo el premio a la Innovación por su desarrollo de productos de almacenamiento energético con baterías de segunda vida de vehículos eléctricos. El premio lo recogió Jon Asin, CEO de la compañía, quien recibió el galardón de manos del Consejero de Industria del Principado de Asturias, Enrique Fernández.

El premio a la Institución lo recibió la Asociación Española de Mujeres de la Energía, Aemener, por contribuir a mejorar el conocimiento de los consumidores sobre el sector energético y fomentar el compromiso con el consumo eficiente y el uso de las tecnologías sostenibles, teniendo como foco el papel fundamental de la mujer en las decisiones y la educación de las nuevas generaciones.
Su presidenta, Carmen Becerril, recibió el galardón de manos de Paloma Martín, Consejera de Medio Ambiente, Sostenibilidad y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid.
Finalmente, el periodista Carlos Drake no pudo recibir el premio personalmente, ya que se encuentra en Tokio en estas fechas, por lo que su compañero en EP, Antonio Martos, recogió en su nombre el galardón de manos del Director General del IDAE, Joan Groizard.

La cena del sector y los premios Aedive – Santiago Losada se celebraron en el marco del V Congreso europeo de Movilidad Eléctrica que ha organizado la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso del vehículo eléctrico, AEDIVE, a finales de octubre en Madrid.

La V Edición del Congreso Europeo del Vehículo Eléctrico ha contado con el apoyo de empresas patrocinadoras principales como Iberdrola junto con Alsa, Alstom, Bosch, Circontrol, Circutor, EDP, Efibat, Grupo Etra, EVBox, Faen, Hi!Mobility, Nexvia, Phoenix Contact, PSA Group, Repsol, Siemens y Smart.

El acuerdo de colaboración firmado por ambas entidades tiene como objeto la cooperación en el ámbito de la formación y la normalización en el sector energético renovable, y contó con la presencia de Juan Virgilio Márquez, director general de la Asociación Empresarial Eólica (AEE), y Susana Lozano, directora de Formación de AENOR.

AENOR y la AEE comparten que la formación es un factor clave para el desarrollo de los profesionales del sector eólico, ya que esta tecnología contribuye a la transición energética y al cambio de modelo que conlleva. Por ello, gracias a este acuerdo, el sector eólico contará con condiciones especiales en la adquisición de Normas UNE y cursos de formación de AENOR, ayudando a las empresas de AEE a cumplir con sus planes de formación interna.

“La eólica está en constante evolución, y esto se refleja en la actividad normalizadora. El sector de la industria eólica española tradicionalmente ha tenido una fuerte participación en los comités de normalización internacionales, dado el factor estratégico que supone liderar la redacción de los estándares de diseño, a la hora de posicionar a las empresas europeas para el desarrollo de nuevos productos”, ha indicado Márquez. En concreto, la colección de normas IEC 61400 es el estándar que define los requerimientos de diseño de aerogeneradores y de parques eólicos a nivel internacional, y sirve de referencia a todo el sector eólico mundial.

Por su parte, Susana Lozano, ha manifestado que “desde AENOR buscamos soluciones formativas que den respuesta a las necesidades de los asociados de AEE y el acuerdo alcanzado contribuirá al conocimiento, a la difusión y a la correcta aplicación de las normas UNE, por consiguiente, a la competitividad de las empresas españolas del sector eólico”.

Los asociados a AEE, pueden acceder a los beneficios contemplados en este acuerdo en la sección que se ha desarrollado en su página web.

Desde AENOR se ofrecen soluciones formativas que dan respuesta a las necesidades de los asociados de AEE, con más de 160 cursos de distintas áreas como la Gestión de Riesgos, Gestión Administrativa y Legal, Gestión de Calidad, Gestión Ambiental, Responsabilidad Social, Gestión de la Energía, Economía Circular, I+D+i o Seguridad y Salud en el Trabajo, en modalidad presencial en abierto y on-line.

El futuro de la energía está a la vuelta de la esquina y el sector del almacenamiento de energía será un factor clave para determinar su viabilidad. El salón de actos del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades de Madrid acogió, el pasado 30 de septiembre, la celebración de la I Asamblea General de la BatteryPlat. Esta plataforma tecnológica ha nacido con el objetivo de reunir todos los agentes nacionales involucrados como agentes de innovación en el almacenamiento de energía para situar a España a la vanguardia del sector a nivel europeo y mundial desde el punto de vista tecnológico. Como plataforma, tiene como objetivo impulsar los avances científicos y tecnológicos que aseguren la competitividad, la sostenibilidad y el crecimiento de nuestro tejido empresarial, alineando las estrategias de los diferentes agentes y concentrando los esfuerzos de I+D+i en almacenamiento energético.

La jornada constó de una apertura a cargo del grupo rector provisional de la plataforma, presidida por Luis Manuel Santos Moro, Jefe de Innovación de EDP España, que expuso los objetivos y el plan de acción de la plataforma.

La creación de una red fija de colaboración para poder desarrollar un plan de explotación innovador será una de las claves para alcanzar nuestra meta”, anunciaba Raquel Ferret, miembro del consejo rector de la BatteryPlat y Business Development Manager de CIC Energigune.

El grueso de la Asamblea se concentró alrededor de las tres mesas redondas que se celebraron para evaluar la situación actual del sector del almacenamiento en España y las perspectivas para el futuro que ya nos acecha.

Del dicho al hecho: las nuevas oportunidades del almacenamiento de energía

Tras evaluar -y en algunos casos, conocer- el amplio abanico de posibilidades que se abre al hablar de almacenamiento energético, la I Asamblea de la BatteryPlat se convirtió en un foro en el que se debatieron las diferentes maneras de poner en práctica los planes de acción para hacer posibles los objetivos establecidos en el Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017-2020, donde el almacenamiento energético, tiene amplia relación con los retos planteados. Así mismo, se convierte en el foro de intercambio de conocimientos, de planificación y de difusión en el ámbito de dichos retos, realizando exclusivamente actividades de fomento y dinamización de la I+D+i.

Tanto la obtención de financiación enmarcada en las convocatorias H2020 como los propios grupos de trabajo creados desde la propia plataforma trabajarán de forma conjunta para hacer extensivo y mayoritario la innovación en el almacenamiento de energía. Tal y cómo establecieron las intervenciones de Juan Luis Pla de la Rosa, Manager External & Government Affairs Spain de Nissan; José Carlos Comba, COO Ampere Energy; y Miguel Rodrigo, responsable del proyecto IREMEL y Directivas del IDAE, la viabilidad del almacenamiento de energía no es un objetivo de futuro, sino una realidad.

Por su parte, María Luisa Revilla, directora de Programas de la UE y Cooperación Territorial del CDTI, compartió con el foro las nuevas oportunidades de financiación de las que los agentes del sector del almacenamiento de energía se podrán servir de cara al 2020. Ocho topics y hasta 132 M€ de fondos europeos estarán destinados a las oportunidades para el sector de las baterías el próximo año. Concretamente, se contará con cuatro topics centrados en las baterías destinadas al transporte y la energía -con un presupuesto de 90 M€- y otros cuatro para nuevas tecnologías aplicadas a las baterías -con un presupuesto de 42 M€-.

Con vistas a 2050

Tal y cómo indicó Joan Groizard, director del IDAE y encargado de clausurar la I Asamblea de la BatteryPlat, “en términos de industria el 2050 es pasado mañana”. En España contamos con el potencial, las ganas y, desde la creación de la BatteryPlat, con la organización capaz de cumplir con los objetivos del tanto del Plan Nacional Integrado de Energía, que apuesta porque el 100% de la energía provenga de fuentes renovables en el año 2050, como del Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017-2020.

Se trata de un objetivo ambicioso, pero no imposible. No son pocas las estadísticas y gráficos que proyectan un incremento del uso del almacenamiento de energía en los diferentes sectores. Un ejemplo se presentó en la asamblea de la plataforma de la mano de Comba, que pronosticó que en 2022 un 35% de la venta total de vehículos serán vehículos eléctricos.

En palabras de Joaquín Chacón, presidente de la asociación AEPIBAL -promotora de la creación de la BatteryPlat- y CEO de la compañía Albufera Energy Storage: “La Unión Europea quiere que seamos competitivos, ha diseñado una estrategia común para el almacenamiento, para hacer un uso eficaz de la investigación y la innovación y establecer un marco legislativo de apoyo, ha pedido que presentemos una plataforma única nacional y lo hemos hecho. Somos los mejores organizados de toda Europa, nos hemos juntado todos, todas las tecnologías y toda la cadena de valor del sector, están integradas desde las grandes energéticas hasta las start-ups”.

Más de 160 profesionales del sector energético asistieron ayer, 2 Octubre, a la presentación del Estudio del Impacto Macroeconómico de las Energías Renovables en España, elaborado por APPA Renovables, que fue presentado por el presidente de la Asociación, José Miguel Villarig, y el director general, José María González Moya, que estuvieron acompañados en el evento por Arcadio Gutiérrez, director general del Club Español de la Energía (ENERCLUB), en cuya sede se ha realizado la presentación.

El objetivo del Estudio Macro, como coloquialmente se conoce al Estudio en el sector renovable, no es otro que analizar con detalle cuál es y será el impacto de las renovables en la economía española en un momento en el que la Transición Energética está perfilándose a nivel nacional y europeo.

Crecimiento sostenido del PIB y del empleo

La competitividad alcanzada por algunas tecnologías renovables y las subastas realizadas en los años 2016 y 2017 han consolidado la reactivación del sector renovable nacional que está creciendo al ritmo más alto de los últimos ocho años. La tasa de crecimiento del sector se situó en el 10,7% en términos reales, alcanzándose los 10.521 millones de euros de aportación al PIB de forma directa e inducida. De esta forma, el sector renovable constituye, a día de hoy, el 0,87% del PIB nacional encadenando cuatro años de crecimiento.

Los motivos de este crecimiento son diversos. En generación eléctrica, las subastas de 2016 y 2017 y la competitividad alcanzada por algunas tecnologías– especialmente eólica y fotovoltaica -, han reactivado al sector. Adicionalmente, la estabilidad de los usos térmicos y los buenos números experimentados por los biocarburantes, completan las causas del crecimiento experimentado en 2018.

Mayor penetración de las renovables en España

Las energías renovables aumentaron su participación en el consumo de energía primaria 1,7 puntos porcentuales respecto a 2017, esto fue debido a una mayor aportación de la energía primaria de origen renovable, situándose el porcentaje de renovables en el 13,9% del total de energía primaria. Cifra que la posiciona en tercer lugar, por detrás de los productos petrolíferos (44,9%) y del gas natural (21,1%).

Las renovables supusieron el 15,1% de la energía final en España en 2018. Si observamos el comportamiento de las renovables no eléctricas, con un crecimiento del 8,1% respecto a 2017, su contribución fue del 6,7% de la energía final. Dentro de los usos directos de las renovables se observa un leve repunte de los usos térmicos y un crecimiento importante de los biocarburantes. El consumo de biodiésel experimentó un incremento del 42,4% y el de bioetanol un 12,7% durante el año 2018.

En el caso de la energía final bruta procedente de energía renovable, medida de referencia para el cumplimiento de los objetivos del 20% a 2020, se ha experimentado un leve retroceso situándose en el 17,3%.

Las exportaciones suman un nuevo récord

Las exportaciones volvieron a marcar un récord en la serie histórica con 4.739 millones de euros de exportaciones en bienes y servicios, arrojando un saldo neto exportador de 2.746 millones de euros. Este saldo neto exportador de las energías renovables contrasta con el déficit energético de nuestra balanza comercial, que se situó en -25.132 millones. Comparado con el total del déficit nacional (33.840 M€), el déficit energético supone el 74%, por lo que se hace evidente la necesidad de apostar por las energías renovables como solución a la pérdida de divisas que suponen las importaciones energéticas.

Crecimiento del empleo en un sector que será puntero

El empleo creció un 3,3% respecto al año anterior, y el Sector Renovable registró un total de 81.294 empleos en términos globales en 2018. La creación de empleo de forma neta respecto a 2017 fue, por tanto, de 2.627 nuevos puestos de trabajo. Bien es cierto que esa mejora aún queda lejos de las tasas que se alcanzaron en el año 2008, con una cifra cercana a los 145.000 empleos directos e indirectos.

Por tecnologías, las energías que crearon nuevos puestos de trabajo netos en 2018 fueron: la eólica (1.961); la solar fotovoltaica (966); los biocarburantes (158); la minihidráulica (53); la geotermia de baja entalpía (13); la marina (11); la solar térmica (9); la minieólica (3) y la geotermia de alta entalpía (3). Por el contrario, destruyeron empleo solamente la biomasa (-507) y la solar termoeléctrica (-43).

Creciente esfuerzo investigador del sector renovable

En 2018 la inversión de las empresas renovables en investigación, desarrollo e innovación (I+D+i) supuso el 3,07% de su contribución al PIB. Al igual que en los últimos años, se observa que las energías renovables realizan inversiones de este tipo con un gran esfuerzo. De hecho, el esfuerzo fue casi el triple de la media de la economía española (1,2%) y muy por encima de la media de la Unión Europea (2,07%). Puntualmente, la inversión de las empresas renovables fue 2,56 veces mayor a la media española y 1,48 veces superior a la europea.

El Sector en su conjunto realiza una fuerte apuesta por las actividades de innovación, por ejemplo, en tecnologías como la eólica, la solar fotovoltaica, la solar termoeléctrica, la biomasa o la minihidráulica, con un alto grado de desarrollo, o de otras menos desarrolladas actualmente, como la marina, la minieólica o la geotermia de alta entalpía.

Un desarrollo que debe tener continuidad

El presidente de APPA Renovables, José Miguel Villarig, celebró la actividad del sector y reclamó estabilidad para el desarrollo futuro “tras una moratoria de años hemos vuelto a poner el sector a máxima velocidad, lo que necesitamos ahora es planificación con consenso y estabilidad para no volver a paralizar el sector”.

El presidente de la Asociación se refirió a la inestabilidad política como una debilidad: “Conocemos nuestros objetivos europeos para 2030 y las cifras demuestran que la apuesta por estas tecnologías es ambiciosa, pero nos preocupan aspectos como el efecto depresor, los vertidos y otros aspectos propios de la evolución futura del mix energético como si las señales que da el mercado son y serán correctas para cumplir los objetivos del Plan y si las inversiones van a ser o no rentables”.

Villarig fue optimista en la valoración de la futura actividad del sector, “España ha demostrado que cuenta con empresas experimentadas, magníficos recursos renovables y profesionales líderes en el ámbito mundial. Las energías renovables son una apuesta estratégica nacional que, si cuentan con una regulación estable y consensuada, pueden desarrollar una industria fuerte que nos permitirá alcanzar los objetivos para 2030 marcados en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima”, concluyó Villarig.

La eficiencia energética es el segmento de más rápido crecimiento del empleo en el sector energético de EE.UU., y ya emplea a más de 2,3 millones de estadounidenses, según un nuevo análisis de E4TheFuture y el grupo empresarial nacional no partidista E2 (Environmental Entrepreneurs). Los empleos en eficiencia energética ahora representan el 28% de todos los empleos en el sector energético de EE.UU.

El nuevo informe, Energy Efficiency Jobs in America, encuentra que los empleos en eficiencia energética crecieron un 3,4% en 2018, más del doble de la tasa de crecimiento del empleo general en todo el país, con un crecimiento del 7,8% proyectado para 2019. Por estados, California lidera el empleo en eficiencia energética con 318.500 empleos, seguido por Texas (162.800), Nueva York (123.300), Florida (118.400) e Illinois (89.400). Trece estados vieron un aumento del empleo en eficiencia energética de más del 5% en 2018, liderados por Nuevo México (11,6%), Nevada (8,1%), Oklahoma (7,2%), Colorado (7,2%) y Nueva Jersey (7,1%). Ningún estado vio una disminución en el empleo de eficiencia energética en 2018.

Las empresas de eficiencia agregaron 76.000 nuevos empleos netos en 2018, lo que representa la mitad de todos los empleos netos agregados por el sector energético de EE.UU. (151,700). El sector también empleó el doble de trabajadores en 2018 que todas las industrias de combustibles fósiles combinadas (1,18 millones). Ahora hay más de 360.000 empresas de eficiencia energética que operan en EE.UU.

Los trabajos de eficiencia energética incluyen puestos en la fabricación, como la construcción de electrodomésticos ENERGY STAR®, ventanas y puertas eficientes y sistemas de iluminación LED. Incluyen trabajos en la construcción: rehabilitación de edificios, oficinas y escuelas para que sean más eficientes. Las carreras de eficiencia se encuentran en el diseño de alta tecnología y el software y los servicios profesionales, así como en las empresas de calefacción, ventilación y aire acondicionado (HVAC) que actualizan sistemas de HVAC, calderas, conducciones y otros equipos obsoletos e ineficientes.

Los trabajos de eficiencia energética no están limitados por la geografía, la geología o la persuasión política. El informe muestra que hay trabajadores en eficiencia energética en todos los estados y en prácticamente todos los condados de EE.UU. Más de 317.000 empleos de eficiencia energética se encuentran en áreas rurales, mientras que 928.000 empleos se encuentran en las 25 principales áreas metropolitanas del país. En 41 estados y el Distrito de Columbia, ahora más estadounidenses trabajan en eficiencia energética que en el sector de los combustibles fósiles.

Otros hallazgos clave:

• El 10% de los trabajos en eficiencia energética son ocupados por veteranos, casi el doble del promedio nacional del 6%.
• La construcción y la fabricación representan más del 70% de los trabajos en eficiencia energética en EE.UU.
• Más de uno de cada seis trabajadores de la construcción en EE.UU. dedica el 50% o más de su tiempo a la eficiencia energética (1,3 millones de trabajadores).
• 321.000 empleos en eficiencia energética están en fabricación.
• Más de 1,1 millones de empleos en eficiencia energética se encuentran en tecnologías de calefacción, ventilación y refrigeración.
• Las tecnologías de iluminación eficiente emplean a 370.000 trabajadores.
• Los electrodomésticos ENERGY STAR emplean a 167.000 trabajadores.
• Los empleadores de eficiencia energética proyectan un crecimiento del empleo del 7,8% en 2019
• Las pequeñas empresas están impulsando el auge laboral de la eficiencia energética en EE.UU., con el 79% de las empresas de eficiencia energética empleando a menos de 20 trabajadores.
• 17 estados emplean a más de 50.000 trabajadores, y 40 estados albergan al menos a 10.000 trabajadores en eficiencia energética.

Inerco compañía con una amplia experiencia en proyectos para el sector energético a nivel internacional ha firmado una alianza estratégica con la compañía sueca SaltX Technology, que cotiza en el Nasdaq First North Premier. Ambas empresas están acometiendo un Plan de Desarrollo conjunto de tecnologías de almacenamiento termoquímico de energía, cuyo primer paso será la construcción de una planta piloto con una potencia de 5 megavatios durante 2020.

Este sistema de almacenamiento termoquímico, que empleará materiales sometidos a un proceso patentado de nano-revestimiento, será diseñado para almacenar energía procedente de fuentes renovables en períodos de baja demanda eléctrica o del calor residual de diferentes procesos industriales. Asimismo, permitirá descargar energía en forma de calor a alta temperatura (vapor para generación de electricidad o para uso directo en la industria) en períodos de mayor demanda energética.

En este sentido, la disponibilidad de esta tecnología facilitará tanto la flexibilidad operativa de centros de generación convencionales, como la mayor penetración de fuentes de energía renovable. Ambas compañías han acordado también un plan de negocio para la comercialización de esta tecnología a nivel internacional.

Para Pedro Marín, Director General de Inerco, el futuro del sector energético “requerirá, sin lugar a dudas, el uso de soluciones de almacenamiento de energía robustas y eficientes, para ser integradas con fuentes de generación convencionales y renovables”.

“Las soluciones que integran los materiales con nano-revestimiento que SaltX ha desarrollado presentan ventajas distintivas respecto a otras alternativas de almacenamiento que hacen uso de sales fundidas, hormigón o baterías electroquímicas, debido a sus mejores propiedades de capacidad energética, seguridad y facilidad de manejo”, comenta. Estas ventajas han impulsado a Inerco a establecer una alianza estratégica con SaltX, “con el objetivo de aportar soluciones tecnológicas rentables que permitan la descarbonización de la industria en el futuro próximo”, destaca el Director General de Inerco.

Evolución de los desvíos provisionales a lo largo de las 14 liquidaciones desde 2016 hasta 2019

La CNMC ha publicado la séptima liquidación provisional de 2019 (mes de julio) del sector eléctrico, de energías renovables, cogeneración y residuos y del sector del gas natural. (Acceso a la información al final de la nota de prensa). (Para conocer en qué consiste el régimen de liquidaciones del sector energético que gestiona la CNMC, consulta CNMCblog).

 

Sector eléctrico

El desajuste provisional de ingresos registrado en el sector eléctrico en la séptima liquidación ha sido de -2.466 M€, 61,5 M€ menos de lo previsto inicialmente.

El total de ingresos se elevó a 7.772 M€, mientras que el conjunto de costes se situó en 10.239 M€. Dado que los ingresos no han sido suficientes para cubrir todos los costes reconocidos, el Coeficiente de Cobertura (la relación entre los costes que se pueden pagar con los ingresos disponibles y los que se deberían pagar con cargo a las liquidaciones provisionales) es del 71,9%. La demanda en consumo se situó en 121.309 (GWh), un 3% menos en relación con la previsión (125.634 GWh).

En relación con los puntos de suministro, a finales de 2018 el mercado eléctrico estaba compuesto por 29,4 M de puntos de suministro. El 61,7% (18,1 M de puntos) eran suministrados por un comercializador en el mercado libre, mientras que el 38,3% restante (11,3 M de puntos) lo suministraba un comercializador de referencia mediante el denominado PVPC.

Energías renovables

La liquidación provisional acumulada y a cuenta para esta séptima liquidación de 2019 asciende a 4.360 M€ (antes de IVA o impuesto equivalente) en las 63.654 instalaciones liquidadas.

Como consecuencia de los desajustes temporales entre ingresos y costes del sistema, se ha aplicado el Coeficiente de Cobertura (71,9%). La cantidad que hay que pagar a cuenta a los productores asciende a 494 M€ (antes de IVA o impuesto equivalente).

Los importes liquidados y abonados con cargo al sector eléctrico tienen el siguiente desglose por tecnologías:

La liquidación provisional a cuenta correspondiente al mismo periodo con cargo a los Presupuestos Generales del Estado es de 48,9 M€ antes de IVA o impuesto equivalente. La cantidad a pagar a cuenta a estos productores asciende a 7,1 M€ (antes de IVA o impuesto equivalente).

Sector gasista

El total de ingresos liquidables declarados por las empresas asciende a 1.681 M€, un 0,2% superior al mismo periodo de 2018. En esta liquidación se ha realizado el reintegro al sistema gasista de 186 M€ resultado de los procedimientos de revisión de oficio de las liquidaciones definitivas y relativos al almacenamiento subterráneo Castor. Por su parte, los costes liquidables han sido de 27 M, un 9,7% inferiores a los que se registraron en el mismo periodo en 2018.

En esta séptima liquidación provisional se obtiene un superávit de 27 M€, frente a un déficit de 149 M€ en el mismo periodo del ejercicio anterior (liquidación 7/2018).

Teniendo en cuenta los ingresos netos de liquidación, para esta séptima liquidación, se obtiene un índice de cobertura del 101,6% de la retribución acreditada.

El número de consumidores declarado por las empresas distribuidoras a 31 de julio de 2019 se sitúa en 7,9 M, con un aumento interanual de 45.080 consumidores (+0,6%), de los que 1,58 M se suministran con tarifa de último recurso.

Acceso al Informe de la liquidación provisional 7/2019 de energías renovables, cogeneración y residuos
Acceso al Informe de la liquidación provisional 7/2019 del sector gasista

AERZEN
COMEVAL