Un nuevo análisis muestra que en la UE se deben instalar 14.000 puntos de recarga públicos a la semana

Un nuevo análisis muestra que en la UE se deben instalar 14.000 puntos de recarga públicos a la semana

En base a una nueva investigación, la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA) hace un llamamiento a todos los estados miembros de la UE para que intensifiquen urgentemente la inversión en puntos de recarga para automóviles, camionetas, camiones y autobuses eléctricos.

La industria automotriz ya está colocando en el mercado cientos de modelos de vehículos de bajas y cero emisiones, pero tiene serias preocupaciones sobre el lento despliegue de la infraestructura necesaria para cargar y repostar estos vehículos. De hecho, las ventas de vehículos eléctricos se han multiplicado por 10 en los últimos cinco años, alcanzando 1,7 millones de unidades el año pasado (o el 18% del mercado total). El número de cargadores públicos en la UE se multiplicó por 2,5 durante el mismo período.

Según una nueva investigación intersectorial basada en el análisis de McKinsey, se necesitarían hasta 6,8 millones de puntos de recarga públicos en toda la UE para 2030 para alcanzar la reducción de CO2 del 55% propuesta para los turismos. Esta cifra es casi el doble de la planteada por la Comisión Europea en su propuesta de Reglamento de Infraestructura de Combustibles Alternativos (AFIR), que ahora se está negociando en el Parlamento Europeo y el Consejo.

Esto significa que sería necesario instalar hasta 14.000 puntos de recarga públicos para todos los segmentos de vehículos cada semana en toda la UE, en comparación con los menos de 2.000 que se están instalando actualmente por semana.

Aunque se requerirán inversiones considerables al principio, estas representan solo una fracción de las inversiones totales en proyectos de infraestructura comparables, y traerían enormes beneficios ambientales. De hecho, el nuevo trabajo de investigación estima el coste anual de la infraestructura de recarga pública en 8.000 M€, alrededor del 16% de la inversión en 5G y redes de internet de alta velocidad.

Las ubicaciones, el espacio y los niveles de potencia necesarios para la infraestructura para los vehículos pesados son sustancialmente diferentes a los de los automóviles de pasajeros. Según el documento de investigación, los camiones requerirán 279.000 puntos de carga para 2030, de los cuales el 84% estarán en centros de flotas. El resto de puntos de recarga serán predominantemente públicos, rápidos en carretera (36.000) y puntos públicos de recarga nocturna (9.000).