Vestas y Network Steel firman el acuerdo para relanzar la fábrica de León

Vestas y Network Steel Resources (NSR) firmaron el pasado viernes 21 de diciembre el contrato de compraventa por el que NSR adquiere la fábrica de Vestas en Villadangos del Páramo, León. La firma de este contrato ratifica el preacuerdo alcanzado entre ambas compañías el pasado 26 de noviembre, a través del cual el grupo siderúrgico relanzará la factoría con un nuevo proyecto industrial. Este proyecto supondrá una inversión de hasta 110 M€ y la creación de unos 350 nuevos puestos de trabajo directos y otros 900 directos.

Durante el primer trimestre de 2019 se llevará a cabo la salida efectiva de Vestas y la transmisión de los equipos remanentes a NSR, que será propietario de la fábrica a partir del próximo mes de enero. Las nuevas instalaciones, con las que el grupo siderúrgico completará y reforzará su presencia en Castilla y León y Cantabria, ocuparán un total de 35.000 m2, más de tres cuartas partes de los cuales serán de nueva construcción. El resto procederán de la reforma de las actuales instalaciones.

El empleo, prioridad del acuerdo

El contrato de compraventa contempla la creación de una bolsa de empleo que permitirá a los trabajadores acceder a en torno a 350 puestos de trabajo directos que ofrecerá la compañía siderúrgica de aquí a 2020.

Gracias al acuerdo, los trabajadores de la fábrica han podido participar en una bolsa de trabajo exclusiva (sin candidatos externos) y operativa hasta el 31 de diciembre de 2018 para la cobertura de vacantes en 2019 y 2020, percibiendo de Vestas una indemnización equivalente al despido improcedente más el equivalente a 15 días de salario por año trabajado y 1.000 € brutos si llegan a aceptar una oferta firme por parte de NSR en este periodo.

En caso de no ser seleccionados o de no aceptar la oferta de Network Steel antes de final de año, los empleados recibirán de Vestas, además de todo lo anterior, un lineal de 1.000 € por año de servicio, al igual que los trabajadores que no deseen participar.

Por otra parte, Vestas continúa desarrollando el plan de recolocación pactado con los sindicatos por el que se busca recolocar al 80% de la plantilla en un plazo de dos años y que ya ha ofertado más de 120 puestos de trabajo en España y más de 1.000 a nivel mundial. Próximamente, también se pondrá en marcha un plan de formación para facilitar a los empleados de la fábrica Vestas sus recolocaciones.

Cumplimiento del Acuerdo Marco

La firma del contrato cierra un intenso periodo de negociaciones y supone el cumplimiento del
Acuerdo Marco firmado en octubre con el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y los
sindicatos. “Vestas ha sido flexible en las condiciones de venta. A cambio, NSR ha garantizado
priorizar a los empleados de la planta en sus procesos de contratación. Vestas eligió su propuesta por ser un proyecto que encaja muy bien con los activos existentes y que venía avalado por la Junta de Castilla y León
”, explica Diego Roca, director de la fábrica de Villadangos del Páramo.

Nuevo Hub Logístico y siderúrgico

Con el apoyo de las administraciones públicas, está previsto el desarrollo de un nuevo ramal ferroviario que conectará las nuevas instalaciones siderúrgicas con la red ferroviaria de León. Las infraestructuras ferroviarias permitirán aglutinar en León un “hub” logístico y siderúrgico con acceso a los mercados de España y Portugal y bien conectado con los puertos marítimos. En este sentido, NSR considera que la inversión en León supone una importante apuesta por la industria española y el mercado europeo del acero.

Vestas seguirá manteniendo su actividad en Castilla y León a través de una oficina de representación en la propia fábrica de Villadangos. Además, mantendrá sus actividades de operación y mantenimiento a través de sus más de 200 técnicos en la región, que supervisan más de 2 GW eólicos.